Voto en Blanco
Voto en Blanco
  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos

Información y Opinión

Quieren construir el "hombre nuevo español"


Nota

A los comunistas no les gusta el hombre existente, cargado de experiencia, sabiduría y deseos de libertad. Por eso quieren destruirlo. Lo que les gustaría es que los hombres fueran perezosos, vagos, incultos, desmemoriados y tan aborregados que renuncien a la libertad y se entreguen a la tutela del Estado. Sólo entonces, con las ciudades, pueblos y tierras llenos de esclavos impotentes y asustados, los comunistas, dueños de ese Estado que lo controla todo, estarán a gusto.

Los comunistas que nos gobiernan quieren destruirnos para construir, sobre nuestras cenizas, el "hombre nuevo" español.

Pedro Sánchez y su gobierno de comunistas. herederos del terrorismo y separatistas totalitarios, auténticos adoradores del Estado y reacios a la libertad, están dedicados en cuerpo y alma, desde el gobierno, a fabricar el "hombre nuevo" español, un ser sin libertad, sin religión, atento a la televisión, sin otros derechos que los que les regalen sus amos y eternamente sometido al Estado.
---



Cartel propagandístico sobre el "hombre nuevo" cubano
Cartel propagandístico sobre el "hombre nuevo" cubano
La primera vez que escuché hablar del "hombre nuevo" fue en Cuba, donde ejercía como corresponsal de la Agencia EFE. Durante mis dos años de estancia en aquella isla-cárcel, escuché a Fidel hablar con frecuencia del "hombre nuevo" socialista, que en su opinión era superior al hombre viejo capitalista. Fidel definía al socialista como solidario y generoso, mientras que el capitalista era malvado y egoísta; el socialista valoraba más la igualdad que la libertad y se sometía gustoso al partido y al Estado, mientras el capitalista siempre ambicionaba el dinero y el consumo.

De la libertad, que es el elemento clave en esa disputa, ni se hablaba.

Los cubanos callaban ante esos discursos, pero casi todos ellos, obligados a ser pobres y austeros por la fuerza, añoraban el antiguo capitalismo y soñaban con la libertad, el consumo y la riqueza. Esa obsesión por los artículos y los productos de la abundancia capitalista se veía en las calles, donde las muchachas se te ofrecían por un paquete de cigarrillos americanos y las tenías a tu disposición durante una semana si les regalabas unos pantalones vaqueros o unas bragas. En una ocasión vinieron unos pintores a pintar mi casa y pactamos un precio de 500 pesos por el trabajo. Cuando estuvo terminado y me disponía a pagarles, el jefe de la cuadrilla me dijo: ¿No puede darnos un par de botellas de coñac español en lugar de ese dinero, que a nosotros no nos sirve para nada?. Les di tres botellas de coñac Fundador y un paquete de Marlboro a cada uno. Su fueron aplaudiendo y diciéndome que los volviera a llamar. Los 500 pesos, para mi, significaban unos 700 dólares porque yo no podía tener dinero cubano sino únicamente el que me cambiaban oficialmente en el Banco de Cuba, pero gracias al "socialismo" y sus miserias, saldé mi deuda con menos de 20 dólares.

A pesar de la martilleante propaganda, el "hombre nuevo" socialista que pretendían crear Fidel y sus comunistas soñaba con largarse de Cuba y lo hacía cada vez que podía, en balsa o burlando la vigilancia policial y pidiendo asilo político cuando salían de la isla-cárcel. El hombre nuevo cubano, como también ocurrió con el hombre nuevo que fabricaban los soviéticos, los rumanos, los húngaros y otros países sometidos al socialismo, no era más que un esclavo camuflado y empobrecido hasta la indignidad.

Pronto aprendí en Cuba que la ingeniería social del comunismo sólo sabe crear monstruos egoístas, ignorantes y llenos de rencor y envidia. Ahora, en la España de Sánchez, aunque ellos lo oculten, veo a los sanchistas trabajando en silencio para crear un español nuevo porque el que existe es demasiado libre y decente para votarles a ellos en masa.

La primera vez que los censores cubanos me llamaron la atención fue tras enviar por las redes internacionales de EFE una crónica sobre el fracaso del hombre nuevo, del que yo decía que estaba tan lejos del castrismo que se salía de la isla cuando podía. Me llamó un funcionario del MINREX (Ministerio de Relaciones Exteriores, que era uno de los encargados de "cuidar" a los corresponsales extranjeros, y me dijo: "Gallego, por ese camino pronto serás expulsado". Recuerdo que aquel tipo era embajador y se apellidaba Tabares, todo un gorila, quizás un verdadero "hombre nuevo", de los que Fidel quería fabricar en masa.

El primero que habló en Cuba del hombre nuevo no fue Fidel, sino Ernesto Che Guevara, según el cual la Revolución no es únicamente una transformación de las estructuras sociales, de las instituciones del régimen, sino también una profunda y radical transformación de los hombres, de su conciencia, costumbres, valores y hábitos, de sus relaciones sociales.

El Che sostenía que una Revolución sólo es auténtica cuando es capaz de crear un "Hombre Nuevo" y este, para Guevara vendrá a ser el hombre del siglo XXI, un completo revolucionario que debe trabajar todas las horas de su vida; debe sentir la revolución por la cual esas horas de trabajo no serán ningún sacrificio, ya que está implementando todo su tiempo en una lucha por el bienestar social.

Después de seis décadas, el hombre nuevo cubano sigue sin nacer y el hombre viejo tiene un hambre infinita de libertad y alimentos. Basta echar un vistazo desapasionado a Cuba para descubrir que la Revolución es un fracaso y que sólo se mantiene gracias a la represión brutal de un régimen que es el más poblado de todo el mundo de chivatos, policías, militares y militantes comunistas dispuestos a todo antes de perder sus privilegios de "amos".

En España, a pesar de que ellos tienen la propaganda, el dinero y el monopolio de la fuerza, el proyecto sanchista-comunista de crear un "hombre nuevo" español se estrellará porque es imposible que unos energúmenos con pocas luces y muchas ambiciones derroten a las fuerza conjunta de la inteligencia, las tradiciones, las libertades, los derechos, la decencia y la naturaleza humana.

Francisco Rubiales


- -
Miércoles, 15 de Diciembre 2021
Artículo leído 909 veces




Comentarios:

1.Publicado por vanlop el 15/12/2021 10:05

Voy a comenzar con una anécdota sobre Cuba.

Por aquel entonces estaba casi recién casado, por lo que pienso que fue a mediados de los 80, cuando nos encontramos con una señora que conocía mi mujer, nos contó que su marido había estado en Cuba trabajando para Telefónica y de toda la conversación se me quedó que las cubanas no llevaban bragas.

Bastantes años después vino una cubana a hacer unos cursos y como tenía amistad con una compañera, por las tardes venía mucho al instituto y tomamos cierta amistad. Cuando ya había confianza, le pregunté si era cierto que las cubanas no llevaban bragas. Ella me contestó que no era cierto del todo, que a las cubanas les gustaba llevar bragas como a todas las mujeres, pero que tenían que elegir entre comprar pan o bragas.

También me contó que ella no se podía casar porque con su sueldo y debía tener un buen sueldo, dado el cargo que tenía, sólo podía mantener a sus padres ya mayores y no podía pensar en casarse. Y les puedo asegurar que es una gran persona.

Eso de elegir entre pan o bragas, lo tengo muy presente y me indigno, relativamente, pues a estas alturas uno no puede vivir en la indignación permanente, cuando leo u oigo a estos mangantes de la casta pontificar sobre las virtudes de este régimen que nos están imponiendo. Porque si el lanar sigue igual, dentro de poco deberemos elegir entre pan o bragas.

Seguramente el proyecto del hombre nuevo, se estrelle en España, no por las pocas luces de la casta, que son menos de las que creemos, pero mayores que las del lanar, sino porque hay una clase media tan poderosa, que a pesar de todos los intentos durante estos cuarenta años, no han conseguido destruirla. El lanar, tan sumiso a todo, sigue manteniendo su deseo de ser clase media y la clase media es opuesta al hombre nuevo.

De hecho, toda la chusma que nos manda desde los escalones inferiores, a lo único que aspira es a vivir como la clase media, quedando vivir como millonarios a los dirigentes. E incluso entre estos se nota una cierta distinción entre los que aspiran a ser millonarios, sin mayores complicaciones y los que aspiran a "pasar a la Historia" en forma de líderes, con sus ideas revolucionarias, sin perdonar los millones, que una cosa es complementaria de la otra. No sé quiénes comprarán esas ideas, porque son lamentables, sin embargo, insisten en mostrarse como grandes pensadores. Estoy pensando en la Sra. Yolanda Díaz, que va de intelectual por la vida, según dicen, a la espera de heredar la presidencia.

Ese es el hombre nuevo (por supuesto, mujer nueva, lo que sea nuevo, nueva, o nueve), que prometer no cuesta nada. Luego cuando alcanzan el poder se olvidan de todas esas "mariconadas", que decía Fidel y van a lo que van.

No sé si triunfarán, porque depende del día, pienso que sí o pienso que no, no creo que lleguemos a verlo. Pero nuestros hijos serán "hombres nuevos" o tal vez no.

He conseguido instalar el corrector y es muy moderno, hasta sugiere palabras y signos de puntuación y en la esquina inferior sale un número que indica los errores que hay en el texto.

Anoche dejé un breve texto en la entrada de ayer.

2.Publicado por pasmao el 15/12/2021 11:14
Buenos días Don Francisco

Es usted muy generoso. "Hombre nuevo español" dice usted.

Lo de "hombre" es muy complicado, en todo caso hermfrodito/a/e... o como se diga ahora. Lo de "nuevo"... supongo que los nazis dirían lo mismo. Y en lo de "español" ahí me entra la risa.. ¿español? cualquier cosa menos español.

En Cuba por lo menos querían hombres ( A Ernesto Che Guevara ya sabemos que opinión le merecían los que no pasaran el filtro, a pesar de que ahora sale su efigie el día del "orgullo" con los colores de la andera de marras)... lo de nuevos vamos a dejarlo, pero al menos cubanos; con punto soviético, visto el cartel, pero no creo que en sus planes estuviera el liquidar cuba ni dividirla internamente. Al menos entonces.

Uno de los caminos de llegar a esos delirios nazis es la destrucción de la familia y sus raíces. Lo hemos visto en el caso de Canet de Mar y ese niño y esa familia discriminada y atacada por los nazionalistas.

Hemos visto también mucha "solidaridad" por aquellos que quieren lo mismo en Galicia, y que promovieron lo que hay en Valencia y Baleares cuando tocaron pelo. Asimismo en muchos medios que se dicen de orientación católica se condena el hecho, mientras que en los colegios concertados religiosos de la Taifas bilingües están a las mismas. Tolerando quizá ese ínfimo 25%, pero deseando que se reduzca al 15%, después al 7%, etc.

Pero no veremos nada con las familias que osen no vacunar a sus niños del COVID. Es posible que incluso estando vacunados ambos padres, y considerando el coste riesgo beneficio hayan decidido no vacunarlos.. pues también en esos casos verán como se los lincha.

De la misma manera que a la familia de Canet de Mar, pero en este caso con la excusa del BICHO y la vacuna.

Sólo que en estos casos no habrá medio de comunicación nacional alguno que los ampare, ni partido que los ampare (quizá VOX los días pares o los impares, a saber), ni institución religiosa.

Estoy seguro de que en las madrasas de Afganistán, donde se adoctrina a los niños para que se pongan los chalecos bomba, tienen mucho mas redaños éticos a la hora de no vacunar a los niños con algo que se sabe que efectos puede tener a largo plazo, y que les protege de una enfermedad que en ellos se da en los casos mas graves en % muy pequeños.

Todo el tema de la vacuna del BICHO y el cómo se enfrenta a una parte de la sociedad con otra, para señalar desde arriba al culpable de por qué en esa sociedad del "hombre nuevo" las cosas no acaban de ir bien. Es una parte fundamental en esa estrategia de destrucción moral. Y en los niños se junta la destrucción de la familia junto con ese enfrentamiento social buscando al culpable para señalarlo.

Seguro que en Cuba ocurría lo mismo.

El que haya personas sensatas y con preparación, que no sean unos frikis, como el del Coronel sobre el que nos comentó el otro día, que pongan en duda todo lo que está pasando y que sean arrojadas a las tinieblas; nos da la medida de que se nos está mintiendo y ocultando información.

Un cordial saludo

3.Publicado por mentalmente el 15/12/2021 12:00
Buenas a todos,

Al ser humano le es natural interesarse por los asuntos públicos, y cuando no es así para muchísimas personas, para un gran porcentaje de la población, es porque hay algo intoxicando en medio de dicha relación.

A veces pienso que en algún momento daré con una explicación clara, sobretodo bastante visual, que aclare todo este lío con todas las peores cosas que nos pasan en el mundo.

"Ponerología política" me parece una referencia interesante para la gente en general. Porque se trata un punto de vista de las cosas que no se suele ver por ninguna parte.

Y ahora bien, este libro trata mucho sobre los totalitarismos más conocidos y que se han vivido en el siglo XX, el comunismo soviético y el nazismo. Ahora bien hay que dejar claro que el autor no defiende una alternativa política clara a estos sistemas políticos.

Y cuando hablo de "alternativa", habría que entender mis ideas, en el sentido de que hay algo más aparte del factor patológico que corrompe ciertas procesos sociales, ideologías,etc. creando monstruos.

La humanidad tiende al progreso, le es natural, igual que a interesarse por los asuntos públicos, siempre estamos intentando progresar, aunque algunos piensen que otros no, la necesidad de progreso de la humanidad siempre va a querer construir alguna clase de sistema político idealizado, que necesariamente va a tener componentes parecidos a algunos ya conocidos, y que han llevado a esos horrores de la historia.

La mezcla de la nueva ideología de progreso, sea la que sea, que no cambie estructuralmente o formalmente el proceso de la partitocracia, de las ideologías de manada (esto significa que tienden a generar grupos ideológicamente identitarios, enfrentados a otros, o abusivos con el resto de la sociedad de individuos libres) con el factor patológico inherente a la humanidad, no advertido, no controlado, poca gente o casi nadie mirando ni pensando sobre ello (sobre lo que trata "ponerología política") da como resultado la patocracia. A todo eso hay que sumar que no basta solamente la ideología de progreso. Tiene que haber unas circunstancias.

Porque si bien las ideas políticas de progreso existen mucho antes del nazismo y comunismo, hay un factor que empieza a hacer que cobren especial relevancia, que es cuando se llega a una situación social de crisis que las convierte en populares, la revolución industrial, que genera unas condiciones nuevas en la sociedad, de crisis en muchos sentidos, que la hacen especialmente propicia a querer volcarse de lleno en ideologías de progreso, primero el comunismo, luego nazismo y fascismo.

Hay que ver que ambas ideologías están vinculadas con la idea base del socialismo marxista, que se divide en uno que pretende ser más fiel a Marx que sería el que luego se mal-llamaría comunismo, pero seguiría siendo socialismo. Luego los otros que identifican problemas en ese socialismo, esa alternativa se convierte en oposición y enemistad absoluta, el fascismo, nazismo, falangismo, que no son iguales pero comparten puntos en común. Pero en verdad todas beben de la filosofía de Marx.

Y el resultado es conocido, aunque ahora quería indicar algo que puede ser importante, para aclarar ciertas cuestiones, no tratadas en "ponerología política", habría que ver que cuando algunas de estos movimientos políticos en diversos partidos y personas, han actuado fuera del sistema promoviendo cambios legales, o se han ejercido funciones políticas secundarias pero no tener en sus manos el poder, o gobernar municipios poqueños, han aportado algo a la sociedad. El poder de turno ha revisado y ha encontrado puntos útiles a la sociedad, a implementado cambios, entonces ha impedido, limitado que la parte fanática, sectaria, patológica, enferma en general, de estos movimientos afecte a la sociedad.

Esto demuestra que el deseo, aunque sea un deseo que parece loable en sí mismo, como es el "progreso", sin control produce un efecto desastroso, pero si hay algo más que lo controla puede traducirse en cosas positivas. Es como si el deseo de progreso de estas organizaciones políticas, puesto que tienden a separarse del resto de la sociedad y realimentar sus propias ideas, se convierte en obsesión, y les anulara en cierta manera la inteligencia, su contacto con la realidad humana normal, ese proceso propagandístico, ideológico, autoalimentado, autopotenciado, dentro de esas organizaciones, anulara facultades necesarias para ser persona civilizada.

Este mismo fenómeno ocurre parecido con las personas que siempre se informan por un mismo sitio, que no tratan de ver otros puntos de vista, al final eso termina llevando a alguna cosa mala. A un resultado insalubre de la condición humana. Es muy fácil ser parcial al respecto de puntos de vista que ni siquiera están presentes. El daño que produce la censura no es solamente una cuestión de principios, moral, etc. La censura impide al ser humano comunicarse adecuadamente e interpretar correctamente lo que sucede a su alrededor. Distorsiona la percepción de la realidad, siempre con buenas intenciones, pero una distorsión al fin y al cabo, y eso produce un efecto malicioso, tanto en la persona como en la sociedad, donde está esa censura, a corto o a largo plazo.

El problema es cuando estas ideologías de progreso tienen el poder, el poder del tipo que sea. Ahí es cuando todo se va al traste. El deseo de progreso no debe gobernar, porque algo pasa en ese punto que se invierte, se convierte en el progreso del deseo, pero no por ello significa que ese deseo no deba cumplir alguna función dentro de la sociedad. El deseo existe por una razón, pero no por ello significa que debemos rendirnos a él, hay que dominarlo, solo así se puede obtener un resultado que pueda ser satisfactorio.

Con todo esto quiero tratar de mostrar que dentro de las ideologías de progreso, incluyendo las que están salpicadas históricamente de los mayores crímenes contra la humanidadad, hay verdadero progreso, hay aportes hacia el bien de la humanidad, y circunstancias todavía no comprendidas del todo, unas tienen que ver con el factor patológico inherente a la humanidad, otras seguramente con una dinámica propia del deseo progreso sin control, que han sucedido simultáneamente junto a estas ideologías, han hecho que funcionen para hacer el mal.

Hay que fijarse como muchos de los regímenes que podrían llamarse "patocráticos", intentan hacerse ver a sí mismos como "democracias", como sistemas justos, nobles, etc. toda clase de palabrería que se pueda, y lo hacen constantemente. Sea por propaganda, por manipulación, o por autoengaño, siempre se tiende a ese mismo resultado. Los más fanáticos socialistas están diciendo cada cierto tiempo que defienden una democracia, y que una democracia es que todo el mundo tenga un trabajo, una casa, comida, etc. todas cosas materiales que nada tienen que ver con el acceso al poder político del ciudadano.

A ese punto llega el nivel de obsesión con una idea de progreso, de querer confundir o cambiar el significado de las palabras, solo para tratar de venderlas mejor, en un sistema electoralista, a un público que sabe que no las querría si les vendieran su ideología de manera honesta. Aquí se puede ver como hay intenciones impuras, hay algo retorcido que necesariamente no puede acabar bien.

Un saludo.

4.Publicado por vanlop el 15/12/2021 23:46

Me van a perdonar, especialmente D. Francisco, la hora en que mando estos comentarios, pero es que surgen conforme voy leyendo noticias.

Primera noticia, da hace un par de días.

Siempre pensé que Nueva Zelanda es un país serio, agradable para vivir (salvo por los terremotos) y con una democracia consolidada y activa.

Se ve que eso era antes. Ahora: (copio y pego)

La primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, una de las mayores defensoras de la inyección del veneno, incrementó su patrimonio en 2021 ¡en 24 millones de dólares! Casi con total seguridad, fruto de los sobornos recibidos de la industria farmacéutica. Recordad: esto mismo ha sucedido en todos los países. https://100percentbest.com/jacinda-ardern-net-worth-in-2021-salary



Se ha hecho un montaje teatral o lo que sea, de una obra satánica, en el IFEMA, personalmente me resulta indiferente por varios motivos, pero si yo fuera una autoridad, no lo permitiría en zonas dependientes de mí. Porque debo cuidar que no se ofenda a una parte d elos ciudadanos.

El IFEMA depende de la comunidad y del ayuntamiento, ya sabemos que el alcalde es un maricomplejines, pero que la Sra. presidente dé el visto bueno resulta, aparentemente, contradictorio, hasta que repasamos otras actuaciones y vemos que en el fondo sigue siendo una progre de derechas.

Y esa es la gran esperanza del pp.


Están ahora en pleno juicio contra Ghislaine Maxwell, la ayudante del tipo aquel se 'suicidó' u que llevaba a los peces gordos a su isla de las 'lolitas'.

Pero la cuestión más importante, creo, es que no se van a dar a conocer los nombres que aparecen en las listas de visitantes a la isla.

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.


 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.




HIENAS Y BUITRES. PERIODISMO Y RELACIONES PERVERTIDAS CON EL PODER


Hienas y buitres es un libro escrito para despertar y movilizar las conciencias dormidas e intoxicadas desde el poder. Leerlo representa un vuelo rasante por encima de los secretos de la comunicación moderna y de los recursos y trucos que utiliza el poder para ejercer el dominio.
Las relaciones entre políticos y periodistas siempre han sido tormentosas. Son dos poderes decisivos que en las últimas décadas han pretendido dominar el mundo. En ocasiones lo han mejorado, pero otras veces lo han empujado hacia el drama y el fracaso. Políticos y periodistas se aman y se odian, luchan y cooperan, nos empujan hacia el progreso y también nos frenan. Son como las hienas y los buitres, que comen y limpian huesos juntos, pero sin soportarse. Al desentrañar el misterio, aprenderemos también a defendernos de sus fechorías.
Los medios son la única fuerza del siglo XXI que tiene poder para poner y quitar gobiernos y para cambiar los destinos del mundo.
[Más]


DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN


Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]





Sindicación RSS Acceso Miembros