Voto en Blanco
Voto en Blanco
  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos



Información y Opinión

Inés del alma mía, otra producción antiespañola


Nota

Si está usted siguiendo la serie "Inés del alma mía" y es usted un español decente, seguro que está enfurecido. Se trata de otra producción "progre" en la que se denigra a España y se arroja estiercol sobre una historia que fue grande y heroica, pero que en manos de los cineastas de la falsa progresía se transforma en basura que alimenta la leyenda negra y falsea la verdad.
---



Inés del alma mía, otra producción antiespañola
Muchos españoles nos quejamos con razón de que nuestro cine no aprovecha las grandes gestas históricas protagonizadas por España y los españoles, gestas que incluyen la conquista de América y parte de Asia y Oceanía, además del dominio sobre Europa y las grandes potencias de la época. Pero cuando afrontan ese reto, nos avergonzamos de nuestros cineastas porque no saben sacarle partido a la Historia, ni se atreven a reflejar toda la grandeza que España acumuló. Dominado por la cultura marxista y progre, nuestro cine siente vergüenza de afrontar la verdad de la Historia, a la que siempre trata con complejos y retratando a nuestro héroes y próceres como personas generalmente rastreras y miserables.

Es lo que curre, por desgracia, con la serie Inés del Alma mía, que pretende narrar la gesta de la conquista de Chile, pero que refleja más las tropelías y crueldades de una tropa desaliñada y sucia de españoles, sin una pizca de grandeza.

La imagen de los hermanos Pizarro está tratada con una injusticia casi delictiva, siendo presentados en la serie como rufianes sin un átomo de grandeza, sobre todo Hernando, hermano e influyente consejero del conquistador Francisco Pizarro, gobernador del Perú.

Después de contemplar lo que España hace con su Historia, uno termina alegrándose de que nuestros mediocres cineastas progres no se atrevan a afrontar producciones cinematográficas sobre personajes tan fascinantes y grandiosos como Blas de Lezo, el Gran Capitán, los Reyes Católicos y otros muchos. Si hiciéramos cine para tratar sus gestas, reflejaríamos, con toda seguridad, bajeza, miseria, complejos y odio, como si en lugar de españoles los directores y guionistas de esas producciones fueran enemigos de nuestra nación y promotores de la Leyenda Negra.

Nuestra conquista de América tuvo episodios gloriosos y otros crueles y criticables, pero nosotros, en nuestro cine, sobre todo en el financiado con nuestros impuestos, que es casi todo, deberíamos resaltar los aspectos positivos de aquella gesta, que son muchos, y dejar a los enemigos de España que destaquen los negativos. El problema de España es que el peor enemigo siempre suele estar dentro.

El mediocre cine español ha destrozado ya numerosos capítulos de nuestra Historia llenos de heroísmo y mérito, presentándolos como bajos y rastreros. Un ejemplo reciente fue el film sobre los últimos de Filipinas, en el que los héroes de Baler fueron presentados ante el público como locos medio drogadictos y descerebrados.

Países como Estados Unidos, con una historia pobre y corta si se la compara con la poderosa Historia de España, han sabido explotar sus logros y hazañas a través del cine, donde han exaltado su historia y rara vez han reflejado los muchos aspectos negativos de su pasado. Estados Unidos es un modelo de cómo el cine puede servir como vehículo eficaz de propaganda y de prestigio para una nación, mientras que España es justo lo contrario.

Inés del alma mía es una miniserie, de ocho capítulos, nacida de una adaptación de una novela de Isabel Allende, que narra las peripecias y gestas de una mujer española guerrera y valiente, que fue la primera en pisar la tierra de Chile, acompañando a su amado Pedro de Valdivia. Es una coproducción hispano-chilena, dirigida por Nicolás Acuña y Alejandro Bazzano, con gran protagonismo del capital y del "hacer" español y de la televisión pública de España (RTVE). En el reparto figuran Elena Rivera, Eduardo Noriega, Benjamín Vicuña, Enrique Arce, Carlos Bardem, Patricia Cuyul y otros.

Inés Suárez partió en 1537 para las Indias en busca de su marido y terminó por convertirse en una conquistadora que nunca volvió a España y que encontró allí al amor de su vida, el famoso conquistador español Pedro de Valdivia. Juntos protagonizarán un romance inolvidable mientras se embarcan en una aventura que les convertirá en los principales artífices del nacimiento de una nación. Las hazañas vividas junto a su amado la llevarán hasta el lejano y desconocido Chile.

Inés del Alma mía pudo ser grande, pero sólo es otro capítulo de nuestro fracaso cinematográfico y de nuestra bajeza a la hora de afrontar nuestro pasado.


Francisco Rubiales

- -
Miércoles, 11 de Noviembre 2020
Artículo leído 1562 veces




Comentarios:

1.Publicado por vanlop el 11/11/2020 08:13

Esto me refuerza en mi decisión de no mirar el televisor, salvo para algunos documentales y algunas noticias de confianza.

No es que quiera ponerme conspiranoico, pero que la foto que pone diga "amazon exclusive", creo que nos aclara un poco por donde van los tiros.

No hay forma de destruir nada, especialmente un país, si no se hace desde dentro y aquí se ha jugado mucho a eso, desde siempre, creo que es el deporte nacional. Así que se fomente este deporte y se hace que mucha gente hable mal de España y que los que tengan algo que decir, lo digan. Caso de los escritores y los del cine y si de paso se hace un cine tan horrible que a los espectadores no les queda otra que ver cine useño, que sí ensalza sus valores, al final lo que tenemos es un país transculturizado y que ha perdido sus esencias. Lo que han pretendido conseguir desde siempre los enemigos de España.

Afortunadamente los españoles estamos vacunados contra eso y no prestamos demasiada atención a los que nos desprestigian. en realidad no prestamos atención a anda que se salga de nuestros esquemas. Porque más que se critica al gobierno es imposible y hay muchos, sin ser subvencionados, que le seguirán votando. Pero son demasiados años de desprestigio, desde antes de la transición, incluso y eso acaba por pasar factura. Así tenemos una población, que entre la logse y las películas, no tiene ni idea de lo que es España y cualquier cantamañanas puede soltar sus dispares impunemente.

Pero como digo, la gente se toma todo esto con filosofía, de no ser así, España habría desaparecido hace dos siglos. Incluso los separatistas no consiguen demasiados votantes convencidos. La mayor parte de los catalanes que votan separatista lo hacen porque esos partidos le sacan los cuartos a Madrid y ellos viven un poco mejor, pero habría que ver lo que votan si de verdad se enfrentaran a la secesión. En vascongadas la cuestión es un poco distinta, donde las subvenciones y el miedo son los protagonistas, aparte que muchos tuvieron que irse y eso son menos votos para los no nacionalistas.

Pero todo tiene un límite y dado que poca gente quedamos educados en el amor a España, que como digo la cosa comenzó ya en los sesenta, no sé si esto podrá aguantar mucho más. La gente cumple con aquello de "se es español cuando no se puede ser otra cosa" y como consecuencia, cuando uno ha perdido las raíces, la tristeza se apodera de la persona, pues no hay una razón para vivir. Porque no importan los bienes materiales, lo que da razón para vivir no son estos, son los espirituales y el patriotismo es uno muy importante. En Francia es el único y nadie cuestiona la existencia de Francia.

No sabemos lo que nos deparará el futuro, no sabemos si España desaparecerá o se volverá el patriotismo, porque aunque la situación es desesperada, la gente tiene recursos suficientes para dar la vuelta a lo que hay y en muy poco tiempo.

2.Publicado por Emérito el 11/11/2020 09:36
La historia se puede vestir como se quiera y la realidad es interpretable, solo quedan los hechos, que también lo son. He visto la serie, es cierto que no desprende un gran entusiasmo por ensalzar la grandeza de aquellas personas pero tampoco la denigran, simplemente las muestra como personas, con sus miedos, virtudes o miserias. Nadie debe pensar que aquellas personas en aquel entorno y tiempo se comportaron modélica mente, eso sería inhumano, endiosar personas, si lo que se quiere es hacer una leyenda adelante, la historia es otra cosa.
Del mismo modo tampoco se puede mirar y juzgar a una persona del siglo XVI con el prisma de hoy día, eso es ridículo.
El mito cuando se humaniza deja de ser mito.

3.Publicado por El Guerrer Místico el 11/11/2020 09:49
Como dice vanlop, los que quedamos ya estamos vacunados, pero no vencidos. Bien lo saben y por eso siguen tirando contra España todo lo que tienen.

Aun así, no está demás decir que mientras quede uno en pie nuestra nación seguirá viva y no lo van a tener fácil, porque esto... Es un tercio español.

4.Publicado por pasmao el 11/11/2020 11:03
Buenos días Don Francisco

Hace tiempo que no veo ninguna producción de cine o TV que tenga que ver con España. Me refiero sobre todo a los actores/actrices, dirección, producción, etc.. tanto que cuando me llegan ecos a través de terceros, mayormente ligados al mundo del "famoseo" no tengo ni idea de quienes son.

El problema es que no es sólo que se denigre mas o menos a España, a nuestra historia y tradiciones, que también. Es que son malísimos. Actúan fatal, la dirección suele ser pésima, el guión un truño y la producción una truña.

No me extraña que necesiten ser subvencionados desaforadamente.

Lo mas grotesco es que esos mismos actores en producciones extranjeras (a veces sale alguno), sin ser magníficos, no resultan tan indigestibles. Eduardo Noriega, por ejemplo.

No se los directores, la producción, etc..

El caso es que parece que cuando están juntos en una producción española se juntan unas sinergias negativas que hacen que todo sea indigestible. La famosa "casa de papel" o el "ministerio del tiempo" incluidos.

Cómo serie de comedia grotesca, que refleja muy bien el mundo surrealista del humor absurdo español, yo creo que sólo he podido ver "la que se avecina". Aún con todos sus guiños progres y snobs la calidad de muchos de sus actores y ciertos "golpes" del guión la hacían visible.

Tengo Neflix, por "obligación familiar". Sugiero al personal; y aunque ahí se muestra lo peor de ese progresismo globalista, que si buscan en producciones turcas, coreanas.. mucho mejor subtituladas.. encontrarán pequeñas joyas (muy ñoñas eso sí) que ensalzan los valores familiares, de verdadera amistad, sin escenas de sexo de todo tipo, sin concesiones al mundo feminazi y LGTBi, etc..O sea, que si existe un mundo donde otro tipo de cine y TV es posible, y no creo quesea sólo en esos dos países.

Respecto la serie que menciona usted, obviamente ni me asomaré a verla, y me temo que antes o después acabará recalando en Netflix. Pero intuyo que lo peor es el aspecto autodestructivo que proyecta. Se puede incluso aceptar que varias cosas de lo que dice la Leyenda Negra pueden haber sido ciertas, pero contrapesándolas con lo que hubo de positivo. Porque un Imperio cómo el español no pudo haberse impuesto sólo por la fuerza y la animalidad, dejando la huella positiva (que también) ha dejado; si no hubo otros aspectos a considerar. Y de eso seguro que la serie no cuenta nada.

Un cordial saludo y gracias por avisar.

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.





 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.




HIENAS Y BUITRES. PERIODISMO Y RELACIONES PERVERTIDAS CON EL PODER


Hienas y buitres es un libro escrito para despertar y movilizar las conciencias dormidas e intoxicadas desde el poder. Leerlo representa un vuelo rasante por encima de los secretos de la comunicación moderna y de los recursos y trucos que utiliza el poder para ejercer el dominio.
Las relaciones entre políticos y periodistas siempre han sido tormentosas. Son dos poderes decisivos que en las últimas décadas han pretendido dominar el mundo. En ocasiones lo han mejorado, pero otras veces lo han empujado hacia el drama y el fracaso. Políticos y periodistas se aman y se odian, luchan y cooperan, nos empujan hacia el progreso y también nos frenan. Son como las hienas y los buitres, que comen y limpian huesos juntos, pero sin soportarse. Al desentrañar el misterio, aprenderemos también a defendernos de sus fechorías.
Los medios son la única fuerza del siglo XXI que tiene poder para poner y quitar gobiernos y para cambiar los destinos del mundo.
[Más]


DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN


Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]





Sindicación RSS Acceso Miembros