Voto en Blanco



Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


En Portada

Información y Opinión

España es el país mas "comunista" de Europa

30/04/2016 - - -
Si el comunismo es esperar que el Estado te lo resuelva todo y huir de las responsabilidades de la ciudadanía, entonces España es el país más comunista de Europa.
---
Los españoles llevan demasiado tiempo alejados de la verdadera libertad, de las responsabilidades cívicas y sometidos al poder del Estado: en la II República, en el Franquismo y ahora en la falsa democracia, sistema éste que ha creado el más fuerte de los estados posibles, el único que somete a sus ciudadanos haciéndoles creer que son libres.

La verdadera división del mundo no es entre derechas e izquierdas, como los partidos quieren hacernos creer, sino entre estatalistas y demócratas.

Los estatalistas creen en el Estado y quieren que el Estado intervenga y lo resuelva todo, renunciando al papel protagonista del ciudadano en la política y la organización del mundo. Comunistas y fascistas están en este mismo grupo, unidos por la adoración al Estado y el predominio de lo colectivo sobre lo individual y del orden sobre las libertades y derechos.

Los demócratas desconfiamos del Estado, rechazamos el intervencionismo, anteponemos las libertades y derechos individuales a los colectivismo y asumimos que el ciudadano es el soberano y que tiene derecho a decidir, a controlar a los gobernantes y a imponer sus criterios y deseos a los gobiernos.

A los demócratas nos gusta un Estado mínimo, reducido, al que sólo se le permita arbitrar y decidir en momentos de crisis, cuando la sociedad, por si sola, no pueda solucionar los problemas. También nos gusta disponer de una sociedad civil libre, fuerte y organizada, capaz de controlar y de servir de contrapeso al poder del Estado, al que debe sujetar con vigor por las bridas.

Si las cosas son así, en España no hay ni un sólo partido político democrático porque todos son adoradores del Estado, intervencionistas y carentes de respeto por la ciudadanía y la sociedad civil. Tampoco hay muchos políticos demócratas porque aceptan encuadrarse en esas formaciones verticales y sin democracia interna llamadas partidos políticos, que suelen funcionar más como mafias de poder que como instrumentos de participación ciudadana en las decisiones y en la vida política. Todos los paetidos actuales de España apuestan por el gasto y ninguno apuesta por la reducción del Estado, que es la única vía para sacarnos de esta ruina.

Hay muchos ciudadanos inocentes que creen que el comunismo y la democracia son polos opuestos, cuando la verdad es que las falsas democracias o las democracia degenerdas, como la actualmente vigente en España, son dos caras de la misma moneda estatalista e intervencionista.

Sabemos que la democracia representativa moderna no es, ni mucho menos, el sistema opuesto al comunismo. Si lo fuera, no habría resultado tan fácil el tránsito del comunismo a al democracia realizado por los europeos orientales, cautivos durante décadas del stalinismo. En realidad, son dos sistemas más parecidos de lo que la gente cree. La diferencia principal es que la democracia permite dos derechos importantes: votar y ejercer un elevado margen de libertad de expresión, mientras que el comunismo, torpemente, los suprimió.

La gente vota y grita en las democracias, pero ni el voto, ni el grito dañan la hegemonía de los oligarcas en el poder. El Estado en las actuales democracias degeneradas es, si cabe, todavía más fuerte y dominante que el Estado soviético, además de mucho más inteligente. No necesita la censura porque ha logrado imponer la autocensura y gestiona el miedo y la mentira de manera sofisticada y hábil, logrando que los esclavos se sientan libres. Los poderosos en las democracias gozan de los mismos o superiores privilegios que los que disfrutaba la nomenklatura de Breznev: sueldos altos, coches oficiales, acceso a la corrupción y a fondos secretos, impunidad práctica, poder sobre los demás, ostentación, etc.

El sistema seudodemocrático que nos gobierna y el anticuado sistema soviético funcionan con el mismo mecanismo básico: El Estado aplica fuerza letal a toda la población para abastecerse de todo lo necesario, sin tener que justificarse ni rendir cuentas. Ambos sistemas son dictaduras opresoras, pero la falsa democracia es más hábil e inteligente porque hace creer a los esclavos que son libres y que sin el Estado estarían perdidos, cuando en realidad, con un Estado débil y bajo control ciudadano el mundo sería mil veces mejor y más humano y decente.

Francisco Rubiales





 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros