Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Comunicación y Medios

España: demasiados periodistas al servicio del poder dominante


Nota



España: demasiados periodistas al servicio del poder dominante
El periodismo español está en crisis y el hundimiento de su prestigio e imagen solo es comparable al de los políticos, todavía más intenso. Los miles de periodistas españoles que han renunciado a la independencia crítica y abandonado el servicio a la verdad para tomar partido han dejado de ser periodistas y se han convertido en comisarios políticos y en miembros de la odiosa "policía del pensamiento".

Por desgracia, quedan pocos periodistas verdaderos en este país, donde la mayoría ha desertado de la verdad y de la independencia y ha tomado partido por el poder dominante. Conscientes de lo bajo que han caído, deberían irse voluntariamente de las asociaciones de la prensa y crear nuevas asociaciones gremiales de "propagandistas", "publicistas" o "agitadores", porque en el periodismo democrático ya no tienen sitio.

El periodismo atraviesa momentos muy difíciles en España y reclama una revolución que le devuelva la dignidad. Los profesionales debemos asumir que, cuando alguien abandona la independencia y se alinea con alguno de los poderes dominantes, también abandona voluntariamente una profesión que nació vinculada a la verdad.

Desgraciadamente, el grueso del periodismo español, consciente o inconscientemente, ya ha tomado partido y sirve hoy a alguno de esos partidos políticos que pugnan más por la conquista del poder que por servir a la ciudadanía. A cambio de su sumisión al poder, reciben dinero, protección y privilegios, o al menos esperan recibirlo.

El análisis es duro pero impecable: aquellos periodistas "sobre-cogedores" que recibían dinero de sus fuentes, erradicados en los primeros años de la democracia, vuelven ahora a nutrir las asociaciones de la prensa españolas y crecen cada día en las redacciones. El "sobre" no suele ser ahora un vulgar fajo de billetes, sino que adquiere la forma de cargos destacados, puestos en tertulias de radio o televisión, asesorías bien pagadas, presencia en consejos de administración, encargos bien remunerados por el partido o el gobierno, etc. Pero el resultado es el mismo que cuando recibían el antiguo sobre corrupto: traición a la independencia y a la verdad, corrupción en definitiva.

La independencia y la verdad son irrenunciables para un periodista y aquel que haya tomado partido y trabaje para el gobierno o para un partido político, entregando a cambio su independencia y libre pensamiento, debería ser expulsado de las asociaciones de la prensa. Cuando un periodista abandona el servicio a la verdad y se entrega al poder dominante, a cambio de privilegios y de recompensas, además de convertirse en basura, traiciona la democracia.

Edmund Burke definió el periodismo como el cuarto poder, "opuesto al Estado y a sus grupos de interés"; la escritora india Vandana Shiva celebra "la insurrección del saber subyugado" contra "el saber dominante" del poder; Bertrand Russel decía que un hombre honrado "debe estar siempre contra el gobierno"; Vargas Llosa afirma que el periodismo es el mayor garante de la libertad; Nosotros agregamos que el auténtico periodista es siempre un opositor inveterado del poder dominante y no su parásito servil. que los medios de comunicación deben ser "la voz del pueblo", no "el comercio de la autoridad".

El periodismo democrático se forja en el siglo XVIII en la lucha contra el absolutismo y el "Antiguo Régimen", al que ayuda a derrotar, y nace orgulloso, independiente, libre y unido a la verdad, alumbrando una nueva era, con la triple misión de informar, formar y fiscalizar y controlar a los grandes poderes con la información veraz y la denuncia. Cuando los periodistas no cumplen esas misiones, intrínsecamente unidas a la profesión y vitales para la democracia, deja de existir la democracia y ellos pierden el derecho a llamarse periodistas y a caminar con la frente alta.

Hay tres niveles de traición mentirosa a la verdad, al periodismo y a la democracia: la peor es la de los que mienten porque ya han tomado partido y aceptado libremente poner su pluma y su inteligencia al servicio de uno de los bandos que compiten por el poder; el segundo nivel es el de los que mienten porque reciben o esperan recibir privilegios y premios de los poderes a los que sirven; el tercero, el único que tiene perdón, aunque no justificación, es el de los pendejos que mienten porque son engañados, porque ni siquiera perciben que lo que difunden son mentiras y engaños elaborados en los laboratorios del poder.

El mundo está plagado de periodistas servidores de la mentira, como aquellos que justificaron la agresión al pueblo de Irak afirmando que poseian armas de exterminio masivo que amenazaban a Occidente, o aquellos que silencian en España que el Estatuto de Cataluña es un atentado contra la Constitución, la igualdad, la solidaridad y la decencia de nuestra democracia, o los que silencian las indecencias que el poder dominante llegó a fraguar para arruinar a ENDESA y entregarla al capital extranjero, o los periodistas norteamericanos que siguen defendiendo todavía la invasión de Irak o Vietnam, o los que se mantuvieron callados en la posguerra, mientras el senador MaCarty violaba la Constitución de Estados Unidos en busca de comunistas, o los muchos miles de periodistas comunistas que no sólo silenciaron los crímenes del fascismo rojo estalinista, sino que babeaban en torno al poder para recibir ciertos privilegios de la "nomenklatura". También sirven a la mentira los muchos periodistas dedicados a fabricar argumentos para el poder en los muchos think tanks subvencionados o los que tergiversan la verdad cada día en los medios controlados por el poder dominante o los que inventaron terroristas suicidas en los atentados del 11M, o los que diariamente, frente a sus cámaras, micrófonos, periódicos, revistas y blogs, son incapaces de criticar a ambos bandos, tomando ciegamente partido por uno de ellos, alimentando así la hoguera del odio que enfrenta a la derecha con la izquierda y a unos españoles con otros.

Muchos periodistas, para justificar su traición a la verdad y a la profesión, alegan que la vida es difícil, que tienen hijos y esposa que mantener o que lejos del poder el frío es insoportable. Otros alegan que el poder acosa y castiga a los que se niegan a servirle. Pero todos deberíamos ejercer el derecho a ser rebeldes, recobrar la valentía, a recuperar con urgencia el control de la información y a retornar al irrenunciable servicio a la verdad, sin el cual la democracia es imposible.

Mientras nos decidimos a ser dignos y rebeldes, aunque sea desde la pocilga, quizás nos convenga pensar en aquella frase que repetía Martín Luther King: “b[Nadie se nos montará encima si antes no doblamos la espalda]b”.



Francisco Rubiales
Miércoles, 3 de Diciembre 2008
Artículo leído 4238 veces




Comentarios:

1.Publicado por eduardo caldarola de bello el 03/12/2008 10:42
Vale, Paco. Esto es, lamentablemente, así, pero aquí hecho en falta el papel de los "consejos de administración" de los medios en todo este tinglado perverso. Cuando en un medio público -admistrado por unos o por otros-, por ejemplo, si tu haces una simple pregunta sobre una determinada decisión que se toma "en las alturas", recibes la respuesta "esto se hace porque lo digo yo" y todos seguimos el ritmo porque hemos aceptado que "el que paga, manda"........., lo tenemos crudo (los "periodistas" jóvenes de hoy son simples recaderos -hablo muy en general- que ni siquiera cuestionan la realidad).
En los medios privados, más de lo mismo........
Tal como está el patio, aunque es imprescindible hacerlo, incluso por nuestra propia salud mental, será complicado, muy complicado "recuperar la dignidad y la rebeldía".

2.Publicado por paolo della sala el 03/12/2008 11:48
Muy interesante, en Italia es el mismo. Aquì non hay que "cortigiani" del rey y tambien escalavos inamorados del anti-rey. En el medio, nada y nadie.

3.Publicado por Miguel Higueras el 03/12/2008 12:20
Paco, nuestro comun Carlos Ferreira relataba que, cuando le decía a un colega que era el periodista más sobrecogedor que había conocido, "el muy pendejo se sentía orgulloso".
Siempre los hubo, pero en el tiempo pasado, que era mejor no solamente porque éramos más jóvenes, eran la excepción y no la regla.
Se decía de uno conocido por "allosenfantsdelapartrie" como continiuacion de su nombre propio, que empezaba a cobrar en Atocha y terminaba en la carreterra de Burgos.
Pero se necesitaba un candil para descubrir a los trincones.Ahora es indispensqable para encontrar al honesto, sobfre todo si los buscas en la cumbre.
Será por despecho o por envidia de los que han tenido tragaderas para sobrevivir tan opíparamente, pero la verdad es que hace tiempo que dejé de sentirlos como colegas mios. Yo he salido ganando, por lo mnos ante mí m ismo, la única persona del mundo a la que no puedo engañar. Te envidio por tu ingenuidad de seguir predicando en el desierto. Nno me gustaría que te confundieran con San Juan Bautista. Miguel.

4.Publicado por Pepe Lotas el 03/12/2008 12:28
Los periodistas están más expuestos que otros a la contaminación por el Poder, por una cualidad que emana de su oficio: la de crear opinión. Pero esta cualidad, aunque beneficiosa para los genuflexos, tiene su contrapartida en la reprobación, si no desprecio, que la opinión atenta de sus lectores les otorga a los subyugados por el Poder.
Quien contamina, paga (salvo en los rebaños y en los mítines).

5.Publicado por GarcíaFuentes Antonio el 03/12/2008 12:39
Lleva usted razón... pero sin saber la edad que tiene (yo soy viejo) y por sintetizar la situación de pudrición en que vivimos... "esto ya va siendo en dictadura, un franquismo sin Franco... ahora hay miles de "franquitos" Y lo denuncié ya en mi libro "ESPAÑA AQUÍ Y AHORA" (1984 la 1 y 1985 la 2 edic) "CAMBIAMOS UNA DICTADURA POR MIL DICTADURILLAS", el libro dice muchas cosas más, que tristemente se fueron cumpliendo... en cuanto a la corrupción de estos "escribas" (periodista y escritor son cosas demasiado serias para denominar a estos pobres diablos) es peor aún que con Franco, pues con Franco, lo hacían por miedo... ahora lo hacen por llenar mejor la barriga y por más dinero; pero esa corrupción no es solo en estos pobres dialblos, existe en todos los gremios que propicios a chupar del dinero público, se venden "por un plato de lentejas"... así es que meta usted en la lista, desde a jueces, claramente vendidos al poder, hasta los más modestos oficios que tragan con lo que sea por llegar a los fondos públicos... vivimos ya sumergidos en una corrupción tan grande, que dificilmente podrá ya ser controlada. Finalmente una metáfora: "Si Franco existe en la otra vida y desde ella ve el panorama de España... seguro que se está partiendo de risa"... y a ningún imbécil se le ocurra decir que siento nostalgia... mi padre está en una fosa común, por que lo fusilaron los de Franco... PERO LA VERDAD Y POR DOLOROSA QUE SEA, ES LA QUE NOS PUEDE SOSTENER PARA NO VOLVER A SITUACIONES PEORES, QUE ES HACIA DONDE CAMINAMOS, si en las próximas elecciones no mandamos a la mierda, tanto a los que están en el poder como a los que lo dejaron (A TODOS) PUES TODOS HAN FRACASADO Y DE TODOS ES LA CULPA, INCLUIDOS REGIONALISTAS: AGFwww.jaen.ciudad.org (allí mucho más)

6.Publicado por Miguel Higueras el 03/12/2008 12:38
Paco: nuestros común Carlos Ferreira relataba que, cuando le decía a un colega que era el periodista más sobrecogedor que había conocido, "el muy pendejo se sentía orgulloso".
Siempre los hubo, pero en el tiempo pasado que era mejor no solo porque éramos más jóvenes,eran la excepción y no la regla.
Se decía de uno conocido por "allonsenfants de la patrie" como continuación de su nombre propio, que empezaba a cobrar en Atocha y terminaba en la carretera de Burgos.
Pero se necesitaba un candil para descubrir a los trincones. Ahora es indispensable para encontrar al honesto,sobre todo si lo buscas entre los de la cumbre.
Será por despecho o por envidia de los que han tenido tragaderas para sobrevivir tan opíparame pero hace tiempo que dejé de considerarlos colegas míos.No ganan ellos en la discrepancia, sino yo, por lo menos ante mí mismo, la única persona a la que me sería imposible engañar.
Envidio tu ingenuidad de empecinarte en predicar en el desierto, pero no me gustaría que te confundieran con San Juan Bautista. Miguel.

7.Publicado por antonio barreda el 03/12/2008 14:07
Excelente artículo, manifiesta palabra por palabra el drama que ocurre en esta país con la profesión de periodista. Hoy se paga por opinar, no por informar, en detrimento de la verdad y de los ciudadanos.

8.Publicado por paolo della sala el 03/12/2008 16:31
Escribé algo sobre este articulo y otros, aquì:
http://leguerrecivili.splinder.com/post/19228081/Berlusconi%2C+la+Spagna%2C+gli+USA

9.Publicado por Francisco Garrudo el 03/12/2008 16:33
Muy certera y justificada su denuncia.
Dicen que el poder corrompe. Maticemos. Sólo al ser humano se le puede aplicar el concepto de ‘poder’ como capacidad de control. En el ser humano toda forma de poder puede corromper: el poder ejecutivo, el que lo hace de una manera más obscena. El poder físico (por ejemplo el del macho humano frente a la hembra, no así el del león frente al impala), el que lo hace de una manera más violenta. El cuarto poder no podía estar libre de pecado, como muy bien denuncia usted.
Pero el poder -sea ejecutivo, físico, académico, sindical, del medio de comunicación, etc.- sólo puede corromper a quien es corruptible. Quien en cualquier nivel (sea individual, familiar, empresarial, académico, institucional...) no actúa de acuerdo con sus principios, sus ideas o sus creencias por conveniencia monetaria es tan corrupto como cualquier otro. La diferencia radica sólo en la responsabilidad, multiplicada geométricamente, que tiene el que ejerce su poder sobre la sociedad y no sobre un individuo o algunos individuos: el político, el juez, el legislador o el periodista corruptos son de alguna manera ‘genocidas’ al dañar a toda la sociedad.
Ya es hora de que los ciudadanos, con llamadas de atención como la que usted hace, tomen conciencia del poder (in/de)formativo de los medios de comunicación y les exijan, como mínimo, lo mismo que a las otras formas de poder.
Francisco Garrudo

10.Publicado por jashondo el 03/12/2008 17:51
Me resulta dificil encontrar un periodista que no sea sectario.Jamas encontre ninguno que defendiera la verdad.Lo que si he notado es que se ha pasado de defender principios a defender partidos politicos.Es un matiz,si bien , importante y es solo fruto del enorme peso del partido politico -famiglia y como estos han echado sus tentaculos por toda la sociedad dificil.
El hastio se hace vertigo cuando algunos,nos damos cuenta de que en las cosas que nos afectan ,ambos partidos son intercambiables.
Creo que pone usted demasiada fe en una constitucion y en una ciudadania,que a pesar de los 30 años aun sigue anclada en el sindicato vertical y la democracia organica.
No le pida demasiado al pueblo español,quiza si, alguna patada violenta o algun rebuzno sonoro.
Como hace 200 años.

11.Publicado por jashondo el 03/12/2008 17:53
¿Sociedad dificil?
¿En que estaria yo pensando?
hummm...supongo que una sociedad civil sana es muy dificil...

12.Publicado por Israel Nava el 03/12/2008 18:07
El periodismo, como cualquier otra profesión, tiene sus "sobresalientes" y sus currantes. Los primeros son los que lideran o consiguen destacar por sus virtudes (las que dices que no existen hoy por hoy) o por sus defectos (todos los que han ocupado tu post). Los currantes son los polivalentes, los que redactan, los que simplemente quieren vivir de teclear sin ver relación alguna entre sus principios y los del medio donde trabaja.

Pero la lucha entre los principios y el rumbo de un negocio es común a todas las profesiones. Todos tenemos dilemas en algún momento. El caso es que el posicionamiento, si se toma con honestidad, sea entendido por el gremio y por los espectadores. Y tan subjetivos son los motivos como los juicios de los demás.

En cualquier caso, siempre acojona luchar contra el poder, siempre es jodido estar entre dos aguas. La gente hoy por hoy, entre café y café, quiere ver dos bandos, no matices. Y seguramente eso piensen los dueños de los periódicos. Pero siempre hay espacio para abrir un nuevo camino. Sólo hacen falta cojones, con perdón.

Un abrazo, don Francisco.

13.Publicado por Albatros el 03/12/2008 23:48

Sr. Rubiaes le felicito por su exposición.

Hace falta mucho valor para, dentro del Periodismo, defender publicamente, con nombre y apellidos, estas ideas. Es comprensible las muestras de adhesión que han despertado en algunos colegas del mismo oficio. Tampoco ésto es fácil .

Pregonar en el desierto puede que no tenga, de momento, una eficacia inmediata contra el Poder pero crea un espacio ético muy dificil de silenciar y que , como las ondas de un estanque al caer la piedra, se van extendiendo de forma imparable.

Así que también ánimo y a seguir lanzando "piedras" a esta Sociedad que está en la base de la Política, de los Medios de Comunicación , de la Educación, etc. por si se puede ir haciendo algo...

14.Publicado por canalsu el 04/12/2008 20:48
Seguro que lo ha hecho, señor Rubiales, basta leer los comentarios de los lectores en las noticias de los diarios digitales para perder la esperanza. Hoy en día se monta en dos artículos un acoso insoportable contra cualquiera, es fácil hacerlo porque la sociedad lo pone a huevo.

No discuto su exposición, pero a esos "periodistas" los hemos creado nosotros, nos dan carnaza porque el pueblo ha perdido la costumbre de preguntar lo que come. Y elegir.

15.Publicado por Jorge Medina el 09/12/2008 13:50
Hola Francisco;

-"Lo que no te tumba te hace más fuerte". (Marina Specht). El desierto es la primera de las fases, la ciudad llega después.

Felicidades por tu post. Es doloroso todo lo que está pasando, y es más doloroso asumir el sistema de "dictadurillas" recogido sabiamente por el Sr. García Fuentes. O esto cambia, o romperá por el peor de los lados. Ya lo avisaba José Martí hace mucho tiempo.

Un abrazo muy fuerte,

Jorge Medina
One brother World





 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros