Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

Hace 207 años


Nota

Lo hemos visto publicado en el blog Gallos de Marzo y no hemos podido resistir la tentación de publicarlo. En este blog creemos en la banca, pero vigilada y controlada por el Estado. Cuando ese Estado falla en su misión reguladora y se convierte en cómplice y participe del abuso y la rapiña, es entonces cuando las palabras de Jefferson que reproducimos alcanzan toda su sentido y grandeza.



Hace 207 años
"Pienso que las instituciones bancarias son más peligrosas para nuestras libertades que ejércitos enteros listos para el combate. Si el pueblo americano permite un día que los bancos privados controlen su moneda, los bancos y todas las instituciones que florecerán en torno a los bancos, privarán a la gente de toda posesión, primero por medio de la inflacción, enseguida por la recesión, hasta el día en que sus hijos se despertarán sin casa y sin techo, sobre la tierra que sus padres conquistaron."

THOMAS JEFFERSON. 1802

El post fue publicado en Gallos de Marzo

   
Viernes, 10 de Abril 2009
Artículo leído 1579 veces




Comentarios:

1.Publicado por Otro el 10/04/2009 12:17
Muy buena entrada, sencilla y al grano.

Para un correcto funcionamiento de una democracia es necesario un cierto control y regulación del sector privado, especialmente de las empresas más grandes. Mucho poder concentrado en pocas manos, sean públicas o privadas, lleva irremediablemente a la corrupción.

Esta vez estamos plenamente de acuerdo, como siempre que se habla de fortalecer la democracia.


2.Publicado por vanlop el 10/04/2009 14:17
Lo primero que se me ocurre es preguntarme donde están los políticos sensatos como Jefferson. Sus palabras se cumplieron poco más de un siglo después, cuando se creó, aprovechando las vacaciones y por tanto la escasez de senadores, la Reserva Federal, que es un banco privado responsable de emitir moneda. Ahora sabemos lo que sucede por experiencia. Jefferson lo sabía sin necesidad de vivirlo. Tal vez sea esa la diferencia entre un buen político y el resto de los mortales.

3.Publicado por Clandestino el 11/04/2009 00:08
"En este blog creemos en la banca, pero vigilada y controlada por el Estado. Cuando ese Estado falla en su misión reguladora y se convierte en cómplice y participe del abuso y la rapiña, ..."

El estado no debe vigilar nada ni controlar a nadie. Cuando el estado controla e interviene en la banca y en el mercado en general, es cuando se convierte en parte del crimen que lo rige.

El estado debe ser vigilado y controlado por el ciudadano y debe procurar que le garantice la inviolabilidad de sus derechos y los servicios que la sociedad le demande. De todos y cada uno de los ciudadanos y de sus empresas, facilitando a todos los medios y la logística para garantizar su superviviencia, en el nivel en el que cada uno se situe según sus aptitudes y méritos.

Todas las garantías democráticas, pasan por las garantías al derecho. Nadie podrá garantizar el estado de derecho a golpe de leyes diseñadas por lobbies para privilegios de ventajistas. El imperio de la ley es un arma mortal contra el ciudadano, en un estado en manos de las mafias políticas nutridas por sobreros, necios e ineptos.

Cuando se promueven y promulgan leyes contra derecho, estamos regidos por un gobierno criminal haciendo un descarado uso criminal del estado y de la ley. Ningún gobierno criminal, en un estado aplicando leyes criminales que violan los derechos y actúan contra la justicia, podrá garantizar derechos sin justicia. La banca solo será un eslabón más en la larga cadena de privilegiados legales fascturando sus expolios a cuenta del saqueo al ciudadano indefenso y desamparado bajo el peso criminal del gobierno, de la ley y del estado.

La trampa, la gran trampa es que nuestra Constitución basa las garantías democráticas en el 'imperio de la ley'. Luego pone el imperio de la ley en manos depolíticos sin escrúpulos que la usan para legalizar sus delitos y en evitar ser perseguidos por la justicia.

Es la justicia que garantice la inviolabilidad del derecho, incluso por encima de la ley, el único imperio que debe prevalecer como garante de la paz y la convivencia, en un estado de derecho. Ahí se le acaba el chollo de la corrupción a las mafias políticas nazis y asociadas, así como a los lobbies de vividores del mercado de votos, y a los ocupas ineptos.

El estado solo debe servir a los ciudadanos en sus garantías de derechos y necesidades comunes. Nunca debe controlar nada ni a nadie, en el normal desarrollo profesional o comercial, mientras se mantenga en los límites del respeto al derecho ajeno y no de la imposición de la ley.

4.Publicado por nas el 11/04/2009 03:33
la banca controlada por los politicos tal vez y digo tal vez en el año 1802 hubiera tenido sentido,pero en el 2009 da miedo pensar que la banca estuviera controlada en su totalidad por los politicos actuales,es cierto que la banca se aprovecha pero si encima estuvieran los politicos metidos vease el caso de las cajas,para correr y no parar

5.Publicado por Otro el 11/04/2009 14:15
Cuando el Sr. Rubiales dice que cree en la banca "vigilada y controlada por el Estado", no creo que se refiera a que los políticos intervengan en banca. Se refiere más bien a que la ley establezca unos límites a los poderes del estamento financiero. Eso es lo que entendí yo de sus palabras, y es con lo que estoy de acuerdo.

Voto en Blanco ha denunciado varias veces la participación activa de los políticos en las cajas de ahorros, lo cual ha contribuido a hundirlas (véase por ejemplo http://www.votoenblanco.com/¿MAS-INTERVENCION-TODAVIA_a2990.html. El control del estado a la banca debe venir de la ley elegida democráticamente.

6.Publicado por F. Rubiales el 11/04/2009 15:22
Sr. Otro:

Muy agradecido por puntualizar. Tiene usted toda la razón. Cuando hablo de "vigilancia" del Estado me refiero a que el Estado debe vigilar para que se cumpla la ley, pero no que deba intervenir. El intervencionismo del Estado ha sido condenado decenas de veces en este blog, hasta extremos casi inéditos. Además, siempre me refiero a un Estado democrático, no a la vergüenza que soportamos, un Estado sin ciudadanos y secuestrado por políticos profesionales con escasos principios democráticos.

Lo que ocurre es que siempre hay gente resentida y envidiosa que lee cada día nuestros textos esperando ver un fallo o desliz para saltar a la yugular y destruir. Ojalá emplearan la misma energía para mejorar el mundo que les rodea.

Gracias de nuevo.

Un cordial saludo.

F. Rubiales

7.Publicado por Clandestino el 11/04/2009 15:24
En un estado de derecho, la ley no puede limitar nada ni a nadie. La ley únicamente debe instrumentalizar a la justicia para garantizar la inviolabilidad del derecho. Nada más. Una vez garantizado el derecho de todos los ciudadanos, entidades y sociedades, el estado no puede limitar ningún poder, ninguna economía, ningún mercado ni ninguna actividad.

La inviolabilidad del derecho es la base fundamental para la consolidación de los derechos fundamentales y en ellos la paz y la convivencia. No es la ley. Es el derecho. La ley cae en manos de los rufianes que violan derechos y puentean a la justicia con ella. El derecho tiene que ser amparado siempre, tanto por la ley como contra la ley. Ninguna ley puede tener más valor, en su aplicación, que la garantía del derecho. Cuando nos enteremos que la desobediencia civil es un deber legítimo del ciudadano, en todas y cada una de las violaciones que la ley pretenda legitimar sobre sus derechos y actúen contundentemente contra los forajidos que las promueven, promulgan y refrendan, el derecho ocupará el lugar de todos ellos quedando blindado el estado contra el crimen.

Mientras nos tengan engañados con el truco del 'imperio de la ley', usarán la ley como útil para la impunidad de su criminalidad. La utilizarán para inmovilizar a los muchos y privilegiar a los menos.

Es el uso criminal de la ley la que está permitiendo que se violen derechos legalmente. Entre los múltiples derechos agredidos o robados, se encuentran los privilegios de la banca que se lucra en al abuso criminal, amparado por la ley, por el estado y por las mafias que lo malversan.

Dentro de los límites del respeto al derecho ajeno cada cual puede remontar por sus medios y sus méritos hasta donde sus aptitudes le lleven. Sin ningún limite, ni de la ley, ni del estado, ni de nadie. Los bancos también.

El estado no tiene autoridad sobre nada ni sobre nadie que respete el derecho ajeno. Solo le debe servicio y respeto a su libre albedrío y a todas las actividades que le dé la gana ejercer hasta obtener todo el patrimonio que pueda, mientras asuma los riesgos, cada uno los suyos y por sus medios.

8.Publicado por Clandestino el 11/04/2009 17:10
"Lo que ocurre es que siempre hay gente resentida y envidiosa que lee cada día nuestros textos esperando ver un fallo o desliz para saltar a la yugular y destruir. Ojalá emplearan la misma energía para mejorar el mundo que les rodea".

Con permiso de Vds. Sres. Rubiales, el uno y los 'otro's, voy a enmarcar esta frase sin duda histórica, por la cual le estaré eternamente agradecido, por confirmar mis viejas sospechas. La titularé, "La envidia desenmascara a la soberbia".

¿Cree que es mejor la soberbia que la envidia? Contradecir a los 'genios' siempre creó problemas a los 'envidiosos'. La razón absoluta es indiscutible. La historia está llena de mortales ajusticiados por tal osadía. En España y ahora los afectos al régimen acosan y acusan a sus víctimas y a las víctimas de los pupilos terroristas del régimen, calificándolas de 'fascistas'. La razón del poder reside en la inmaculación de sus poderosas razones indiscutibles.

Para la envidia son imprescindibles dos cosas: Un envidioso y sobre todo algo o alguien que inspire o induzca a la envidia. Aquí no he veo a ninguna, a no ser que me considere digno de ser envidiado por algún pobre mortal. Si por algún casual ese mortal fuera Vd. no le quepa duda de que sus múltiples virtudes le excusarían de purgar tal pecado.

Que la soberbia no le haga descender al nivel de manifiesta impotencia a manos de sus carencias. Serénese y acepte con dignidad y prudencia, sus limitaciones con resignación y autoestima. No sea infantil ni ridículo. Las carencias se pueden curar. La estupidez es vitalicia.

Para evitar malos entendidos deberían advertir que este blog es solo apto para 'sí wanas', tiralevitas y lamebraguetas, pues no serán pocos los envidiosos que pueden pasar inocentemente pensando que es como la mayoría, de libre opinión arrogándose incluso el uso a la osada discrepancia.

Venga Sr. otro y Sr. Vd. que se les pase pronto y cúbranse su yugular. La envidia es muy mala.


9.Publicado por F. Rubiales el 11/04/2009 17:39
Sr. Clandestino:

Ni siquiera había pensado en Ud. cuando redacté mi frase sobre la envidia y la yugular. Lo hice con la mente puesta en los numerosos trolls que están entrando últimamente en este blog.

Leeré varias veces su riña sobre envidia y soberbia y veré como puedo aplicar la enseñanza a mi "pobre" vida, en modo alguno envidiable.

Un cordial saludo.

F. Rubiales

10.Publicado por Clandestino el 11/04/2009 22:07
No sabe cuanto me complace saberme excluido de sus sospechas y de sus 'mordidas yugulares', evidenciando el buen concepto que le merecen mis opiniones.

Mi comentario sí lo he hecho pensando en Vd.

11.Publicado por Rubén el 13/04/2009 09:36
Sr. Clandestino:

Le he respetado en el pasado por sus textos, siempre implacables y bien orientados contra los escesos del poder y en defensa de la democracia radical. Por eso no entiendo sus críticas a Voto en Blanco y a Francisco Rubiales. Ni siquiera una discrepancia pequeña justifica sus ataques, más intensos y resentidos de lo que parecería lógico cuando se discrepa desde el mismo bando.

Creo que tiene usted otros adversarios con más "méritos" antidemocráticos hacia los que debe apuntar su artillería. Hacerlo contra un luchador por la libertad y por la democracia que, quizás con ligeras diferencias, milita en las mismas trincheras que usted, es una frivolidad sospechosa e incomprensible.

Somos tan pocos en esta batalla contra los grandes poderes que abusan que disparar a los nuestros es un incomprensible e indefendible comportamiento.

Rubén

12.Publicado por Clandestino el 13/04/2009 11:51
Rubén

No estoy en ningún lado ni junto a nadie. Estoy contra toda violación sobre cualquier derecho, por considerarlo una práctica criminal consolidada en nuestro estado "de derecho". Así lo escribo, así lo pronuncio y así lo pregono. No estoy dispuesto a ser políticamente correcto con los que me estafan utilizando mi estado y mis impuestos para ello. En esa línea difiero de todos los planteamientos al respecto, que considere blandos o útiles a su continuidad. No estoy en absoluto contra F.Rubiales, ni contra nadie. Solo contra algunos de sus planteamientos y sus modos, además de redirigir el debate al aspecto personal, en lugar de debatir, insultando mi inteligencia bajo patéticas y ofensivas trampitas infantiles bajo el nick de 'Ligur', 'otro' y otros, sin defender nunca el asunto de la entrada.

Si pretendes convencerme de algo, por favor, no me creas tan estúpido como para sentirme culpable por ser mal interpretado cuando han pretendido descalificarme con payasadas, en lugar de con razones. Que alguien me explíque donde se supone que está mi ataque, resentimiento, o envidia. No aceptes disentir o discrepar como ataques, resentimiento y envidia, siguiendo las pautas de cursilería llorona en las que parece haber entrado este blog, como forma de avalar sus incoherencias. No hay nada nuevo en mis modos ni en mi ideario. Francisco Rubiales siempre tuvo todo mi apoyo y respeto en sus muchas virtudes y mi discrepancia en sus algunos errores, como es mi estilo en todos los demás blog en los que comento.

No he sido yo el que ha calificado al 'luchador' de resentido y envidioso. Ha sido él el que lo ha hecho contra los "trolls" que le discrepan. Al menos podían haber leido lo que escribí y considerar la posibilidad de debatirlo o rebatirlo, o incluso despreciarlo, en lugar de sentirse tan lastimados por no regalar el 'oido' al autor de la entrada.

Se agradece, pero ni me importa ni pretendo respeto ni reconocimiento de nadie. Mi respetabilidad y reconocimientos, no pasan por internet. Exijo mis derechos. No voy a bailar el agua por algo que es mío. No busco ni pretendo pasar a los anales de lo políticamente correcto. No es protagonismo lo que busco. Me sobran todas las medallas y todos los aplausos, igual que me sobran sus "ilustres excelencias" haciendo un uso criminal del estado y de la ley. Lo único respeto que me interesa es el de mis derechos sistemáticamente violados, para lo cual disiento de todas las valoraciones, sobre sus causas o soluciones, que me parecen erróneas. Siempre lo hice así y espero poder seguir haciéndolo, le fastidie a quien le fastidie. Solo intento poner un poco de razón donde veo lo contrario. ¿Discutible? Naturalmente. Pero hasta ahora nadie opina o disiente sobre lo que escribo, sino que os rasgáis los vestidos porque lo escribo.

¿Acaso esa libertad que decís defender, consiste en atacar a los que no dan cuerda a vuestras incoherencias o errores? ¿Tan seguros estáis de vuestra razón absoluta, que os permtís prescindir de las razones ajenas? ¿Qué tal un poco de humildad y autocrítica?

13.Publicado por F. Rubiales el 13/04/2009 17:59
Clandestino:

Se requivoca usted también acusándome de utilizar nicks en el debate. Ligur es un caballero de Vigo al que respeto y "otro" es un lector y comentarista de Voto en Blanco al que también respeto pero al que no tengo el gusto de conocer. Ellos podrán confirmarlo. Parece que soy el único que no usa nick en este blog.

F. Rubiales

14.Publicado por Ligur el 13/04/2009 19:30


LIGUR Y TERUEL, EXISTEN

Señores:

Yo, Ligur, como Teruel, existo. Utilizo un seudónimo debido a que mi nombre es conocido en otras batallas y Google muestra numerosas referencias.

En Voto en Blanco encontré una tribuna donde codearme con personas que piensan, no insultan, con salvedades sin importancia, y que me enseñan mucho. Por eso llevo casi tres años abusando de su gentiliza y paciencia. En algunas ocasiones hay roces, diferentes puntos de vista y como conozco muy bien mis limitaciones, hay temas que no toco. Por ejemplo el análisis político. Debido a mis limitaciones no me meto donde no me llaman y evito hacer el “nativo”.

Otorgar mi seudónimo al señor Rubiales, es un honor y solo puedo hacer una cosa, decir: Muchas gracias. Porque esos dotes de periodista, analista político, como los de poeta a Cervantes, son dones que no quiso darme el cielo. Otra cosa, claro está, es que el Señor Rubiales esté que trine porque le hayan atribuido mis escritos.

Y nada más para que no se salten toda mi intervención.

Ligur


15.Publicado por Clandestino el 13/04/2009 19:29
Respondo a los escritos. Me importa un bledo quien es o son sus autores, de donde son ni cualquier otra peculiaridad sobre ellos.

Cuando recibo salpicaduras de sus incontinencias fecales o mentales, me las sacudo o las devuelvo. Punto.

No estoy junto a nadie. No comparto trincheras con nadie. No escribo para defender mis comportamientos ni los de nadie. Me importa un bledo lo que sospechen de mí. Mi único objetivo es la defensa a ultranza del derecho y de la justicia, sin más adornos ni objetivos, sean estos legítimos o espurios. Solo contra los violadores al derecho, van mis disparos. Asumo las consecuencias de mi transparencia, tan tosca y desagradable como los criminales que las provocan. Pero no permito ser rociado por las babas de nadie, solo por advertirles o explicarles que se interponen u obstaculizan el alcance del objetivo. Paso de los lucimientos personales. De las audiencias. De los sobeteos y agasajos. De todo lastre inútil que distraiga tiempo y eficacia sobre lo único que me interesa. Los objetivos pueden ser comunes pero no comparto para nada los métodos del merodeo ni del saludo en los medios.

Aquí se presume de luchadores por las libertades y solo encuentro mucha palabrería de acusicas, y sigo sin saber dónde están o cuales son mis 'terribles ataques, disecciones yugulares, agresiones, frivolidades o comportamientos inexplicables y etc., etc., etc.' Me habéis provocado y os he respondido merecidamente. ¿Os referís a eso? Si os he decepcionado por no arrugarme, no lo siento ni lo más mínimo. Toda provocación siempre recibirá de mi, la correspondiente respuesta.

Ni siquiera habéis discrepadoo, corregido o rechazado una sola palabra de lo que escribo. Directamente os habéis lanzado a degüello, escenificando vuestros aspavientos fariséicos. ¿De qué vais?

¿Habéis leído una sola palabra de lo que escribí, cuando os lanzásteis sobre mi en manada? O simplemente habéis hecho un paréntesis en vuestra 'lucha por las libertades' para 'cortarme la lengua'.

Venga hombre que quien más y quien menos, tenemos el tresero pelado de arrastrarlo por la vida. No me vengáis a estas alturas, poniendo milongas infantiloides, donde solo cabe sensatez y cordura.

16.Publicado por Clandestino el 13/04/2009 19:47
Como empieza a ser habitual, me has impresionado Ligur.

Muy bien. Eres mi héroe.

17.Publicado por Clandestino el 14/04/2009 10:59
"Arremetida resentida a la yugular del Sr. Jordi Sevilla en su blog".

Lo ha publicado sin rebajarse hasta el bochorno y la vergüenza ajena, con aspavientos de engreidos paletos.

"No nos tomen más el pelo usando a el cadáver de Franco y a la Iglesia como escudos para justificar y legitimar sus leyes contra derecho. Todos sabemos lo que es la Iglesia y lo que fue Franco. Pero también sabemos lo que son las organizaciones registradas bajo siglas políticas.
Acaso la curia no come, bebe, duerme, camina, viste, calza, defeca…
¿Dejamos de hacerlo los demás porque lo hacen los curas o porque lo hacía Franco?
¿Le parece mejor el fundamentalismo fanático del Islam que las doctrinas casi liberales de Cristo?
El derecho a la vida es el derecho más fundamental de entre todos los derechos fundamentales, lo diga o lo niegue la Iglesia, el gobierno, el estado o quien sea.
No se parapeten tras la Iglesia para justificar y ceder ante el fanatismo machista, pederasta y antioccidental del Islam, o para legalizar la violación del derecho a vivir.
Asuman lo que hacen tal cual y no confundan más a la gente con cuentos chinos".

http://blog.jordisevilla.org/2009-03-23/%C2%BFquien-decide-tu-o-los-obispos/#comments


18.Publicado por Otro el 14/04/2009 21:27
Confirmo que no escribo con otro apodo en este foro, ni Francisco Rubiales, ni Ligur, ni ningún otro. A ambos los respeto mucho, y a ambos estaría encantado de conocer en persona; con ambos estoy de acuerdo en algunas cosas y en desacuerdo en otras (como cualquier habitual de Voto en Blanco puede comprobar leyendo entradas pasadas).




19.Publicado por Clandestino el 15/04/2009 01:27
Muy bien Otro

No se cuantos faltan pero veo que vais 'dando la cara', en pro de 'la verdad'. Actitud loable.

Cuando la vais a dar, para mostrar mi resentida y envidiosa dentellada a la yugular de no se quien, en mis comentarios '3' y '7', ¿Nadie me va a indicar donde corre la sangre y se marcan mis caninos. O solo os vais a dedicar al tradicional sobeteo de alegraros las pajarillas persistente y mutuamente, metiendo la cabeza bajo la arena, con la chorrada de los nicks?

20.Publicado por Lino el 18/04/2009 20:45
A mi también me ha hecho daño a los ojos lo de que el estado «tenga que limitar». El estado ha de vigilar que la soberanía popular se cumpla, y que las leyes promulgadas por el estado a través de referéndum o de representantes elegidos por el pueblo directamente y sometidos a su mandato, sea vigente. Esa soberanía popular implica que nadie de entre ese pueblo sea discriminado, y ha de ser considerado igual en derechos, privilegios y obligaciones, independientemente de su condición, y para ello es necesario una rama del poder judicial independiente que vigile el cumplimiento de la ley para todos. Y no hay mucho más, pero no es poco.

Hablar de otro tipo de cosas es entrar en terrenos peligrosos y que lleva a la confusión, por eso creo que la intervención de Clandestino o Nas han sido muy oportunas y correctas, y la respuesta del Sr. Rubiales, como poco, improcedente. Independientemente de si se refería o no a Clandestino como a Nas, lo parecía.

Ahora bien, una vez explicado el malentendido, lo ocurrido después obedece a otro tipo de «tensiones» e inquietudes.

Que el Sr. Rubiales tenga un séquito de defensores que ante la más mínima crítica corran a puntualizar una observación completamente correcta, tanto en el fondo como en las formas, no es desde luego una forma de defender la democracia que supuestamente se defiende. Es más este el problema, que el de utilizar seudónimos.

Mi consejo personal, si les parece oportuno considerarlo a los sres. Ligur, otro, Rubén, etc, es que participen en sitios en donde ellos tengan el mismo status que el resto, incluidos los administradores del sitio. Y que si hay que elegir a alguien concreto para dicha función, que sea bajo decisión de los participantes. Si existe algo que requiera más dar ejemplo que otra cosa, es la democracia. Podría indicar algunos sitios donde se sigue este criterio, pero no lo voy a hacer, invito a los presentes que lo busquen, si tienen interés.

Al Sr. Rubiales, que conozco personalmente, no puedo exigirle que de ejemplo, porque no soy quien tal vez para hacerlo, además de que en su sitio web puede hacer lo que quiera. Pero creo que como profesional de la comunicación que es Vd., y como documentalista y ciudadano que soy yo, puedo al menos criticarle por este tipo de deslices y comentarle que hay forma mejores para difundir la democracia y hacerla llegar de forma entendible a los ciudadanos.

Saludos

PD: yo tampoco uso apodo, nick o seudónimo. Lino es un nombre latino de gran tradición (Linus), correspondiente al 2º Papa en la historia, después de San Pedro.

21.Publicado por F. Rubiales el 18/04/2009 21:20
Estimado Lino:

Acepto tu crítica, pero en realidad no sé por qué me criticas. En mi blog todos tenemos el mismo rango. Si Otro, Rubén y Ligur han salido al quite es porque ellos, desde su libertad, asñi lo han querido hacer. De los tres no conozco personalmente a ninguno, aunque mi relación con Ligor (vía internet) es intensa y prometedora. Sinceramente, Linus, no sé en que te basas para hablar de diferentes estatus.

Te me conoces y creo que sabes que no tengo ni edad ni tiempo para trucos o trampas. Es mi blog y digo lo que creo que debo decir, procurando que sea interesante. No hay nada más.

Quizás el error de origen sea haber confundido a la gente al hablar de una banca "vigilada y controlada por el Estado" sin especificar que me refería a un Estado de ciudadanos en una democracia teórica ideal. Estaba en el plano teórico, con Jefferson en la escena, y no fui lo bastante claro.

Un cordial saludo.

F. Rubiales


22.Publicado por Lino el 18/04/2009 21:54
Hola Franky. Tras todo este tiempo de correrías por Internet, llegando hasta el punto de desplazarme de mi ciudad incluso como bien sabes, he visto que no nos podemos fiar de nadie en absoluto. Los intereses personales y las particulares aspiraciones de cada uno, pueden llegar a ser en personas que no conocemos en el fondo, de lo más variopinto e inverosímil. Por este motivo creo que la búsqueda y mejora de la democracia ha de pasar por un sistema en donde conocerse íntimamente no sea necesario, y que la desconfianza sea lo habitual, independientemente de que puedan surgir vínculos de amistad con el tiempo.

El objetivo no es irse de cena o a tomar cervezas, sino construir un sistema de organización en donde el poder de la sociedad civil sea adecuadamente distribuido para que no atente contra los intereses de ella, o de una parte. Y esto es muy difícil, y lo menos indicado es no hacer otra cosa que seguir a lideres populistas a los que no conocemos, por muy buena intención que parezcan tener. No es la actitud correcta, sea quien sea y defienda lo que defienda, que ya se podrá corromper con el tiempo.

Así que mi comentario iba sobre todo a los participantes asiduos, para que cultiven en su persona algo más de autonomía y de criterio propio. Tu haces, en principio, lo que crees conveniente: montar un blog y dar tu opinión. Y eso no lo voy a criticar, excepto tal vez algo más de coherencia en este tipo de denominaciones, dentro de lo que me puedo permitir como lector y ciudadano.

Sobre el blog y lo de los rangos: no se tiene el mismo rango desde el momento en que el que decide todo eres tu, y el propietario del dominio eres tu. Para ti eso no será importante, pero es que todos los grandes dictadores pensaban que lo que hacían era bueno. No se puede fiar uno ni de uno mismo. Por eso el promover aunque sea inadvertidamente actitudes de este tipo, no es otra cosa que más sectarismo y tribalismo.

La democracia no vendrá de un blog, ni de un partido, si vendrá tendrá que ser de la sociedad civil, cuando sepa organizarse y no dividirse por cualquier chorrada, como es lo que ocurre ahora, debidamente fomentado por los partidos, como tu también denuncias, pero, si me permites decirlo, sin mueves un dedo por cambiarlo en este sentido. Dicho esto con todo el respeto.

Saludos cordiales.

23.Publicado por F. Rubiales el 18/04/2009 23:51
Lino:

Sinceramente, no entiendo lo que quieres decirme. Tengo un blog, como millones de personas, y escribo cada día mi visión del mundo. Eso es ser bloguero. Y procuro que la gente que lee esas cosas se sienta a gusto y tenga libertad para opinar. Ahora me dices que el dominio es mio y que los grandes dictadores pensaban que lo que hacían era bueno. ¿Insinuas que soy un gran dictador? Por Dios, Lino, tengo 60 años y a esta edad uno solo quiere despedirse con dignidad de la vida.

Un cordial saludo.

F. Rubiales

24.Publicado por Lino el 19/04/2009 00:06
Franky, mi última intención es hacerte sentir mal, de verás. Creo que está claro lo que quiero decir y no va por ti, sino por los comportamientos en los que la gente se supedita de cualquier forma a otros individuos, sin tener control sobre ellos. Has hablado de rangos y lo he explicado: no se defiende la democracia desde un sitio, cualquiera y sea quien sea el que esté al frente, controlado solo por una persona, la cuál rige sus destinos.

No saquemos las cosas de quicio.

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros