Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

El "Ágora" de Zapatero


Nota



El "Ágora" de Zapatero
Si no fuera porque intelectualmente no da la talla, habríamos podido jurar que el guión de "Ágora", la recién estrenada película de Amenabar, lo ha escrito Zapatero. La película, antireligiosa, anticristiana, sectaria y radical al dividir el mundo en buenos y malos, sin espacios intermedios ni tonos grises, reproduce fielmente la ideología del actual gobierno de España en materia de religión y de convivencia.

La película es mediocre y su único valor es el dinero que empleó generosamente en decorados y escenografía, aunque no en arte y calidad. Financiada en gran medida desde el erario público español, es tambien un producto típico de cine para nuevos ricos superficiales, sin calidad en el guión, sin profundidad en el análisis, vulgar en sus conclusiones, lenta en su desarrollo y entregada por completo a exaltar lo peor del cristianismo, en medio de un festival de decorados y escenografías costosas.

Cuando uno ve el sectarismo de Ágora y el injusto análisis que hace de lo que representó el cristianismo en los primeros siglos de nuesrra era, comprende que la película tenga dificultades para encontrar distribuidor en el mayor mercado del mundo, Estados Unidos, donde todavía existen mecanismos para defender a la sociedad de asaltos intelectuales forajidos.


- -
Miércoles, 14 de Octubre 2009
Artículo leído 1443 veces




Comentarios:

1.Publicado por Otro el 14/10/2009 16:41
Algunos datos para poner las cosas en perspectiva:

- En Rotten Tomatoes, una conocida web de crítica cinéfila, le dan un 83%, aunque con sólo 6 votos. Es un poco pronto para tomarse el dato en serio.
- En IMDB, pagina de referencia del mundo del cine a nivel internacional, le dan un 8.1/10 con 391 votos. (Por comparación, una película como "Casablanca" tiene un 8.8, y una película como "Colega, dónde está mi coche?" tiene un 5.0).

Vistos estos datos (sobre todo el segundo), igual la película no es tan "mediocre". ;-)

Por qué cree que la película es antirreligiosa y anticristiana? Porque muestra cristianos fanáticos que matan gente? Acaso eso no ha sido bastante habitual hasta hace unos pocos siglos? Mucha gente ha sido asesinada en nombre del dios cristiano en conquistas, cruzadas, reconquistas, etc. Esto no significa que los cristianos sean malos (la mayoría son buenas personas), ni que otras confesiones no hayan matado igual o más, pero las vicisitudes de la historia están bien documentadas.

Insisto, por qué cree que la película es "antirreligiosa y anticristiana"?

Respecto a eso de "Estados Unidos, donde todavía existen mecanismos para defender a la sociedad de asaltos intelectuales forajidos", creo que se deja usted cegar por su resentimiento contra la película. Se lo digo con el debido respeto. Acaso no es Estados Unidos el país donde en varios estados se quiere enseñar en clase de Ciencias Naturales que el mundo fue creado en siete días en contra de toda evidencia? Yo lo veo muy claro. La película tiene difícil distribución en USA porque allí hay mucho fanático cristiano, no por ningún presunto "mecanismos para defender a la sociedad de asaltos intelectuales forajidos".

Y en todo caso, no estábamos aquí para hablar de democracia? Qué más nos da una película más o menos?



2.Publicado por vanlop el 14/10/2009 16:45
Las películas históricas suelen tener poco de históricas y esto ha sido así desde siempre. Pero aún faltando al rigor más o menos se mantiene la película dentro de unos cauces.

Por ejemplo Cleopatra, se han hecho varias pero en todas ellas se ha puesto una protagonista joven o que pasaba por joven.

Aquí a una señora de 60 años se la convierte en señora estupenda que aparenta 25. Y claro así te falla toda la historia. Porque ¿cómo es posible que una señora tan joven haya creado tantos odios? Pensemos en cuanto le cuesta a un político de aquí conseguir que lo abucheen, nunca antes de los 40 y eso que nuestra sociedad es muy precoz para ciertas cosas.

No pienso verla,ni cuando la pongan en tv, pero reconozco que si quieres que te subvencionen has de hacer ciertas concesiones en el guión. Lo que ocurre es que me da el pálpito que estas concesiones son de muy buen grado.

3.Publicado por Albatros el 14/10/2009 17:59

Ya que coincido en gran medida, y en general, con las críticas de la excelente página de cine que propongo, que en mi opinión juzga la filmografía con crudeza, pero sin sesgos ideológicos o religiosos, me permito recomendar la lectura de la crítica de Ágora que hace Enrique Colmena en la siguiente página: http://www.criticalia.com/

Y por si alguien no quiere ir a la página en este caso (lo recomiendo para otros, porque si bien no hay muchas películas, sí se encuentran excelentes críticas), les dejo el comentario sobre la película Ágora, para evitar repetir con otras palabras argumentos que comparto.

12/10/2009
Ágora
Disparate empresarial, arte desvaído

Director: Alejandro Amenábar Genero: Historica
Actores: Rachel Weisz, Max Minghella, Oscar Isaac, Ashraf Barhom, Michael Lonsdale
Nacionalidad: España - Malta Año Prod.: 2009 Duración: 126 min.

Resulta extraño que Alejandro Amenábar, un cineasta tan notable artísticamente hablando como calculador en su faceta de productor (a través de su productora, Himenóptero), haya metido la pata hasta el corvejón con esta tan esperadísima “Ágora”, que finalmente se ha quedado en poco menos que placita de pueblo…

Pero vamos a ver, Alejandro, ¿en qué cabeza cabe meterse en una superproducción de 50 millones de euros, sin tener cerrada la distribución en Estados Unidos, que permita, razonablemente, que el filme pueda recuperar un tan monstruoso presupuesto? Recuérdese que, para que se pueda amortizar (antes, por tanto, de dar beneficios), un filme tiene que recaudar en torno a 3 veces su costo; es decir, estamos hablando de que para que TeleCinco (mayoritario en la producción, con un 88%) recupere los 45 millones de euros que ha invertido, la película tiene que recaudar en todo el mundo 135 millones de euros… Cifra a todas luces imposible, máxime si, cuando ves el filme, te das cuenta de que un proyecto megalómano como éste le ha venido grande a Amenábar, que se mueve como pez en el agua en historias pequeñas, desde “Tesis” a “Mar adentro”, pero que nunca hasta ahora había acometido una película con grandes masas, costeadísimos efectos especiales y una logística como para emprender la guerra de Irak.

Y no es baladí el tema: dirán, qué importa, el dinero pasa y el arte queda. Sí, pero es que en este caso el dinero pasará, pero a Amenábar, si la película no funciona y hunde (como pudiera ocurrir) a TeleCinco, la factura que le va a pasar esta bancarrota puede ser la de no volver a hacer cine en unos cuantos años (recuérdese a Michael Cimino y su fiasco de “Las puertas del Cielo”, que de hecho le arrojó, casi literalmente, al averno); y es que, además, de arte nada: “Ágora” es la más floja de sus películas, incluso inferior a su primigenia, ingenua (a pesar de su temática, las “snuff movies”) y tosca “Tesis”.

El problema de “Ágora” es, probablemente, que no hay tema; o quizá hay demasiados: Hypatia y su búsqueda de la teoría que explicase el Sistema Solar; sus enamorados, tan distantes socialmente como un príncipe y un esclavo; su hostil relación con los cristianos, la potencia emergente de aquel siglo IV d.C., cuando el Imperio Romano tocaba a su fin y los seguidores de Cristo se hacían con el poder; la destrucción de la Biblioteca de Alejandría, considerada el mayor foco cultural de la Edad Antigua; el fanatismo como fuente de poder; muchos temas, quizá demasiados, y ninguno central, en una historia sorprendentemente fría, cuando Amenábar, si es algo, es un cineasta que conecta con el público y le hace compartir su calor (entiéndase en términos fílmicos: el miedo físico del personaje de Ana Torrent en “Tesis”, el miedo psíquico de Nicole Kidman en “Los otros”, el miedo moral de Eduardo Noriega en “Abre los ojos”, el hastío vital de Javier Bardem en “Mar adentro”), su emoción. Pero en “Ágora” no hay sentimiento, y cuando aparece, se reputa impostado. Incluso en algún momento en el que parece que el Amenábar del puro detalle cinematográfico va a aparecer, como en la escena en la que el esclavo de Hypatia (y su secreto enamorado), Davus, acaricia el pie desnudo de su ama y señora, el plano carece del impacto poético, emocional, que hubiera merecido.

Finalmente gélida en sus tonos azules, pésima en el rodaje de las escenas de masas (sólo recuerdo a un cineasta más negado que Amenábar para este tipo de secuencias: el gran Visconti, en “El gatopardo”, un ejemplo de libro sobre cómo no se deben rodar las escenas de lucha), bastante deficiente en sus efectos especiales (ese Faro de Alejandría de pacotilla, que “canta” a la legua que está pintado), “Ágora” se postula entonces como el gran fracaso del cine español de esta primera década del siglo XXI, que probablemente enterrará, al menos temporalmente, el talento artístico de su director, que deberá reconducir su carrera por derroteros económicamente más humildes, debiendo entonces volver a hacer lo que mejor sabe, que es lo que más le admiramos los cinéfilos: hacer cine, como dice Vicente Aranda, con actores y paredes…

4.Publicado por Para "Otro" el 15/10/2009 08:52
-Lo del 83 % con sólo 6 votos es buenísimo. Por lo de la perspectiva digo...
-Si quieres saber porqué "Ágora" es una desvergüenza anticristiana bien pagada, teclea, por ejemplo, "Las mil muertes de Hipatia" en Google.
-Yo creía que la democracia era también para poder opinar con libertad sobre las cosas, sobre todo las que merecen crítica, ¿no...?

5.Publicado por Juliano el 15/10/2009 12:10
Cuando vea la película hablaré de ella, en cuanto a valores estéticos o su fidelidad a los hechos históricos conocidos.
Pero los hechos históricos son:
el Serapeum o segunda bibibloteca de Alejandría, (reconstruida con fondos de Pérgamo, después de su primera destrucción accidental durante la guerra civil en el año 48 antes de Cristo), fue destruido intencionadamente por las turbas de fanáticos cristianos excitadas por el obispo Teófilo, bajo el mandato del emperador Teodosio quien había lanzado una campaña de persecución contra el paganismo y sus templos en todo el imperio.
Hypatia fue una mártir del libre pensamiento vilmente asesinada a golpes por los cristianos. Fue descuartizada y sus restos quemados en la plaza pública.
Hypatia era una aventajada discípula del gran Plotino, y miembro, a su muerte, de la escuela neoplatónica de Alejandria.
Sus escritos parece ser que desaparecieron con la quema de lo que quedaba de la biblioteca por los fanáticos musulmanes.
El que los fanáticos de todas religiones e ideologías además de asesinar a personas quemen libros es cosa bien conocida, habitual por desgracia.
Así, en 1558, 32.000 volúmenes de la biblioteca de la Universidad de Salamanca fueron quemados para "evitar" la propagación de la herejía.
Modernamente, Nazis y socialistas han hecho sus particulares autos de fe.
En 1934, durante la rebelión armada de los socialistas asturianos contra la República, además de otras tropelías contra personas y haciendas, quemaron varias decenas de miles de volúmenes en el patio de la Universidad de Oviedo.
¿Continuará?


6.Publicado por Otro el 15/10/2009 16:43
Por alusiones:

Las personas inteligentes suelen ser capaces de leer líneas completas. Estas personas habrán apreciado que yo fui el primero en decir que una opinión con seis votos implica que "es demasiado pronto para tomarse el dato en serio". No hace falta que nadie me diga que son pocos votos: ya lo digo yo. Sin embargo, estas mismas personas inteligentes habran apreciado que la votación en IMDB tiene casi 300 votos, lo cual da cierta validez a la media resultante. En otras palabras, igual la película no es tan mala salvo que uno la vea con ciertos prejuicios.

Las personas inteligentes son capaces asimismo de justificar sus argumentos con dos o tres párrafos. Una persona inteligente no tiene necesidad de enviarme a un ensayo de casi 5.000 palabras que habla de muchas cosas aparte de la que yo he preguntado. No creo que sea mucho pedir que alguien me explique en 100 palabras por qué una película en la que salen algunos cristianos del s.IV es "antirreligiosa y anticristiana", porque me resulta difícil de ver.

Por último, y por seguir con las alusiones, a mí me parece muy bien que se opine sobre las cosas. No faltaba más. Pero igual que Voto en Blanco no acostumbra a hablar de recetas para cocinar bacalao, creo que es un error hablar de una película que no tiene mucho que ver ni con la democracia, ni con la participación ciudadana, ni con el control de los poderes públicos... ni con lo que Voto en Blanco propugna en su ideario, en definitiva.

Según lo que cuenta el Sr. Rubiales, la película tiene como único contenido el poner a caer de un burro a los cristianos. Incluso si esto fuera cierto (cosa que dudo), creo que hablar de ello en este blog diluye su mensaje demócrata. Y eso me entristece. Porque hablar de democracia es muy necesario en España, donde hay una gran carencia, pero hablar de cine es algo sin lo que podríamos pasar perfectamente.

7.Publicado por Albatros el 15/10/2009 19:27
"Otro"

He compartido no pocas veces tus argumentos; me parecen directos, sinceros, y con una base lógica de difícil refutación.

No obstante, quiero contestar en esta ocasión, y no por alusiones, sino porque considero descortés que te erijas en el criterio único e inapelable de quién es o no inteligente. Yo no me tengo por tal, así que me voy a permitir discrepar, aún a riesgo que puedas considerarlo una pérdida de tiempo. En tu lógica, que no en la mía.

Que la votación de una película tenga 6 ó 300 votos, me parece irrelevante. Si nos fijamos en los programas más seguidos y con mayor respaldo popular, posiblemente nos encontremos con lo peor de lo peor en televisión, en cine, en teatro o en música…

Las artes, la cultura en general, o simplemente la calidad de una obra artística o cultural, no suele ser una cuestión de masas; y una película puede ser perfectamente horrorosa y tener millones de seguidores. A veces tan sólo depende del poderoso marketing conque las acompañan. Ejemplos, a millares.

No sé qué extraño razonamiento te hace pensar que haya que mostrar los argumentos en “dos o tres párrafos” y no en ocho o nueve, o cuarenta y tres. Me siento en libertad para expresarme en el espacio que me permite el blog, y en cualquier caso, correspondería al custodio del mismo limitarlo. Si te hace feliz pensar que eres más inteligente porque utilizas menos párrafos, sé feliz… no seré yo quien lo discuta sin conocerte, y además casi seguro que tendrás razón (en lo de que eres más inteligente).

Cuando uno escribe, no sólo se dirige a ti; preguntes o no, uno escribe para todos, y pone aquello que considera de interés o relevante para el asunto que se plantea en la cabecera. Que tu consideres que hablar de cine es perder el tiempo, cuando el cine del que se habla trata temas de esta naturaleza con tanta sutilidad, es sorprendente. Quizás contesta un poco al hecho de “no será tan mala”, ubicando tu opinión en su contexto natural, el de tu opinión. Para mí lo es.

Yo, que en alguna ocasión he manifestado abiertamente que no soy creyente, no considero que tenga que explicarte en 100 palabras nada… ni en 2… o en diez mil. Tengo mi opinión, y es desde luego, y cuando menos, tan respetable como la tuya. A mí me resulta difícil entender que no veas que la película es tendenciosa, aparte de cinematográficamente empobrecida (eso sí, de apariencia vistosa).

Para mí, Voto en blanco es un foro de libertad. De tu libertad para opinar, y de la de todos, como bien dices. Se hablará de recetas de bacalao si la gente no tiene que comer, o si fuese vital para la supervivencia de nuestros pescadores, como se habla de Ágora porque encierra un trasfondo de pensamiento progresista en boga, con poso de ataque a determinados valores que no por despreciarlos en generalizaciones se hacen menos reales o valiosos. Yo sí creo que tiene que ver con la democracia comentar cómo la línea de pensamiento único va impregnando la sociedad desde todos los foros desde los que puede permeabilizarse. Y quizás parezca irrelevante, pero forma parte de un ideario mucho más amplio que el que me puedo permitir explicarte en este espacio.

Yo si creo que éste, como otros temas, tiene que ver con la democracia, con la participación ciudadana, y con el control de los poderes públicos. Quizás no sea tan evidente como otros el feroz ataque a determinados conceptos, pero el “poso” de lo que transmite, queda, y lo que va calando socialmente tiene una tendencia evidente para quien la quiere ver. Y sí creo, también, que entra en el ideario de Voto en Blanco combatir aquello que suponga una tergiversación de la verdadera libertad de pensamiento, se emita por el medio que sea, o por más sutil que sea su dosificación.

Creo que en mi post anterior pretendí no incidir en tendencias ideológicas o religiosas, sino evaluar la película desde su valía como tal, como el arte que representa. No sé si el único fin de la película es poner a caer de un burro a los cristianos, pero sí que se ensaña bastante en destacar lo peor de otros tiempos, en los que seguro que sus actuales herederos en la fe, no se sienten ni representados ni orgullosos.

Yo creo que cualquier polémica está bien, siempre que tenga enjundia suficiente, y no veo ni comparto que este tema no la tenga. No veo diluido el mensaje, sino reforzado, y me entristecería que dejaras de debatir y perder tan valiosa aportación, simplemente porque a ti nuestra forma de responder no te parece inteligente.

Por otra parte, y dicho lo que antecede, podría compartir parte de tu mensaje y estoy de acuerdo en que “hablar de democracia es muy necesario en España, donde hay una gran carencia”, pero creo que hablar en democracia, también.

Se puede pasar sin muchas cosas, pero yo no quitaría importancia a muchas de ellas, sólo porque en mi opinión son irrelevantes o intrascendentes.

8.Publicado por Volaverunt el 16/10/2009 01:57

Albatros

Le felicito por su brillante ejercicio de expresión libre y democrática. Pienso con Ud. que cualquier manifestación cultural ( y el cine lo es ) conlleva un posicionamiento ideológico legítimo lo cual le hace precisamente objeto de estar sometido al análisis y a la crítica.

Por tanto es apropiado, y hasta oportuno, todo lo que se ha escrito en el blog, con todos los puntos de vista posibles, sobre la película "Agora".
Amenabar es muy libre de exponer su visión sobre los hechos pero irremediablemente se convierte en el blanco de las miradas y cada cual deberá sacar sus propias conclusiones.

Todo lo que sirva como pretexto y motivo para ejercer la función de pensar, caracteristica que singulariza al ser humano, es válido y debe ser recibido
con espíritu abierto y sed de aprender.

9.Publicado por Otro el 16/10/2009 16:54
Albatros:

Muchas gracias por su comentario. Yo también le tengo a usted en alta estima, por lo que he leído de usted por aquí, en Voto en Blanco.

No pretendo en absoluto convertirme en criterio único (y menos, inapelable) sobre quién es inteligente y quién no; nada más lejos de mi intención. Sin embargo, estoy seguro de que usted estará de acuerdo conmigo en que quienes niegan la evidencia (por poner un ejemplo tonto, quienes niegan que el cielo es azul) no suelen ser muy inteligentes. De la misma forma, estoy seguro de que coincidirá conmigo en que quienes leen a medias los comentarios de los demás y contestan sólo a una parte, obviando partes relevantes, o son tontos o les guía la mala fé. No tengo datos para saber con certeza si el comentarista "Para Otro" (que obvia una parte importante de mi comentario #1 para acusarme de falta de perspectiva) es tonto o escribe de mala fé, pero tengo tendencia a no achacar a la malicia lo que puedo achacar a la estulticia. Puede que esté equivocado en este caso, y que Para Otro tenga algo en mi contra, y actúe movido por la mala fé y no por la falta de seso. En ese caso, pediré disculpas públicas por haber insinuado que era poco inteligente y no sabía leer frases completas; y aceptaré que no lee frases completas, pero lo hace a sabiendas.

Creo que usted se puede haber sentido ofendido porque pensaba que yo escribí mi segundo comentario pensando en usted. No es cierto. Escribí mi segundo comentario exclusivamente como una respuesta a "Para Otro", quien me acusó de falta de perspectiva, entre otras cosas. No creo que esté entre los lectores más inteligentes de Voto en Blanco, pero sí hago un esfuerzo siempre en escribir teniendo en cuenta varios puntos de vista. Intento ayudar a un debate racional, no hacer ruido (para hacer ruido voy a un estadio de fútbol).

Por si acaso queda alguna duda: no he querido insinuar que ningún otro comentarista (y menos Albatros), fueran poco inteligentes. Tampoco he querido insinuar --ni mucho menos-- que quienes escriben comentarios largos son poco inteligentes, ni que quienes escriben comentarios cortos sean más inteligentes. Lo bueno, si breve, dos veces bueno... pero lo necio, si breve, sigue siendo necio. Si alguien se ha sentido ofendido, empezando por Albatros, pido disculpas. Lo único que he querido decir es que no creo que sean necesarias 5.000 palabras para explicar por qué Agora es antirreligiosa y anticristiana, y estoy seguro de que se puede hacer en menos. De hecho, Albatros lo ha hecho.

10.Publicado por Otro el 16/10/2009 17:41
Albatros:

Una vez aclarado el asunto anterior, aprovecho para discrepar con usted en varias de las cosas que dice. Con su permiso.

Quién es el árbitro que puede medir la calidad de una obra artística o cultural? Algún comité de sabios, tal vez? Dejando de lado el hecho de que el cine no es (en su mayor parte) una obra artística sino una obra industrial, no creo que nadie (persona o grupo) pueda erigirse en juez único e inapelable sobre la calidad de una obra artística. Creo que el gusto artístico es democrático, y cada ciudadano tiene el suyo (unos lo tienen más cultivado y otros menos, pero todos lo tienen). Por ello yo sí considero que la opinión de la masa es relevante en cuestiones de arte... y mucho más en cuestiones de consumo, como es el caso del cine.

Por eso creo que 300 votaciones en IMDB, una página donde la mayor parte de los votantes han visto mucho cine, son una buena aproximación a la calidad de Ágora o de cualquier otra película (3 votos serían pocos, 3.000.000 darían una aproximación mejor). Puede que yo discrepe y que Ágora me parezca mala o, mejor dicho, que a mí no me haya gustado la película. Pero mi opinión vale lo mismo que la de usted, o sea, muy poco; es una gota de agua en un océano de opiniones. Sin embargo, 300 opiniones de gente que ha visto mucho cine tienen mucho más peso específico. Me sorprenderá si no está de acuerdo en esto conmigo.

Dejando el tema de la calidad de Ágora como película y pasando al tema de su presunta saña anticristiana, creo que una de sus frases aclara bastante el asunto. Dice usted: "se ensaña bastante en destacar lo peor de otros tiempos, en los que seguro que sus actuales herederos en la fe, no se sienten ni representados ni orgullosos". Yo creo que ha dado usted en el clavo. Es posible que Ágora se centre en lo peor de los cristianos del s.IV, igual que las películas de vaqueros suelen centrarse en lo peor de los indios y las películas de la segunda guerra mundial suelen centrarse en lo peor de los alemanes. Y qué? Acaso son los españoles tan tontos como para confundir a los cristianos del siglo cuarto con los actuales? Salvo que se tenga a los españoles por auténticos zoquetes, me parece difícil sostener que una película que narra (de forma más o menos fiel, es lo de menos) sucesos que sucedieron *en tiempos del Imperio Romano* pueda contener un mensaje contrario a los cristianos actuales.

Si ustedes me quieren decir que el Código Da Vinci es anticristiano puedo llegar a considerarlo. Pero creo que decir que Ágora es anticristiana es como decir que un remake de Qvo Vadis podría disparar una explosión de conversiones al cristianismo en España. La verdad, ambas cosas me parecen una tremenda exageración.

Por último, y respecto al tema de si hablar de cine o no hablar de cine en Voto en Blanco, ya he explicado mi opinión otras veces: opino humildemente que los blogs con un mensaje claro tienen más éxito que los blogs que se dispersan. Puesto que a mí me gustaría que Voto en Blanco tuviera éxito en las cosas que defiende en su ideario (el cual comparto casi punto por punto), me permito sugerir al editor principal (Sr. Rubiales) que se centre en esas cosas y que no se disperse. Tal vez yo esté equivocado y sea mejor dispersarse... en ese caso, Voto en Blanco va por el buen camino.

Saludos cordiales,

11.Publicado por Fernando el 17/10/2009 07:02
Iba a escribir un comentario razonable y argumentado, pero con pelotudos eso no vale para nada ni tiene ningun sentido. La verdad que el autor de esta nota es un tarado barbaro que quiza este profundamente convencido de que el es imparcial y abierto, pero que en realidad no es mas que un debil mental dogmatico

12.Publicado por Albatros el 19/10/2009 19:35

“Otro”

Primero pedirle disculpas por mi exceso de confianza en el tuteo. En justa correspondencia, debo a usted el tratamiento educado que acredita su cortesía.

Aclarada la cuestión principal de mi intervención en este artículo, sólo me resta decir que, evidentemente, había malinterpretado sus palabras al suponer que se erigía en juez de las inteligencias… aunque, en cualquier caso, pienso que toda aportación es enriquecedora, y si alguna vez lee textos científicos, comprobará, para su asombro, que el cielo ¡no es azul!.

Agradezco especialmente su aclaración en cuanto a la involuntariedad de la supuesta ofensa (que no ha sido tal), y sepa que demuestra gallardía, dignidad y humildad, tan escasas en estos tiempos.

En cuanto al tema de Ágora, quiero reiterar dos cosas que he ya he dicho con anterioridad: la primera, que yo no soy creyente (lo que no supone que sea carente de valores humanos y espirituales como el que más), y la segunda que no la considero una buena película, pero sí que comparto gran parte de sus argumentos (de ahí que lamentase el tono de presentación de los mismos, que ahora me aclara).

Yo no creo, “Otro” que discrepe conmigo. La pregunta que usted se hace, supongo que nos la hacemos la mayoría de personas culturalmente inquietas, ¿quién es el árbitro a la hora de medir la calidad de una obra artística o cultural? Quizás la discrepancia sea más de forma.

Si yo le dijese que Beethoven es culturalmente más enriquecedor que Julio Iglesias, creo que habría poca discusión al respecto. Si le dijese que “Sálvame” es uno de esos programas “basura” que difícilmente recomendaría a nadie que quisiese, creo que tampoco cabría mucha discusión al respecto.

Curiosamente, el argumento de que más votos dan una aproximación mejor no ha sido objeto de discusión por mi parte, pero sí la conclusión de usted sobre a qué nos aproxima. Que algo esté masificado no es signo de mayor calidad… la ópera en la calle, en espectáculos masivos, no es superior en calidad artística a la ópera en escenarios para un público reducido…

Es cierto que el hecho de que sean más personas, nos centra mucho más en el gusto del conjunto social que promedia, pero en absoluto dirime si ese gusto se corresponde con una mayor o menor calidad del producto que califica. Distinguir cantidad y calidad es un aspecto básico en lo que a cultura se refiere.

En cuanto a la presunta “saña” anticristiana, creo que coincidimos lo suficiente para que yo pueda afirmar que también aquí estamos de acuerdo. Escuetamente, yo diría que: 1) La libertad comporta también aspectos que pueden coincidir o no con nuestros criterios, gustos o preferencias; 2) Infinidad de películas tergiversan la realidad para mostrar una parte favorable al clero y su máximo representante, que en poco concuerda con la realidad, y sin que nadie ponga el grito en el cielo por ello; 3) La única inquietud que me genera “Ágora” no estriba en la película en sí, ni en su enfoque (sólo la critiqué cinematográficamente hablando), sino en que es hecho más de los tantos que ocultan la realidad bajo un falso progresismo.

Y no porque contenga mensaje alguno contrario a los cristianos, sino porque de alguna manera incide en un pensamiento dominante, tendente a la consecución de un pensamiento social único que me niego a compartir.

Tengo que agradecer su manifiesta buena voluntad al continuar la conversación con esta respuesta, pese a que considera que, en cierta manera, nos dispersa en el mensaje. Todo un ejercicio de concesión a opiniones contrarias a la suya, que personalmente aprecio en lo que vale.

La postura más sencilla (no sé si más cómoda) suele ser la de despotricar con banalidades, sin tratar de entender el punto de vista de quien pretende un diálogo. Es difícil entender, a veces, puntos de vista tan encontrados, pero casi siempre merece la pena, porque siempre hay algo más que aprender de los demás.

Aún en la discrepancia más absoluta, mantener la idea propia debatiendo con aquellos que no la comparten es siempre un ejercicio enriquecedor, por más que lo que uno ve como evidente, para otros resulte totalmente incomprensible.

Y sí, Fernando, parece increíble, pero algunas personas ven cerrazón y parcialidad total donde otras ven imparcialidad y apertura a otras ideas. No eres el único que lo ha descubierto. Y seguro que teniendo ambos razón, ninguno de ellos tendrá la razón absoluta.

Cordiales saludos y disculpas por la extensión del mensaje.


13.Publicado por Alberto el 22/10/2009 00:56
Voto por este blog como mejor blog de humor del año. Una perla: Zapatero tiene la culpa de todo, ¡¡¡incluso del guión de Ágora!!! Muy bueno, en serio.

La película te resulta superficial, exenta de arte y de calidad porque rebate las cuatro ideas que bullen en tu cerebrito intolerante (nótese que no pretendo insultar sino que opino realmente que el autor anda seriamente limitado por su estrecho corsé moral). Estados Unidos es el actual paradigma del pensamiento libre y del progresismo, en eso estamos todos de acuerdo, no me cabe ninguna duda. Es la bandera de la paz y de la libertad de expresión. Supongo que esa parte la has añadido para que acabásemos de ubicarte. Gracias, pero ya no hacía falta..

Sectarismo es tildar de forajido a quien ve las cosas de otra manera. La película de Amenábar denuncia eso precisamente. Luego es normal que tú y muchos otros os deis por aludidos. Agora es un retrato de gentes que no se diferencian mucho de vosotros. Supongo que es como para sentirse realmente orgulloso cada mañana, delante del espejo.

14.Publicado por Otro el 22/10/2009 01:57
Albatros:

Creo que en los asuntos de fondo estamos más o menos de acuerdo, y discrepamos en varios detalles. Sin embargo, creo que es mejor centrarse en lo fundamental, así que espero que me permita dejar aquí la discusión. :-)

Me alegro de que el malentendido se haya arreglado, y que no haya ofensa por ninguna de las partes.

Cordiales saludos,

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros