Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

(DS) La verdad sobre la democracia robada (lección básica que debería enseñarse en Educación para la Ciudadanía)


Nota

"El robo de la democracia" es uno de los más sucios y vergonzosos episodios de la historia de la delincuencia mundial. Es un capítulo abierto en la Historia de la ignominia que algún día, cuando la Justicia vuelva a reinar, tendrá que ser castigado con todo rigor.
---



(DS) La verdad sobre la democracia robada (lección básica que debería enseñarse en Educación para la Ciudadanía)
Una de mis tesis favoritas es que casi todos los males que aquejan a nuestro mundo, desde la actual crisis económica al desempleo masivo, la crueldad, la violencia, el hambre, la injusticia y la desigualdad, tienen su origen en una fechoría histórica de grandes proporciones: "el gran robo de la democracia", que fue creada por los hombres y las mujeres libres y que después nos fue arrebatada por los políticos. Ese es el pecado de origen que marca a la actual casta política y la convierte en despreciable. La historia de ese gran robo merecería estudiarse en todas las escuelas y ser la primera lección de la asignatura "Educación para la Ciudadanía".

Cuando el empleado de una empresa hace mal su trabajo y causa daños a la organización, es despedido sin contemplaciones porque ha fracasado. Nuestros políticos han fracasado y hecho tan mal su trabajo que han arruinado la empresa (España), pero ellos no dimiten porque se han apropiado de la empresa y la gestionan sin ética ni decencia.

Ha tenido que llegar la crisis y la ruina para que muchos descubran la gran traición de la casta política a los ciudadanos, el gran robo de esa empresa común, creada por los ciudadanos, que es el Estado democrático.

"El robo de la democracia" es uno de los más sucios y vergonzosos episodios de la historia de la delincuencia mundial. Es un capítulo abierto en la Historia de la ignominia que algún día, cuando la Justicia vuelva a reinar, tendrá que ser castigado con todo rigor. Hasta que los ladrones no restituyan lo que un día rapiñaron, no son otra cosa que usurpadores ilegítimos de una propiedad ajena, simples ladrones impunes, amparados por una ley injusta que ellos mismos han dictado.

Un día, los ciudadanos libres y responsables del mundo, cansados de ser exterminados por el poder absoluto y de soportar agresiones, vejaciones, injusticias y desmanes de los poderosos, decidieron crear la democracia, un sistema equilibrado, basado en la ética y en la justicia, e ideado para que podamos convivir en paz, a pesar de las discrepancias, y para impedir que el poder volviera a ser despótico y absoluto.

Pero nosotros, los ciudadanos, fundadores de la democracia y también dueños de esa gran empresa común que es el Estado, emanación de la nación de hombres y mujeres libres, hemos vuelto a ser oprimidos tras haber sido despojados de nuestras acciones por los administradores de la empresa (los políticos), que han dejado de ser nuestros empleados para convertirse ellos en los dueños. Han sido desleales, estafadores y ladrones porque se han usurpado la propiedad ajena, se han apropiado de la empresa, han expulsado a los verdaderos accionistas y han cambiado las reglas del juego para manejar la propiedad a su antojo.

La democracia, cuando fue creada por los ciudadanos libres, fue ideada así:

  • Los ciudadanos decidieron organizar la democracia en el Estado, que es la empresa común, con el fin de cuidar el bien común y garantizar la convivencia, la justicia y el orden. Sabedores del peligro que encierra el entregar poder a unos administradores, los ciudadanos establecieron numerosos controles y cautelas para evitar que los grandes objetivos dejaran de cumplirse.

  • La primera regla y la principal es que la empresa común, el Estado, es propiedad de los ciudadanos, que son los "soberanos (dueños de la soberanía y de las acciones), a los que los administradores, como en cualquier empresa, deben rendir cuentas con lealtad y obediencia.

Otras reglas importantes eran las siguientes:

--- Los administradores son elegidos libremente por los ciudadanos, que procurarán escoger a los mejores sin interferencia alguna. Las elecciones deben ser plenamente libres y los ciudadanos propietarios podrán siempre revocar el mandato a sus representantes elegidos, especialmente si pierden la confianza depositada en ellos. Los ciudadanos son los únicos electores legítimos.

--- Como los ciudadanos no se fiaban de los administradores, decidieron que los grandes poderes delegados (Legislativo, Ejecutivo y Judicial) fueran independientes y que se vigilaran entre sí.

--- Como todavía tenían miedo a ser traicionados, establecieron que los representantes tenían la obligación de defender el bien común por encima de todo y de garantizar los grandes valores y el respeto a los derechos fundamentales del ser humano: igualdad, fraternidad, libertad, limpieza, honradez, pulcritud en el manojo de los asuntos públicos, etc.

--- A pesar de esas cautelas, los propietarios exigieron que existiera también una prensa libre e independiente, dotada de libertades especiales, cuyas dos misiones principales eran informar con veracidad, para que los ciudadanos siempre estuvieran al tanto de lo que ocurre, condición imprescindible para tomar decisiones correctas, y, además, fiscalizar permanentemente a los grandes poderes, apostando luz y taquígrafos, conscientes los propietarios de que la luz y la verdad impiden la suciedad, las mentiras, las traiciones y las trampas, vicios que proliferan en la opacidad.

--- Conscientes de que algún día se producirían problemas, aclararon que la empresa quedaba sujeta al "Imperio de la ley", siendo esa ley igual para todos, para propietarios y para administradores, sin privilegios ni ventajas para ningún miembro de la comunidad.

--- Llenos de desconfianza, a pesar de los muchos controles y cautelas, decidieron que debería existir una sociedad civil fuerte, que funcionara con independencia y al margen de los administradores del Estado, cuya misión principal era servir de contrapeso y de control suplementario al siempre temido poder de los administradores.

--- Finalmente, se advirtió a los representantes que sus mandatos tenían que ser temporales y que sólo podrían intervenir en la vida de la comunidad cuando fuera estrictamente necesario, ya que los ciudadanos propietarios estaban seguros de poder convivir en paz y armonía, sin necesitar interferencias externas.

El final de la historia es trágico y de una gran vileza: como temían los ciudadanos, el desastre se produjo, a pesar de todos los controles y cautelas, Los administradores (los políticos) se organizaron entre ellos, arrebataron el control a los dueños de la empresa y establecieron, a su vez, privilegios, cautelas y nuevas reglas para afianzar el robo de la empresa a sus dueños legítimos.

Comparemos aquella democracia original ideada por los fundadores, transparente, descentralizada, limpia y sometida a sus propietarios legales, al bien común y a la decencia, con el bodrio inmoral, injusto y canalla que los administradores infieles han terminado creando, tras robar la empresa a sus dueños, a los que, además, han sometido y obligado a pagar cada vez más impuestos, que no siempre utilizan para reforzar el bien común y la convivencia, sino que, a menudo, sirven para ampliar las injusticias, las arbitrariedades, las ventajas y los privilegios de los ladrones.

Tras arrebatar la empresa común a sus legítimos dueños, los administradores (los políticos) se organizaron para cambiarlo todo y sustituyeron la democracia original por otro sistema que a ellos les convenía: una dictadura de partidos políticos más o menos disfrazada de democracia representativa y camuflada de legalidad. La fuerza de los ciudadanos fue suplantada por la fuerza de los partidos, convertidos en verdaderas mafias de poder. Las elecciones libres fueron alteradas de manera que son los partidos los que elaboran las listas, arrebatando así a los ciudadanos su derecho original a elegir a los mejores. Los partidos eliminaron la separación de poderes y los controlan todo lo que pueden. Buena parte de la prensa libre ha sido comprada y sometida, impidiéndole sus dos misiones claves: informar con veracidad y fiscalizar a los poderosos. La ley dejó de ser igual para todos y se aplica "según convenga" al poder. Los administradores recaudan el dinero de la comunidad y no siempre lo emplean en el bien común. Algunos administradores han eliminado también el límite de los mandatos y, en la práctica, pueden permanecer en el poder hasta que la muerte les visite. Enumerar la lista de alteraciones y suciedades instauradas por los administradores infieles sería interminable, pero cabe mencionar algunas: la corrupción y la mentira anidaron en su sistema, muchos ciudadanos fueron oprimidos y hasta asesinados a millones por algunos administradores especialmente crueles y delictivos (Hítler, Stalin, Mao y otros) y se autoadjudicaron tantas ventajas y privilegios que llegaron a superar en desmanes y abusos a los antiguos monarcas absolutos y a la nobleza predadora.

Desde que consumaron el robo del Estado, los administradores no han dejado de avanzar por el sucio camino de la deslealtad y de la infidelidad. Se suben los sueldos, no responden de sus errores, engañan a los antiguos propietarios, se autoadjudican una autoridad que no poseen y someten a los antiguos dueños, además de endeudarse hasta la locura, de apropiarse del dinero común y de emplearlo en afianzar su poder y en ampliar sus lujos y privilegios: pensiones, millones de servidores públicos, ejército propio, fuerzas de seguridad, que muchas veces emplean para amedrentar y aplastar a los antiguos dueños, si es que se atreven a protestar y otros muchos privilegios que les convierten ante los ojos de los verdaderos dueños en usurpadores arrogantes, infieles, desleales y opresores.

Esta es, queridos lectores y alumnos, resumida y suavizada, la sucia historia del gran robo del Estado democrático por parte de la actual casta política profesional, uno de los crímenes más horrendos de la Historia.

- -
Miércoles, 30 de Junio 2010
Artículo leído 2724 veces




Comentarios:

1.Publicado por Pepe Lotas el 30/06/2010 10:59
Triste, pero cierto.

2.Publicado por candidolav el 30/06/2010 11:58
Sr Rubiales comparto integramente su tesis, y se puede Ud. imaginar cuanto lamento no poder discrepar hoy.
Dice Ud. y bien dicho...." cuando la justicia vuelva a reinar".... yo añado que
la justicia sola no va a volver.... los ciudadanos que nos sintamos amenazados y agredidos, algo tendremos que hacer.

AUSENCIA DE JUSTICIA=Ayer y hoy estamos asistiendo con el incumplimiento de los servicios mínimos en la huelga de metro madrileña, al ejemplo de lo que esta gentuza hace con la ley. Los mamporreros del frente popular 2010 están devolviéndonos a sus mejores actuaciones de 1935 y 36... solo falta FAI-CNT

Quien va a actuar contra el fiscal por prevaricador si no abre actuaciones
contra los infractores de la ley ??
Quien va a exigirle a los mafiosos mamporreros sindicalistas españoles
responsabilidades por los daños "cuantificables" que están causando
a personas y empresas??
Quien va a exigirle responsabilidades al juez o jueza que no actue contundentemente cuando se presenten las denuncias ?¿
Personalmente entre otros muchos casos puedo citar ... como un juez en Malaga archivó una denuncia por agresión, pese haber testigos... tan solo porque el agresor era un lider sindical.... he sido testigo de como un grupo de ugetistas en un conflicto laboral, rompían cristales de vehículos y apedreaban un edificio
con personas dentro, ante la pasividad de la dotación de tres vehículos
de la guardia civil.... ni las denuncias prosperaron, ni la fiscalia abrió diligencias, ni los sindicalistas respondieron por sus delitos...
por supuesto en un pueblo socialista hasta las cejas....
y estoy hablando de España, años 2000 y un estado supuestamente de derecho.


Es imposible encontrar en 2010 una sola ley clara ,que responsabilice a un sindicalista por sus actos.Son impunes. Ni Aznar ni nadie han querido legislar nunca nada respecto a los servicios mínimos... porque?¿? Pues porque la despreciable casta partitocratica le interesa más poder comprar las voluntades de estos mafiosos sindicalistas que regular las reglas...
a fin de cuenta los compran con el dinero de los demás....y en pago seguramente algo se queda en el camino....a ver quien le habla mal a Fidalgo
de Aznar...por poner un ej. le oigo hablar en ondacero y es increible el cinismo
de este "pofesional del bla bla bla".... habla de los sindicatos como si el no tuviera nada que ver con ellos... el acaba de llegar a España.

O j o ... con los mamporreros sindicalistas... del frente popular
sociolisto no podemos pensar que se harán el harakiri.... pues los mamporreros son en ultima instancia su guardia de corps.

En cuanto gobierne el PP cueste lo que cueste, y pase lo que pase , y amenacen con lo que amenacen.... hay que exigirle al PP que legisle las responsabilidades de la acción sindical en España y mande a inspectores a fiscalizar sus cuentas.... En los años 30 se permitió que se desmandaran y nos acabaron llevando a la ruina de la guerra civil...... a ver si hemos aprendido algo de la historia y hacemos algo por impedirlo.

3.Publicado por candidolav el 30/06/2010 14:46
que hará el fiscal ??
Que dirá la vicepresidenta del gobierno ¿¿ que los 4 trabajadores agredidos
son del PP y merecen ser apaleados en nombre del pueblo ??

4.Publicado por vanlop el 30/06/2010 15:50
Este artículo era necesario para recordarnos lo que con el tiempo se ha ido desvirtuando y ya no sabemos en qué consiste la democracia.

Las cosas han ocurrido por dos motivos: Uno, el premio es inmenso, nada menos que las vidas y haciendas de los ciudadanos. El sueño de cualquier tirano. Dos, la dejadez de los ciudadanos. La sociedad civil es el último bastión para el control de la democracia y por supuesto, lo primero que hicieron fue desmontarla.

En otros paises ha costado siglos corromper la democracia y aún la sociedad resiste en algunas parcelas. Aquí fue muy fácil. Ahora 35 años después se ve lo fácil que resultó.

Primero, se nos convenció que a la muerte de Franco la única solución era la democracia. Esto incluso fue alentado desde el régimen. Una vez que la gente asumió que la democaracia era el único camino, lo demás fue la parte más sencilla, nos vendieron la democracia que les interesó y como nadie sabía qué era la democracia, nadie se molestó en decirnos, por ejemplo, lo que dice el artículo, todos aceptamos la gran mentira.

La gran labor que tenemos es convencer q la gente que esto no es democracia y que la democracia es de tal forma. Trabajo digno de Hércules.

Y hasta que la sociedad civil no sea la que mande, todo será miseria. El gran problema es conseguirlo antes del hundimiento final.

5.Publicado por Águeda el 30/06/2010 17:40
Aunque sean todos los que caigan a la vez, serán muchos, los que volverán a levantarse.

Un saludo,..


En el espacio aparece,
un ovni con plan de guerra,..
y con varias pretensiones,
de invadir planeta tierra.

...¡¡ Zapatero se despierta !!,
con salto de camisón,..
y lo primero que hace,
es avisar a Chacón.

¡¡ Nos invaden los marcianos !!,
dice nerviosito entero,..
y Chacón adormilada,
¡ Espera que no me entero !.

Zapatero cabreado,
se lo explica como puede,..
y Chacón "alucinada",
dice: ¡¡Que no se lo cree!!.

Los marcianos observando,
perplejos de ver la especie,..
mirándose victoriosos,
salivaban homenaje.

Deciden hacer un estudio,
de respuestas ante el miedo,..
y al preguntar quien se ofrece,
Zapatero está en el medio.

Después de mucho observarle,
y analizar su careto
desisten de nuestro planeta,
y se fueron muy discretos.

¿? Por qué no quisieron llevarte,
para estudiarte del todo,..
y por qué con solo mirarte,
el interés lo perdieron ¿?.

Hasta ellos dimitieron,..

6.Publicado por Newman el 30/06/2010 17:40
Acertada descripción de una realidad que cada día se nos hace más borrosa. Discrepo, sin embargo, en una de sus premisas, ya que a mi entender nada se nos ha hurtado. En casi ningún país del mundo se ha puesto nunca el poder en manos de los ciudadanos y España no es una excepción. Aquí no se ha pervertido nada, pues ya las normas ya eran perversas desde el principio.
En la transición, esa pantomima elevada a los altares, efectivamente algo transitó: el poder monolítico de manos del régimen franquista a las del régimen partitocrático.
No soy capaz de analizar la deriva que ha seguido la democracia norteamericana, aunque a tenor de los últimos acontecimientos (el rescate de la banca privada con fondos públicos) no parece “progresar adecuadamente”. Sin embargo su génesis fue lo más parecido a una democracia real que se ha dado en el mundo, mientras que lo que ocurrió aquí en los 70, no llega ni a burda caricatura. No es sorprendente, pues, la escasez de literatura divulgativa en castellano acerca del proceso americano, no vaya a ser que alguien se ponga a hacer comparaciones.
Cualquier democracia seria requiere un periodo constituyente, en el cual los representantes, elegidos con ese fin por los electores, abren un debate público sobre el marco jurídico en el que se va a mover su sistema de poder. Eso no ocurrió aquí. En España los herederos del franquismo pactaron en secreto con los partidos en la clandestinidad, la organización que les convenía a todos ellos, y después, revestido el engendro de palabrería grandilocuente y demagogia barata, fue presentado a una población atemorizada por el fantasma del enfrentamiento nacional.
Con el tiempo aquella semilla ha dado sus frutos: la permisividad ante la corrupción como resultado de la inexistente división de poderes, la impotencia del votante ante la ausencia de representatividad real, el modelo autonómico eternamente inconcluso que sólo refleja la desigualdad de derechos entre los españoles, la sustitución de las soluciones mayoritarias por las de consenso (¿componenda?)…
El problema no son son los partidos, que son sólo un mal necesario para la democracia, sino el sistema que los sustenta que nunca ha podido denominarse como tal.
Pero lo peor de todo ha sido la corrupción de las mentes y de los principios que han abolido el sentido común, y que nos han llevado a calmar el dolor producido por las metástasis mediante conjuros de chamán, mientras el tumor que yace en el interior sigue avanzando poco a poco.

7.Publicado por Armando Gresca Segura el 30/06/2010 21:50
Tengo una amiga China, que me saluda desde New York, y me cuenta la riqueza que hay en España:
“¿Cómo eres capaz de pagar por un litro de gasolina más del triple de lo que
cuesta?…. ¿Cómo pagas comisiones por servicios bancarios y tarjetas de crédito el triple de lo que aquí nos cuestan? ¡NO LO ENTIENDO!
Aquí en EEUU, el gobierno estatal, teniendo en cuenta nuestra precaria situación financiera, nos
cobra sólo el 2% de IVA, más otro 4% que es Federal, total 6%.
Y no el 18% de IVA, como a ti que vives en España.
Además, sois vosotros los que tenéis "Impuestos Especiales" como son los
impuestos por gasolina y gas, por alcohol, cigarros, cigarrillos, cerveza, vinos, etc.
que alcanza hasta el 320% del valor original, y otros como el impuesto por uso del automóvil
(el de circulación), el IBI, plusvalías, impuestos de basuras, a parte de la ITV, zona verde, zona azul etc... Además de todos los trámites y pagos nacionales y municipales (Tasas).
¡¡¡ ESO ES SER MUY RICO!!!
Porque si vosotros no sois ricos, ¿qué sentido tiene tener unos impuestos
nacionales, autonómicos y locales de ese calibre?
Ser rico, es tener 86.000 concejales casi 9.000 alcaldes, 17 Presidentes de
Autonomías, casi 1.600 parlamentarios autonómicos, 350 diputados en
Cortes, 300 Senadores, 200 parlamentarios en Estrasburgo, una Casa Real,
20 Ministros más todos sus asesores... ¿todo esto para un país tan pequeño como el tuyo?”.

8.Publicado por ARGEMIRO CEDEÑO el 27/12/2010 12:10
ES LA VERDAD MAS IRREFUTABLE QUE HE LEÍDO EN MI VIDA, SIENDO YO UN PENSADOR LIBRE, VEO MUCHA TRISTEZA EN LOS PUEBLO QUE SE DICEN IQUE DEMOCRÁTICOS, SOY DEL QUE PIENSA QUE POR MAS QUE QUERAMOS HACER HOY EN DÍA UNA VERDADERA DEMOCRACIA TENDRÁ QUE CORRER MUCHA PERO MUCHA SANGRE PARA LLEGAR A ELLA, ASÍ COMO LO HICIERON NUESTRO ANTEPASADOS, ME DA TRISTEZA, DOLOR Y MUCHA IMPOTENCIA, PERO LO DIGO CON TODA HONESTIDAD, NO LLEGAREMOS A UNA VERDADERA DEMOCRACIA MIENTRAS LOS POLÍTICOS DEL MUNDO PIENSEN QUE LOS ESTADOS SON DE SU PROPIEDAD, SOY EL QUE CREO QUE LOS POLÍTICOS SON LOS EMPLEADOS DEL PUEBLO Y NO EL PUEBLO LOS ESCLAVOS DE LOS POLÍTICOS.

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros