Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

Nadal, el modelo español a seguir


Nota



Nadal, el modelo español a seguir
Rafael Nadal, flamante vencedor en el master de Indian Wells, humilde y generoso en la victoria, educado siempre y lleno de orgullo por ser español, es el mejor modelo a seguir de la España actual, un ejemplo mejor que los "héroes" de basura, generalmente proxenetas, macarras, putas, traidores y chivatos, que nos ofrece la televisión inmoral que nos obligan a ver. Nadal es una imagen de éxito, eficacia y honradez, forjada en el esfuerzo y el sacrificio, insólita y necesaria en un país al que se le escapan sus valores por las grietas, que se siente azotado por el despilfarro del poder, la arrogancia, el mal gobierno, la envidia, la corrupción, la delincuencia y la pérdida de confianza.

Comprobada la pavorosa escasez de decencia, esfuerzo, sacrificio y éxito que padece España, las madres españolas deberían colocar un poster de Nadal en el dormitorio de sus hijos e hijas, una imagen estimulante y ejemplar que debería también presidir el despacho de Su Majestad, las sedes de Génova y Ferraz, el salón del Consejo de Ministros, el Parlamento, el Senado y hasta el dormitorio donde yacen ZP y Sonsoles.

Tengo un amigo, profesor universitario de derecho, que opina que es más digno para una sociedad democrática soportar a un tirano que a una oligarquía que gobierna mal. Aplicando su tesis a España, dice que sería menos humillante para un demócrata español ser gobernado por un tirano que por la partitocracia degradada que nos malgobierna, nos engaña y nos conduce hacia el desempleo y la pobreza, autodenominándose "democracia".

Cuenta que la democracia clásica de Atenas solía elegir a un tirano (dictador) en tiempos de guerra o en medio de crisis agudas, tal vez como la que ahora vive España, cuando el gobierno demostraba su incapacidad para superar los problemas, cuando la sociedad, dividida y confusa, no sabía adoptar decisiones importantes o cuando el pueblo necesitaba un liderazgo fuerte porque el drama sobrevolaba sus cabezas. La República de Roma también recurrió a la dictadura en tiempos difíciles y designó como dictadores "salvadores" a gente tan famosa como Mario, Sila y Julio César.

La figura del "dictador" está maldita en democracia, quizás porque a los políticos les conviene estigmatizar a los dictadores, pero, realmente, un dictador es menos lesivo para un pueblo digno que una oligocracia o que un falso demócrata que conduce a la nación hacia la perdición. Contrariamente a lo que dicen nuestros políticos, la tiranía no es la antítesis de la democracia, sino un recurso que puede ser también democrático, aunque excepcional, apropiado para tiempos muy difíciles. Al fin y al cabo, cuando el dictador es elegido por el pueblo soberano, esa elección es formalmente democrática. La dictadura de Primo de Rivera es un ejemplo a considerar. Fue elegido casi por consenso general porque España estaba postrada, y los socialistas colaboraron entonces con el dictador de manera estrecha y entusiasta.

Lo contrario de la democracia, según los griegos clásicos y la inmensa mayoría de los filósofos y pensadores políticos, no es la tiranía ni la dictadura, sino la oligocracia, precisamente lo que hoy tenemos en España: un gobierno de los poderosos organizados, que suplanta al pueblo y que gobierna anteponiendo los intereses propios a los de la comunidad.

Si algún día España, ante la incapacidad de sus pésimos gobernantes, mal llamados "demócratas", se viera obligada a elegir a un "dictador" para que le libere de la corrupción, adelgace el monstruoso Estado insostenible que la "democracia" nos ha impuesto y nos devuelva los valores perdidos, el orgullo y el futuro que nos han arrebatado los politicastros, me gustaría que se pareciera a Rafael Nadal.

P.D.: Ya percibo a algunos lectores obtusos de Voto en Blanco (la verdad es que, por fortuna, hay pocos obtusos) rasgándose las vestiduras y afirmando que estoy reclamando una dictadura, cuando lo único que he hecho es repetir lo que han afirmado los filósofos y pensadores de todos los tiempos: que lo contrario de la democracia es la oligocracia y que peor que un dictador es un oligarca inepto al frente de un país que se desmorona. Al fin y al cabo, un dictador puede ser una opción popular o un paréntesis motivado por las circunstancias, pero un oligarca en el poder es siempre una enfermedad grave del sistema.


   
Miércoles, 25 de Marzo 2009
Artículo leído 753 veces




Comentarios:

1.Publicado por Pepe Lotas el 24/03/2009 11:32
Es balsámico pensar que un dictador será mejor en la actual situación, que la pandilla de ineptos que nos desgobiernan. Probablemente sería cierto si se diera con una persona honesta y capaz (!). El problema es que tales salvadores, una vez que prueban las delicias del Poder, no lo sueltan.

2.Publicado por Nemo el 24/03/2009 12:13
Si se tiene en consideración esta salida es que la esperanza de que el sistema se limpie y renazca por sí mismo, que desde los organismos propios del tinglado que hay ahora mismo montado pueda salir la conciencia de hacer las cosas bien, es escasa o nula. Por desgracia, tanto en la voluntad de la gente como en la de los dirigentes, no hay nada a lo que uno pueda agarrarse como a un clavo ardiendo. Quizá una excepción pueda ser esas alternativas sistemáticamente marginadas. Pero una cosa que ya ha quedado demostrada por lo que hemos visto (¿no queríamos democracia?), hay que tener cuidado con lo que se desea porque se puede hacer realidad.

3.Publicado por Luis Manuel el 24/03/2009 12:16
Señores y señoras:

Lo sentimos mucho pero Franco está muerto ya desde hace décadas y no lo podemos recuperar y en cuanto al Ejército español, el único estamento de donde podríamos sacar el medicinal remedio de un dictador para nuestra democracia, ha sido convertido desde hace dos lustros en una ONG internacional de la que es completamente imposible que incluso surgiendo hoy en día un dictador ahí pueda hacerse con el poder en todo el territorio español al mando de la destartalada ONG de la que hablamos.

Así pues, esto es lo que hay. Lamentablemente vamos a tener que aguantar a los políticos dictatoriales y oligócratas (que son legiones y por tanto mucho peor que un sólo lider dictador, como muy bien expone el análisis de este artículo de hoy) por muchas décadas, si no siglos.

¡Apañaditos estamos, don Francisco!

4.Publicado por Rubén el 24/03/2009 12:19
Ciertamente, había más dignidad y decencia en Mario, Sila y Julio César que en los senadores republicanosque convirtieron la República en un lodazal de corrupción y arbitrariuedad. Así, del mismo modo , no seria difícil encontrar un dictador al que encargar la limpieza y regeneración de España que fuera más decente y eficiente que la ralea de políticastros que nos malgobierna hoy.

Gran acierto al plantear la opción de un dictador popular que, excepcionalmente y sin renunciar a la verdadera democracia, nos limpie el patio y nos evite caer en el precipicio hacia el que nos conducen los Zapateros, Rajoys, Llamazares y demás miembros del aquelarre político español.

Rubén

5.Publicado por Antón García Llamazares el 24/03/2009 16:07
Me sumo a los que apoyan la idea de que surja un dictador (no un dictadorcillo) que meta en cintura a esta casta elitista de los partidos políticos y sus cúpulas de chupatintas o mamonazos profesionales que viven desde la adolescencia hasta la vejez chupando de esa teta partidaria y politiquera con la cual se sienten chorizadamente cómodos aunque al resto de ciudadanos los parta un rayo.

Ahora bien, como alguien ya ha dicho en un anterior comentario, el problema es que hoy en día en España el ejército, o sea la institución de donde siempre han salido los dictadores en el mejor sentido de la palabra (la figura social encargada como Mister Proper de la limpieza de la casa, en este caso estatal), está reconvertido en una gran Ong con miras precisamente a que tal circunstancia no pueda darse nunca más. La prueba es que el actual gobierno acaba de cerrar otro Regimiento o Bandera Legionaria, otro espacio de los pocos que quedaban donde se suelen cocer los "ruidos de sables" o intentonas golpistas.

Entonces, si nos quedamos sin nidos legionarios de machotes, que eran los propicios donde emerger un dictador, me temo que lo tenemos crudo para que en el futuro en España podamos volver a tener un dictador salido del ejército. Me temo, que en el futuro no cabrá en España y en Europa Occidental, más dictadores que los PARTIDOS POLÍTICOS y los líderes nacidos en su seno. Al menos hasta que no ocurra una especie de revolución francesa nueva donde la gente inesperadamente harta se lance a las calles a millones, asaltando los estamentos de poder en manos de la oligarquía político-financiera y eleve de la manera más brutal o vulgar a un dictador tipo Napoleón Bonaparte (que es esto lo que ocurría probablemente)


6.Publicado por vanlop el 24/03/2009 19:55
Ese es el problema, como se vuelve a su casa el dictador. Como seguimos los pasos de Argentina, recordemos que la gente pidió la dictadura y los militares tomaron el poder, pero se las apañaron, por ignorancia o a propósito, para hacerlo peor que los oclócratas a los que sustituyeron. El resultado lo tenemos a la vista, la Sra Fernandez haciendo como que gobierna mientras con un 40 % de paro muchos mueren de hambre y no de forma metafórica precisamente.

Si recurrimos a la Historia vemos que a una democrácia corrupta, demagogia en Grecia, sucedía un dictador, que tenían que hechar y poner la democrácia que rápidamente se corrompía hasta que ponían a otro dictador y así sucesivamente hasta que los dictadores se sucedían a sí mismos por las bravas, o sea matando al tirano.

En Grecia esto duró hasta que los romanos pusieron la paz, en Roma los emperadores-tiranos se sucedieron hasta que los reyes bárbaros se independizaron y el Imperio terminó.

¿Sufrirá la sociedad occidental una alternancia de tiranos cada cual peor que el anterior hasta que los "bárbaros" o una potencia emergente acabe con todo?

Porque si bien es cierto que Expaña ha llegado a la corrupción de la oclocracia, no es menos cierto que el resto de Europa e incluso Usa, no le van a la zaga. La diferencia es que el sistema se engrasa con dinero y en los otros paises lo hay en mayor cantidad y por eso se nota menos.

Al fin y al cabo al SR Rodríguez le cabe el dudoso honor de repartirnos la miseria mientras que en otros paises aún se reparte dinero.

7.Publicado por Otro el 25/03/2009 15:46
En España ya tenemos un dictador, que es el presidente del gobierno. Elegido "libremente" por el pueblo para arreglar sus problemas, el presidente del gobierno hace y deshace, gobierna, crea y deroga leyes, y mete mano en la justicia según le parece bien. Nada que envidiar a Hiparco, Psístrato y los demás. Más bien al contrario!

En cuanto a los dictadores que vienen del ejército, no gracias! Vienen con muy buenas intenciones y luego no hay forma de echarlos de la poltrona.


Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros