Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Destacados

La tiranía democrática


Nota

Millones de españoles se han escandalizado y se han sentido frustrados al conocer que el Partido Popular, para alcanzar el gobierno, está negociando con los partidos nacionalistas que odian a España y desean romperla. El PP, de nuevo, sorprende a sus seguidores y a España entera incumpliendo las promesas que hizo durante su campaña electoral, en la que se presentó como garante de la unidad de España y prometió que nunca negociaría con los nacionalistas radicales.

España es un ejemplo claro de que la democracia, cuando está trucada y prostituida, puede convertirse en el peor de los sistemas, en una auténtica "tiranía democrática", un sistema infernal que aplasta a los ciudadanos y beneficia hasta el extremo a la clase política, que funciona como una "aristocracia de amos".
---



La democracia, si es limpia y auténtica, es el mejor de los sistemas políticos imaginables, perocuando está prostituida y trucada, como ocurre en España y en otros países, entonces se convierte en un infierno, en un sistema donde los políticos y sus aliados ejercen de tiranos y el pueblo es esclavizado y oprimido.

Si la democracia es "per se" el sistema por el cual una mayoría puede abusar de una minoría (ya no digamos lo que puede hacer con un individuo), gestionada a través de una partitocracia, es también el camino seguro que legitima a los políticos para llevarnos indefectiblemente a un sistema totalitario.

El caso de España es un modelo de vejación de los ciudadanos por su clase dominante, que se ha adueñado del Estado y ha expulsado al pueblo de todo proceso de influencia y de toma de decisiones, pero el caso de Europa no es muy diferente. Desde poco después de la Segunda Guerra Mundial, en cada elección los europeos hemos ido viendo como las castas políticas nos han ido haciendo menos libres y mas sometidos y pobres que en las elecciones anteriores.

Suecia, considerada durante muchos años como un "modelo" que exhibía la socialdemocracia para airear sus brillantes resultados, al final ha resultado ser el más claro ejemplo de lo que eso que podríamos llamar "el totalitarismo democrático". Los partidos, al entrar en el sistema, se integran en el aparato que domina el Estado y forma con los otros partidos una especie de cofradía del poder, ajena a la ciudadanía y sometida a acuerdos de corporativismo político, silencio cómplice, abuso colectivo y protección mutua.

El sistema está pensado para que las élites políticas, ganen o pierdan, vivan rodeadas de poder y lujo, sin que tengan que pagar por sus errores y daños, sin ni siquiera estar obligadas a rendir cuentas ante el ciudadano, quien debiera ser el dueño del sistema y ha sido reducido a la condición de siervo.

Cuando no está prostituida, la democracia es un sistema seguro y con muy amplias garantías. En la verdadera democracia las minorías son respetadas, y tienen garantizados sus derechos, entre otros a vigilar y controlar el poder. Una sociedad civil fuerte y capaz de ejercer como contrapeso del poder político, unos medios de comunicación libres y decididos a fiscalizar con la verdad a los grandes poderes, en especial a los públicos, una ciudadanía formada, informada y con capacidad de vigilar y controlar, junto con una estructura del Estado diseñada para que funcione la competencia y el control del poder, con la Justicia independiente, el Parlamento libre, los partidos políticos ejerciendo la democracia interna y los políticoss sometidos a las leyes, que tienen que ser rigurosas con el delito público e implacables con la corrupción, garantizan un sistema equilibrado, donde el ciudadano es respetado y ejerce como príncipe, mientras la política está adornada con el "servicio" a la comunidad y con el "bien común" como grandes faros de orientación.

Pero en países donde la democracia ha sido prostituida como en España, asesinada por los partidos políticos y sustituida por un sistema sucio y trucado, esa falsa democracia es incapaz de garantizar otra cosa que no sea la indecencia, la corrupción y el abuso.

El sistema está diseñado para que beneficie a las élites políticas y a sus poderosos aliados. Si un partido gana, ingresa en el paraíso del poder y goza de dinero abundante, sustraído al ciudadano vía impuestos, de poder y de brillo social y mediático. Si pierde las elecciones, vive en la oposición disfrutando de espacios de poder y dinero suficiente para que equipos directivos y militantes destacados vivan bien, rodeados igualmente de poder, recursos y brillo mediático.

El ciudadano, que es el soberano del sistema, es tratado como ganado torpe y se le margina del poder y de la influencia con toda la fuerza y los recursos del Estado. Los partidos, sin ciudadanos, funcionan como monopolio del poder y de la política. Y el cuadro final que se configura, al que llaman democracia, solo es basura camuflada, esclavitud simulada, auténtica "tiranía democrática".

Francisco Rubiales

- -
Viernes, 22 de Julio 2016
Artículo leído 5017 veces




Comentarios:

1.Publicado por vanlop el 22/07/2016 09:10

El articulo de hoy es muy completo y no se me ocurre nada que añadir.

Produciría estupor que el pp negocie con los separatistas si no fuera porque estamos acostumbrados a los aparentes disparates de cada día. Y digo aparentes porque nos lo parecen, pero para ellos son de lo más lógico y necesario para cumplir sus planes, sean los que sean y que, presumo, poco tienen que ver con los planes de la mayoría de los ciudadanos.

Si bien es cierto que el número de tontos es infinito, también lo es que la paciencia, especialmente de los pueblos, tiene un límite. La cuestión es saber cuantos votantes consideran que el pp ha sobrepasado ese límite.

Aunque al parecer no les preocupa dada la poca transparencia en el recuento electoral. Y tampoco sabemos cuanto puede funcionar el voto del miedo.

Negociar con los separatistas y darles el dinero público a cambio de favores al partido es una doble indecencia. La primera negoiar y dar dinero a los enemigos de España y la segunda, corrupción pura y dura, que es dedicar dinero público a fines de partido.

Lamentablemente los otros partidos, psoe y podemos, lo hubieran hecho con más descaro, entre otras cosas porque ya lo llevan en sus programas aunque sea de forma implícita. Los podemitas ya ofrecen el referendum directamente y los socialistas ya han hecho concesiones que no debieron hacer. Y ciudadanos es una incógnita, que se opone a los nazionalistas pero falta saber hasta cuando.

Salvador

Anoche leí sobre el grupo de la dehesilla. Sólo que fue un grupo que manejaba las cosas durante el franquismo y que siguieron con la democracia y que ahora son sus hijos y nietos los que manejan las cosas.

Cuando tenga tiempo y esté en casa con mi conexión a internet fiable, lo investigaré y a ver qué encuentro.

2.Publicado por SALVADOR el 22/07/2016 09:11
Lo primero que tenemos que admitir es que en la llamada " Transición politica ", los españoles fuimos engañados , y persistir en el engaño cuando ya se ha visto claro que fuimos engañados es el mayor error que podemos cometer , para nuestras generaciones futuras.

El mayor engaño sufrido por el pueblo español en toda su historia fue la mal llamada Constitución, que no es tal, sino en realidad la Ley Fundamental de la Monarquía de Partidos. En ella se establecen las directrices para vaciar de competencias al Estado central a través del reparto autonómico.

Para que ese reparto y el del inmenso botín económico que suponía se hicieran con normalidad, se necesitaba una ley electoral que, en lugar de ser representativa de la sociedad civil, lo fuera de los jefes de partido que hacen las listas. Y para no dejar ningún cabo suelto, impusieron en la Constitución la no separación de poderes estatales, poniéndolos en manos del ejecutivo. El poder legislativo y el judicial quedaban así sometidos al poder ejecutivo, lo que garantiza a este la total impunidad ante la corrupción, la malversación de fondos públicos, el nepotismo más absoluto y la prevaricación.

El primer agente de esta oligarquía, el rey Juan Carlos, traicionó a su padre y a Franco. La clase franquista traicionó a Franco para sobrevivir y participar en el reparto del botín con los nuevos allegados. Estos, la nueva clase política procedente de la ilegalidad, descubrirían de pronto que si también ella traicionaba a sus principios ideológicos, con los que había tenido que vivir pobremente en la sombra, también podrían participar del botín y enriquecerse sin riesgo alguno a costa de los demás.

El segundo agente, el presidente Suárez, fue tres veces traidor: traicionó los principios del Movimiento Nacional, a los españoles no permitiendo que alcanzaran la libertad política y a España, dividiéndola en diecisiete trozos, contrarios todos ellos a la realidad histórica y objetiva de la Nación. En el caso del PSOE de Felipe González, un diseño de partido de ‘izquierdas’ realizado por la CIA a través de Willy Brandt para frenar al comunismo, renegó de sus principios marxistas y desde el poder traicionó a la clase obrera en favor de las elites financiera y mediática. Miguel Boyer les entregó los monopolios públicos por la décima parte de su valor.

Con estos mimbres, la Carta Magna fue el resultado de un simple reparto de poderes entre traidores: a sí mismos, a la libertad política constituyente y a la unidad de España. La Constitución de 1978 ha destruido la unidad administrativa del Estado, la unidad de mercado, todas las referencias éticas en lo público y las morales en lo privado, ha aniquilado el sentimiento patriótico de España y suprimido la representación política de los ciudadanos.

Asesinos de la libertad

Los autores de este engendro son auténticos criminales de la paz, porque no hay mayor delito que el de matar las esperanzas de libertad de un pueblo que llevaba casi 40 años sin conocerla. Fue el asesinato de la libertad colectiva y el abuso sin medida de las libertades individuales por parte de los oligarcas. Los culpables visibles de esta traición a todo un pueblo fueron siete, queden sus nombres en la historia negra para vergüenza de sus descendientes y desprecio de las generaciones futuras, porque aunque eran sólo los ‘chicos de los recados’, ya que la Constitución les fue dictada, se prestaron a representar y avalar la farsa infame que supuso todo el proceso.

Gabriel Cisneros (UCD)

Miguel Herrero de Miñón (UCD)

José Pedro Pérez Llorca (UCD)

Gregorio Peces Barba (PSOE)

Miguel Roca (Pacto Democrático por Cataluña)

Jordi Solé Tura (Partido Comunista de España)

Manual Fraga (AP)

Los verdaderos artífices fueron sus jefes políticos, Adolfo Suárez por un lado, y Felipe González por otro, y más directamente sus respectivas manos derechas, Fernando Abril y Alfonso Guerra, que discutían y pactaban en secreto todo lo esencial, completamente al margen de los ciudadanos, a los que no se consideraba dignos de conocer cómo se estaba decidiendo su destino. En particular, pactaron la monarquía de partidos estatales, donde todo el poder se reparte en exclusiva entre las agrupaciones políticas, aunque el Rey siempre conservó el derecho de designar ministros por vía de pasillo.

En los artículos de contenido social, la Constitución trata cínicamente de convertir en norma obligatoria los simples deseos de bienestar. Los partidos estatales basaron su propaganda demagógica en estas simplezas utópicas que ninguna constitución seria puede albergar, pues son engaños siniestros. “Los españoles son iguales ante la ley”, mentira: el Rey, los partidos, y los jueces demuestran a diario este colosal engaño. “Todos los españoles tienen el derecho al trabajo y una remuneración suficiente para satisfacer sus necesidades y las de su familia”, mentira: las estadísticas millonarias de paro y pobreza evidencian tan escandaloso embuste.

“El derecho a una vivienda digna y adecuada”, mentira. Familias hacinadas en una sola habitación, sin agua ni electricidad, dos millones de ellas que viven en infraviviendas, según Cáritas, y más de 400.000 desahuciadas prueban no sólo la falsedad, sino la maldad de esta norma contraria a la normativa europea. “La independencia de la Justicia respecto a los órganos políticos”, mentira. PP y PSOE, sin recato ni vergüenza alguna, nombraron a los rectores de la judicatura para que los jueces no persigan la corrupción política. Somos un país arbitrario sin seguridad ni ordenamiento jurídico.

Al menos, el régimen de Franco cumplía las normas administrativas y civiles. Hay infinidad de pruebas, entre ellas, por ejemplo, la sentencia del Supremo que el abogado Trevijano ganó al Estado franquista y a la presión de Carrero Blanco logrando una fuerte indemnización (11.000 millones de euros en valor actual) por el cierre ilegal del diario Madrid. Hoy eso sería inconcebible, ¿imaginan Uds. al actual Tribunal Supremo obligando a indemnizar al Estado con 11.000 millones de euros por el cierre ilegal de un periódico?

Los españoles ni siquiera pueden concebir el daño que está causando a nuestra economía la falta de seguridad jurídica. Otras mentiras escandalosas de la Constitución se comentan por sí mismas: “El Estado debe garantizar una redistribución de la renta más justa”, pero tenemos la más injusta de Europa; “ninguna autoridad podrá adoptar legislaciones para obstaculizar la libertad de circulación y establecimiento”, cuando todos los caciques locales lo hacen; “todos los españoles tienen los mismos derechos y obligaciones en cualquier parte del Estado”, un rimero de mentiras y así todo lo demás.

“Los españoles estuvieron a la altura de las circunstancias”, afirmó cínicamente el Rey después de la aprobación de este engendro. Los españoles no estuvieron a la altura de nada, se comportaron como un rebaño de borregos que fueron a votar su propia ruina y la de sus hijos, haciendo lo que les dijeron los capos de la nueva mafia política oligárquica, un nuevo “vivan la caenas” en versión moderna.

La opereta de Tejero aborta el “golpe de timón”

A pesar de que esta nueva Ley Fundamental del Reino llamada Constitución estaba concebida, única y exclusivamente, para satisfacer las ambiciones siempre desaforadas de la oligarquía política, financiera y mediática, la convicción de que sólo el Ejercito podía acabar con ETA, que se estaba saciando a asesinar y secuestrar, junto a la idea transmitida por Alfonso XIII a sus descendientes de que la monarquía no podría asentarse en España hasta que gobernara con el partido socialista, determinaron la decisión del Rey de “dar un golpe de timón”.

Para ello exigió la dimisión a un presidente del Gobierno, Suárez, que nunca dio la talla, pero se mantuvo en el poder político mientras le quedaba algo que regalar (legalizaciones y autonomías). El Rey quería un Gobierno de militares y socialistas presidido por el general Armada, quien ya había pactado las bases del mismo en la reunión de Jaca con el socialista Enrique Múgica, supuestamente autorizado por Felipe González.


Además, el hecho de que la radio y la televisión continuaron transmitiendo, con un energúmeno pegando tiros al aire y el mundo entero viéndolo en directo, hacía el “golpe de timón” absolutamente infumable a nivel internacional. En otra entrevista realizada en la COPE por César Vidal al coronel Perote del CESID, que vivió en directo todo el asunto, al preguntarle qué habría pasado si Tejero hubiera obedecido y las cámaras hubieran sido desconectadas, su respuesta fue rotunda: “Armada habría salido del Congreso investido como presidente del Gobierno”.

A día de hoy, ESTE ENGAÑO ha destruido la unidad de la conciencia de España; arruinado la economía nacional, destruido la clase media, que lo tiene más que merecido por ser el principal sostén de estos miserables; convertido en mileuristas o menos al 60% de los trabajadores ocupados y llevado a la pobreza y al hambre a mas de tres millones de españoles. Y lo único seguro para el futuro son nuevos recortes – pensiones, salarios y desempleo – y más injusticia social, y mas recortes , esta vez, de las libertades personales.


Sostenella y no enmendalla va a ser nuestro segundo y fatal error.

Sostenella y no enmendalla

La expresión define la actitud de quien persiste empecinadamente en errores garrafales, incluso a sabiendas, por orgullo o por mantener las apariencias, aunque el mantener el error cause un daño peor que no mantenerlo, y a ellos se le dice. La forma es la del castellano antiguo (en lugar de “sostenerla y no enmendarla”) porque definía la actitud y el concepto del honor de los antiguos hidalgos que, según algunos, una vez habían desenvainado la espada por algún agravio, aunque se hubieran equivocado, no tenían más remedio que sostenerla y usarla hasta el final, so pena de quedar en entredicho.

3.Publicado por Manu el 22/07/2016 12:51
Es evidente que " el gran amaño " era la continuidad y perpetuidad de los oligarcas y los nuevos invitados al festín. Por mucho que diga el estratega Mariano de que él era la experiencia y algunos eran unos neófitos en el mundo de la política, nada más lejos de la realidad.

Estos nuevos comensales vienen con la lección aprendida y se adaptan muy pronto al banquete de la aristocracia, la burguesia y todo el sistema burocrático que sólo tiene privilegios para sus miembros. Nuestra democracia es lo más parecido a un club selecto. Y el que este fuera, pués a pasar hambre y frio.

Así de crudo y tal como viene reflejado en el artículo.

Le dicen a los españoles las palabras mágicas: estamos trabajando para vosotros, para vuestro bienestar y sobretodo por la estabilidad. Grandes mentiras que además estan alimentadas y apoyadas por una caterva de periodistas a cual más rastrero y lazarillo.

Y de nuevo el Gatopardo. La regeneración, las reformas, la transparencia y los cambios necesarios para que de verdad seamos una democracia en la que el pueblo pueda participar, se quedaran en meros maquillajesestéticos y todo sequirá igual. Cualquiera le quita el chollo a los que tienen cogida la sartén por el mango bien agarrado.

Y ojo al escandálo del archivo de causas que en su dia tuvieron gran eco y se están quedando en agua de borrajas.

4.Publicado por vanlop el 22/07/2016 15:15

Salvador aquí tiene el enlace sobre el club:

https://ataquealpoder.wordpress.com/2012/12/15/el-clan-de-la-dehesilla/

Y si pone en Google el clan de la dehesilla, también salen algunas cosas.

Le he echado un vistazo al artículo que le enlazo, he de leerlo con detenimiento y leer los artículos relacionados, si es que tengo suficiente tiempo.

5.Publicado por Pakum el 29/07/2016 21:16
Para el señor Rubiales
Estoy alucinado del nivel de sapiencia y documentación así como de de la excelente arquitectura mental exhibida, en todos los participantes de "votoenblanco" .
Pero tengo que llamar su atención, en su parece que "Error" de titular siempre a los Catalanes Independentistas como "llenos de odio y de querer romper España" He de decir que los Independentistas Catalanes además de "contener" ciudadanos de TODAS las características, su inmensa mayoría son hombres y mujeres que ademas de ser ejemplares en cortesía y educación en el trato, se sienten libres, suelen ser muy cultos y entre cristianos y ateos, son personas extremadamente pacificas, así como familiares, con lo cual es una falta a la verdad por su parte definir o tachar de personas "odiadoras" a unos ciudadanos cuasi ejemplares, esas falacias o desconocimientos de la verdad no debieran ser ingredientes de su bagaje cultural. Así como que los Independentistas quieren romper España, otra falacia inventada por esa "Tontocracia" tan bien explicitada por usted. Los motivos de los Independentistas no los conozco en profundidad, pero les doy mi mas absoluta confianza, por conocer el carácter Catalán
Gracias.

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros