Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

Una política seria contra el yihadismo asesino


Nota

Las palabras del presidente de la comunidad de Madrid, Ignacio González, pidiendo la expulsión de los musulmanes que lleguen para no integrarse y con animo de delinquir y atacar la cultura autóctona han causado escándalo y rechazo en la masa de españoles domesticados y cobardes, dispuestos a soportarlo todo en aras del buenismo, incluso la destrucción de la nación. Y sin embargo, Gonzalez tiene razón y sus criterios son justos y certeros. El deber de salvaguardar los derechos y libertades y la defensa de la cultura propia y de la nación están por encima del derecho de acogida.

¿Son o no son españoles los inmigrantes establecidos en España? ¿Están o no están por la paz? ¿Quieren o no quieren integrarse? A los musulmanes en España les ha llegado la hora de la verdad y al gobierno, cobarde e irresponsable, también. La única política seria para prevenir los crímenes del islamismo es implicar en la batalla a los musulmanes moderados, a los que dicen ser españoles y pacíficos.
---



Una política seria contra el yihadismo asesino
Aunque los buenistas, progres y cobardes lo digan, expulsar a los musulmanes agresivos y canallas de España no es cuestión de xenofobia sino de seguridad nacional. Al igual que hay decenas de miles de musulmanes honrados y decentes, que han llegado para mejorar sus vidas e integrarse, hay muchos, demasiados, que han llegado para vivir de los subsidios, que no trabajan y que se dedican a delinquir o a combatir con violencia y desprecio la cultura de los que los han acogido.

Debemos exigir a todos los musulmanes pacíficos, moderados y con voluntad de integrarse en España que colaboren activamente en acabar con esta aberración del yihadismo asesino. Más allá de sus tibias manifestaciones públicas, que no garantizan ni solucionan nada, ha llegado la hora de comprometerse y tomar partido: o están con España y los españoles o están con la chusma que quiere liquidarnos porque nos odian y porque no adoramos a Alá, al que ellos consideran el único y exclusivo dios. Si no contribuyen a la paz y a la seguridad nacional, si no se integran ellos mismos en la lucha contra los criminales, señalando públicamente a los responsables en su entorno, hay que expulsarlos por ser enemigos de nuestro país y de nuestra convivencia. Es únicamente una cuestión de seguridad nacional y un deber del gobierno, que debe ocuparse de garantizar la vida de los ciudadanos de su país.

Los yihadistas cortacabezas y asesinos de mujeres y niños están amenazando a España cada día con mas insistencia. Las autoridades deben tomar medidas eficaces no solo porque es lo que exige la seguridad nacional, sino porque es deber de todo gobierno democrático defender la seguridad y la vida de sus ciudadanos.

Los servicios de inteligencia de Estados Unidos e Israel cifran en un centenar los españoles encuadrados en las filas del Estado Islámico, 30 de los cuales habrían muerto. El resto, junto con sus superiores militares y responsables políticos, no paran de amenazar a España con ataques terroristas que preparen el terreno para la deseada reconquista de Al Andalus.

Los expertos saben y lo repiten hasta la saciedad que la única vía eficaz para acabar con los lobos solitarios y el yihadismo infiltrado, que ya está en nuestras ciudades y que se esconde agazapado en espera de recibir la orden de disparar, es implicando a los musulmanes que se proclaman pacíficos y españoles. Ellos tienen que sentir que el resto de los españoles les exigimos que tomen partido, que no solo emitan unas notas tibias de condena cada vez que sus correligionarios y compatriotas queman iglesias cristianas, asesinan, decapitan o abren el vientre de mujeres que se niegan a convertirse al Islam, sino que colaboren con las fuerza de seguridad para detectar a los asesinos durmientes que ya están en nuestras ciudades.

Esa política de implicar a los musulmanes moderados y decentes en la lucha contra el crimen islamista, unida a la expulsión inmediata de España de aquellos que llegan para delinquir o para asesinar, sin ánimo alguno de trabajar e integrarse en la cultura que les acoge, es el único camino para derrotar esa invasión criminal musulmana que amenaza nuestra convivencia y nuestra cultura milenaria.


- -
Domingo, 18 de Enero 2015
Artículo leído 884 veces




Comentarios:

1.Publicado por Sergio Valdes el 18/01/2015 10:11
Quienes dicen tales cosas no son tantos pero son muy poderosos y controlan los medios...No es cuestión de cantidad sino de (IN)oportunidad...

2.Publicado por EL MOSSAD el 18/01/2015 12:15
gracias rubiales por hacernos el caldo gordo

3.Publicado por vanlop el 18/01/2015 13:13
La lucha contra el islamismo tiene dos vertientes. Y hay que hablar de lucha porque ellos han planteado la cuestión de esa forma, ellos son los que cortan cabezas y ponen bombas. Por tanto se trata de una guerra de legítima defensa.

Una de las vertientes es la que dice el artículo. Toda persona que viva en España tiene que sentirse español y actuar como tal y si no, que actúe como extranjero y se comporte como un invitado. Lo que no puede ser es venir a delinquir o a practicar el terrorismo más o menos encubierto. Y sentirse español y actuar como español o invitado supone colaborar con las autoridades en todo lo necesario.

Otra cuestión, que no viene al caso aquí, es si los que nos mandan tan mal, son autoridades o son chusma indecente. Pero se supone que ellos son los que tienen la autoridad y hay que colaborar.

La otra vertiente es la axfisia ideológica y económica. La axfisia ideológica consiste en eliminar a todos los que prediquen la violencia. Todos esos imanes de ideología radical deben ser expulsados a sus paises así como los ciudadanos corrientes que tengan comportamientos extremistas. Y comportamientos extremistas pueden ser simplemente obligar a sus mujeres a ir con burka. Eso es intolerable y se tiene que ir.

La axfisia económica pasa por cortar la financiación y esta financiación viene de ciertos paises, especialmente Arabia y Catar, pero hay algún otro. A esos paises obligarles, por las buenas o por las malas a dejar la promoción del extremismo. Y sino quieren, pues que se beban su petróleo. Un aislamiento total y ya veremos lo que aguantan.

Una vez que no haya grupos terroristas exitosos los musulmanes que puedan sentir la tentación no tienen un espejo donde mirarse y se quedarían muy tranquilos.

Con estas medidas, seguramente el terrorismo islamista desaparecería. Recordemos que ese terrorismo surge a partir de los años 70, cuando fliyeron los petrodólares.

Sin embargo y dado que el islamismo es fruto de las cloacas occidentales, aún haría falta limpiar de gentuza los gobiernos occidentales comenzando por los más poderosos y llegando hasta el último.

Tal vez esta última medida sea la primera a emplear, si de verdad queremos eliminar ese peligro. Pero la gente está convenientemente confusa y el terrorismo se utiliza para que los que mandan tengan cada vez más poder sobre un lanar cada vez más aterrorizado.

Fíjense en el gobierno. Cuando hay algún problema en España y se aprecia claramente la necesidad de un cambio en la ley, salen con aquello de no se puede legislar en caliente. Pero ahora ocn esto de Francia van a modificar el código penal y ya veremos la letra pequeña, porque seguramente nos restringirán las pocas libertades que nos quedan.

4.Publicado por mahomalamama el 16/04/2015 00:59
Menudos asesinos descerebrados estos musulmanes. Existen los musulmanes violentos que dicen "si no me respetas te mato" y luego existen lo que los "buenistas" sociatas llaman "musulmanes moderados"(cosa inexistente) que dicen: "Si no me respetas ELLOS te matan". Hay que acabar con estos asesinos, igmorantes e incultos que pretenden tal cual les dice el librito qorán, que nos asesinen a todos los que no pensamos como ellos y seguimos su "religión" del mal mas absoluto.

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros