Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

España: pastores y rebaños sin ciudadanos


Nota



España está saturada de pastores y de rebaños, pero carece de ciudadanos. Es probable que sus males y su fracaso como país se base en que los ciudadanos han sido casi exterminados por los políticos y son hoy una especie en peligro de extinción.

El ciudadano es el individuo responsable, cumplidor, incorruptible, bien armado de valores, amante de la vida política porque es consciente de que la política afecta al diseño de la vida en común, vigilante del poder, porque no se fía de él, libre y rebelde. Es justo lo contrario del borrego, que es ser sumiso, fanático, incapaz de reflexionar, víctima de sus filias y fobias, adorador de los pastores y dispuesto siempre a recoger las migajas que caen de la mesa del poder.

España es un paraíso para los pastores, que pueden ejercer la política en forma de monopolio, disfrutar de impunidad, ser corruptos, enriquecerse, robar, abusar y ejercer sobre los demás un dominio impropio de seres humanos sin que el rebaño diga nada, ni proteste.

Los partidos políticos han dejado de tener sentido tras haber traicionado sus fines y cometidos democráticos. En lugar de operar como transmisores de los deseos y anhelos ciudadanos hacia el poder, han abandonado al ciudadano y se han transformado en "poder". La reacción contra los partidos políticos de corte autoritario, vertical y antidemocrático, como son todos los grandes partidos en España, es brutal y el ciudadano se aleja de esas formaciones, a las que acusa de ser los grandes culpables del actual desastre de España.

Miguel de Unamuno ya había advertido la perversión de los partidos políticos cuando dijo: "No soy partido sino entero".

Un país de pastores y rebaños, sin apenas ciudadanos, siempre es una tiranía, aunque se disfrace de democracia.

Sin ciudadanos que participen activamente en la política y que controlen al poder, la democracia no es posible, lo que hace de España un país sometido a un sistema político bastardo y perverso, que se hace pasar por democracia sin serlo porque incumple, además, todos los principios y reglas del sistema, en especial la división y funcionamiento independiente de los poderes básicos del Estado, el Legislativo, el Judicial y el Ejecutivo, los tres dominados en España por la clase política y los partidos.

Si ese dramático incumplimiento de las reglas y normas democráticas se agrega la impunidad y la corrupción que infectan y dominan la política española, el diagnóstico es claro y contundente: España padece una dictadura de partidos políticos y de políticos profesionales, camuflada de democracia y fuertemente infectada de corrupción y abuso de poder, un sistema que solo beneficia a los poderosos, que relega y suprime al ciudadano y que daña gravemente los intereses y recursos de la nación.


- -
Jueves, 18 de Septiembre 2014
Artículo leído 699 veces




Comentarios:

1.Publicado por Carlos RH el 18/09/2014 11:08
Los gobiernos ejercidos por una clase de dirigentes privilegiados, conocidos como casta política, propagan una clase especial de miedo que es lentamente inyectado en los ciudadanos. Es un temor reverencial que se convierte en crónico hacia un poder no concreto, irreconocible pero que lo palpamos como una sospecha de que algo nos pasará si decidimos ser independientes y convertirnos en ciudadanos libres.

Vivimos un periodo en que las personas están mas confundidas e inseguras que nunca, el único incentivo es el miedo que el poder ejerce sobre ellos en sus distintas modalidades, te puedes quedar sin casa, sin trabajo, sin subvenciones y sin esa vida apacible que te da el ser amigo del poder si decides ser un ciudadano democrático, libre e independiente.

Esto viene ocurriendo allá donde el poder es mas despótico, es el caso del nacionalismo o de cualquier otro sistema que atrape a las personas mediante la coacción o la subvención. En esos casos donde los ciudadanos temen llevarle la contraria al poder no se les puede exigir una integridad heroica que no tienen. Muy pocos son capaces de aguantar o resistir la presión diaria, esa que no es explicita pero que está en el ambiente y que hace que se vayan produciendo pequeñas rendiciones cada día.

Son pocos los que quieren iniciar conflictos, crearse enemigos, arriesgar su posición y poner en riesgo su sustento. Sobre todo cuando no se ve al gobierno que debería apoyarlos y en lugar de incentivos existe cobardía y desamparo.

Si alguien cree que debe hablar claro, que debe exponer sus ideas distintas al nacionalismo o a cualquier otro sistema que detente el poder de forma despótica, inmediatamente se ve frenado por un pensamiento que le viene dado de forma racional ¿Qué gano yo con esto? Y lo normal es que se vuelva apacible y opte por ser un conformista para no tener problemas con la mayoría que ha seguido el mismo camino.

Hay una atmosfera de cautela y respeto, de sumisión y obediencia que se propaga rápidamente y hace saber que es mas importante el apoyo al régimen que la verdad, el silencio que la protesta y el acatamiento que la libertad. Se sabe los innumerables métodos del poder para llegar a doblegar al mas fuerte de los ciudadanos libres.

De esta forma, la mayoría de los ciudadanos sucumben a la corrupción y venden sus almas a cambio de tranquilidad y la paz de los corderos, despojándolos de cualquier valor o principio hasta que en sus mentes solo queda una cosa: El miedo.

Ese es el tipo de ciudadano que favorecen los sistemas de la subvención o los sistemas de creencias seculares mas poderosos del siglo XX y seguramente de este siglo: El nacionalismo y el socialismo.

Contra esta forma tiránica de poder solo se puede luchar desde la educación y desde los principios de la democracia. Esos principios han sido socavados en nuestro país porque están secuestrados por el poder político. Solo la sociedad civil, de abajo a arriba, evitaría que se formaran células embrionarias de privilegiados que ocupan el poder e invaden los espacios de la sociedad mediante una constelación de organizaciones satélites cuya única función es bloquear la voz de los ciudadanos. En esa tesitura, la que tiene España, a los ciudadanos solo les queda dejarse arrastrar por estos grupúsculos subvencionados desde el poder y ser espectadores pasivos de un sistema del cual no son dueños sino esclavos a merced de tal o cual ideología.

Hoy, esos grupúsculos de poder que no tienen respuestas para los problemas de los ciudadanos, los utilizan y estos simplemente se limitan a obedecer porque tienen bloqueados todos los accesos para que sus demandas sean efectivas. Es el vivo retrato de un rebaño uniformado del cual solo se espera que obedezca y no de problemas, una auténtica masa de autómatas irreflexivos cuyo denominador común es el miedo al poder.

2.Publicado por vanlop el 18/09/2014 11:23
Ha hecho un buen resumen del meollo de la cuestión. Todo lo demás que se añada es más secundario.

Es muy curiosa la capacidad del ser humano de caer en el mismo pozo una y otra vez, también vale aquello que los pueblos que olvidan la Historia... Porque hace cien años ya se sabía cómo eran los partidos. Y cuando tenemos la oportunidad de hacerlo de otra forma, volvemos a los partidos, convencidos que eran la solución. Hay que reconocer que nos vendieron bien el artículo.

Aquello fue algo curioso. Recuerdo que todos decían que los partidos eran la forma natural de la democracia y nos ponían los ejemplos europeos y useño, claro que no nos explicaban el sistema de partidos useño. Al mismo tiempo la gente tenía muy claro que la política era algo repulsivo y que meterse en política era meterse en un estercolero. Lo que faltó fue unir los dos conceptos: estercolero y partidos. Seguramente la gente se hubiera comportado de otra forma. Pero ya no hay remedio.

Como se señaló en la entrada de ayer, con una coincidencia en los comentarios, la entrada de nuevos partidos lo único que supone es más competencia y puesto que hay riesgo de perder la poltrona, puede que se mejore algo la actuación de gobierno, porque todos son casta y pensar en algo revolucionario, en un partido que gobierne como se debe, es una utopía.

Por otra parte, tampoco sería posible un cambio radical en la forma de gobernar ya que esto, además de partitocracia, está vigilada y los márgenes de maniobra son muy estrechos.

Hay que reconocer que los sucesivos gobiernos son muy serviles al amo y que este amo no va a permitir que salga un gobernante que ponga en cuestión algunas cosas, pero al igual que se hace en Francia o en Holanda, dentro del servilismo, se puede hacer una política interna bastante libre y la exterior con cierta personalidad propia.

Aquí se ha renunciado a eso. Por ejemplo, se entró en la otan con todos los deberes pero sin ningún derecho. Nuestro enemigo natural es Marruecos, pues no estamos protegidos, es más, algún miembro de la otan, como Francia ayudaría a Marruecos. También tenemos el asunto de Gibraltar una base de la otan manejada por los británicos. Cuando aportamos tropas, siempre es bajo mando useño o británico y cuando los useños y británicos se meten en problemas, como en Ucrania, nosotros sufrimos las sanciones rusas.

No podemos salir de la otan, pero sí podríamos tener cierta autonomía que nos permitiera alguna acción propia y beneficiosa. Pero la casta no va a hacer nada. Tal vez con esa apertura del voto que podría darse, la casta haga algo por conseguir cierta autonomía con respecto a los amos, además de gobernar un poco mejor.

Porque pensar en ciudadanos a estas alturas es una utopía.

Carlos RH

En definitiva, que la clase media no se va a mover por lo mucho o poco que tiene para perder. Los cambios los tienen que hacer gentes que no tengan nada que perder, que incluso la muerte sea un alivio y de eso, por suerte o por desgracia, hay poco en España. Y ya cuidará la casta que el empobrecimiento no llegue a mayores.


3.Publicado por español28m el 18/09/2014 12:01 (desde móvil)
Muy bien CarlosRH, el miedo es conwl factor on el que juegan los políticos. Es el mismo factor psicológico con el que juegan los terroristas, sean del signo que sea
.Todo poder usa el miedo.

4.Publicado por español28m el 18/09/2014 12:04 (desde móvil)
Muy bien CarlosRH, el miedo es con el factor on el que juegan los políticos. Es el mismo factor psicológico con el que juegan los terroristas, sean del signo que sea
.Todo poder usa el miedo.

5.Publicado por español28m el 18/09/2014 12:04 (desde móvil)
Muy bien CarlosRH, el miedo es con el factor con el que juegan los políticos. Es el mismo factor psicológico con el que juegan los terroristas, sean del signo que sea
.Todo poder usa el miedo.

6.Publicado por español28m el 18/09/2014 12:22 (desde móvil)
Muy bien CarlosRH, el miedo es el factor con el que juegan los políticos. Es el mismo factor psicológico con el que juegan los terroristas, sean del signo que sea
.Todo poder usa el miedo.

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros