Voto en Blanco
Voto en Blanco
Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

España, el país de los descontentos


Nota

No existe en toda Europa un país donde los frustrados y descontentos de la política sean tan numerosos. Por una razón u otra, los españoles se sienten mal ante los políticos, los partidos, las leyes, la corrupción, los impuestos, la desigualdad, la arbitrariedad del poder, el rumbo de la nación y ante el futuro, que amenaza con oscuridad. El fracaso de la política y del liderazgo es de tal magnitud que los políticos españoles se han convertido en fabricantes de descontentos, frustrados, indignados y resentidos. Gobernar a un pueblo con ese bagaje de desencanto y rencor es dramático.

Los filósofos y pensadores políticos, ante situaciones semejantes, aconsejan a los partidos políticos cambios profundos hacia la regeneración, si no quieren verse arrasados por una ciudadanía en ebullición y cansada de ser víctima.
---



Tengo un amigo sociólogo que define la actualidad política española como "La dura obligación de elegir entre la enfermedad terminal y la muerte súbita", refiriéndose a que si malo es el PP, peores todavía son el PSOE, Podemos o los nacionalismos vasco y catalán, llenos de desprecio y odio hacia España. Yo coincido con mi amigo en que si en España se creara un "partido de los descontentos", gobernaría con mayoría absoluta.

Los descontentos son la gran mayoría en España. El inmenso grupo está integrado por los que se abstienen, los que votan en blanco, los que votan con la nariz tapada, los que votan para que no gane el contrario y los que votan sin ilusión, por el que creen menos malo. En total, más del 80 por ciento del censo electoral, una mayoría abrumadora, prácticamente todos, menos los que ordeñan al Estado, los fanáticos que votan a los suyos aunque estén corrompidos hasta el tuétano y los tontos que no ven nada.

El descontento español no es una posición frívola ni pasional, sino una actitud racional, resultado lógico de la realidad y de la experiencia. Los políticos españoles acumulan un balance brutal de errores, fracasos y agresiones a la nación y a la sociedad. Son culpables de la mala gestión de la crisis económica, del despilfarro, del endeudamiento atroz, del desempleo masivo, de la desigualdad, de la injusticia, del deterioro profundo de la democracia, del divorcio entre ciudadanos y las clases políticas, del asco colectivo ante la corrupción y de la arbitrariedad, el abuso de poder, el egoísmo y la codicia que presiden la acción de gobierno.

No es justo interpretar lo que ocurre en España como si se tratase de un país cualquiera o afirmar que "todos los pueblos se sienten a disgusto frente al poder" porque el caso de España sobrepasa todas las medidas. Más que a disgusto, los ciudadanos españoles se sienten asqueados y hastiados, quizás porque sospechan que el país, si disfrutara de un liderazgo ético y eficaz, sería uno de los más prósperos del planeta.

España sólo es un paraíso para los políticos, que gozan en este país de más privilegios y ventajas que en cualquier otro de Europa, para las mafias, los defraudadores, los poseedores de dinero sucio y los adictos a la violencia, la prostitución, el juego, el alcohol, las drogas y la delincuencia en todas sus facetas, sobre todo en aquellas que se relacionan con la corrupción.

Los ciudadanos tienen motivos sobrados para sentirse mal y repudiar a sus dirigentes porque pagan los impuestos más desproporcionados e injustos de toda Europa, porque están amenazados por el desempleo y la pobreza, porque contemplan impotentes como las clases medias son destrozadas y porque reciben a cambio servicios de tercer nivel. Los sanitarios, que eran los mejores, están en caída libre.

Ni siquiera tienen derecho a la esperanza y, sometidos por unos partidos demasiado poderosos, no saben como obligar a sus políticos a que sean decentes y trabajen por el bien común, en lugar de obsesionarse por el enriquecimiento, el poder y sus privilegios.

El malestar ante el pésimo liderazgo, la situación de desamparo cívico y la falta de ilusión y de esperanza forman un cóctel letal que está provocando efectos muy perniciosos en la sociedad, entre los que destacan la ruptura de la unidad nacional, el desencanto generalizado y el crecimiento de la infelicidad.

Francisco Rubiales

- -
Jueves, 11 de Mayo 2017
Artículo leído 875 veces




Comentarios:

1.Publicado por vanlop el 11/05/2017 12:25

Seguramente sea cierto y no el nivel de descontento en el resto de pases sea menor, habría que ir viendo uno por uno. Pero tampoco importa demasiado si tenemos el número uno o el número cinco, lo importante es que, salvo los que menciona como beneficiarios del sistema, el resto está muy descontento y yo diría que muy cabreado.

Y sin que signifique lo del mal de muchos, hay que decir que este descontento se extiende por los países formalmente democráticos, salvo algunas excepciones.

Porque todos estos brotes de populismos no son otra cosa que la expresión del descontento con la casta. Los populismos aumentan en todos los países, sin que la casta no pueda hacer otra cosa que juego sucio, porque el juego sucio se está produciendo de forma sistemática en todas las elecciones. Pero no olvidemos que el populismo no es más que otra cara de la casta. Y aunque los candidatos populistas actuaran de buena fe, el sistema les impediría llevar a cabo su programa.

El caso de España es especial, pues es el único país en donde no existe un partido populista tipo europeo y además no existe la posibilidad real que pueda existir en un futuro más o menos próximo. La casta lo ha organizado muy bien.

En el fondo, la situación de decepción y la aparición de partidos populistas obedece a la incapacidad de la casta para resolver los problemas de la sociedad, practicando una especie de huida hacia delante en lugar de afrontar los retos. es un círculo vicioso, cada vez los políticos son peores lo que genera más problemas que llevan al poder a otros aún peores. Pero todos y en eso hay unanimidad, lo primero que hacen es cubrirse el riñón y como consecuencia de su incapacidad, despilfarrar sin medida.

En El resto del mundo, los partidos populistas sirven de válvula de escape a las tensiones sociales. En Francia los descontentos se conforman pensando en que la próxima vez derrotarán a la casta. En España no existe esa posibilidad, no hay escape. Las próximas elecciones producirán un ganador de la casta.


Mi viaje ha ido muy bien, ya contaré algunas cosas que me han sorprendido, aunque la mayoría de los lectores han tenido ocasión de comprobarlas en persona.

Tengo intención de hacer un comentario que englobe los comentarios que debí hacer en los artículos publicados durante mi ausencia. Intentaré hacerlo esta tarde o mañana.

2.Publicado por CARR el 11/05/2017 14:13
Esta nación sería mucho mejor o menos corrupta si no existieran las 17 nefastas autonomías. Esta nación tiene mal arreglo mires por donde mires y los mal llamados políticos buscan su único y exclusivo bien , en el mejor de los casos, no el de España.

3.Publicado por pasmao el 11/05/2017 17:27
buenas tardes Don Francisco

El descontento va ligado a las expectativas.

Cuando murió Franco, en la cama, hubo un "consenso general" de que habíamos pasado una muy freoz dictadura y de que gracias a la pertinaz lucha del pueblo por algo mejor nos llegaría cómo un maná, que los jehovas de turno adminstraban, la "democracia".

Y con ello, esto si es cierto, se movilizó un enorme capital de ilusiones y optimismo, dando por hecho que esta vez si y bla bla bla.. que cristaizo en el tocomocho de la Constitución del 78.

Constitución que si se hubiera adminsitrado cómo Franco administraba, dado que de hecho seguíamos en una dictadura, podría mal haber funcionado.

Y como funcionaba Franco, pues básicamente con la ambición de mandar, él y no como poder delegado desde fuera, en beneficio de España (a su manera). Y esto quiere decir simplemente que se buscaba una viabilidad económica (para ni depender de fuera) y un equilibrio paternalista que amortiguara las desigualdades sociales. Eso si, con mucho tufo a sacristía, la única ideolgía del régimen.

Pero se usó para asegurar a nuestros enemigos exteriores que simplemente:
- permanecíamos en el redil de este lado del muro (nada malo per se)
- dejábamos de ser una potencia incómoda por su independencia económica, sólo hay que vero lo que nos pasó con el tratado de adhesión a la CEE

Y dentro sirvió para consolidar esta dictadura de serie B, con este sitema electoral y listas mas propio de paises del telon de acero, Cuba.. + las 17 miserias, las grandes catalizadoras de la corrupción y de esta casta repulsiva.

El resultado es que todo ese capital de ilusión se tiró, ahora nadie cree en nada y muy posiblemente cuando cambien algo las cosas puede que sea de manera violenta.

Porque la gente sabe que en el 78 y por las buenas no cambió nada.

Es lo que hay y lo que se ha incubado.

Si nuestros políticos y sus ayudantes cualificados (que mandan mas que ellos), esos funcionarios en la sombra que hacen y desahecen a su antojo y que sólo buscan en nuestros "representantes" (o representontos) un trampantojo con el enmascarar sus trapicheos caen en manos de una turba sedienta de rencor no se podrá decir que no se lo han merecido.

Aunque no solucione nada, que es lo peor.

un cordial saludo.

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros