Voto en Blanco
Voto en Blanco
  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos

Destacados

Bajo Pedro Sánchez, el socialismo retrocede al guerracivilismo y a sus orígenes depredadores


Nota

La peor fechoría del sanchismo no es la corrupción, ni el gobierno en alianza con los enemigos de España, ni la ruina económica que está causando, sino su alianza con el comunismo y la reinstalación del radicalismo, el odio, la violencia, de las izquierdas y el peor guerracivilismo en la vida política, tan agudo y cruel como el que practicaban Largo Caballero y otros líderes socialistas de la II República.

Pedro Sánchez ha borrado de un plumazo aquel espíritu de concordia y unidad logrado durante la Transición y ha hecho retroceder al PSOE casi un siglo, cuando los socialistas eran tan totalitarios como los comunistas, odiaban la democracia y a la España conservadora, liberal y de derechas y se preparaban para la guerra civil,
---



Alianza socialista-comunista que marca la naturaleza antidemocrática del actual sanchismo
Alianza socialista-comunista que marca la naturaleza antidemocrática del actual sanchismo
El PSOE actual de Pedro Sánchez está retrocediendo a marchas forzadas hacia el peor pasado del socialismo español, cuando provocó la guerra civil y saqueó el Banco de España, enviando nuestras reservas de oro a Rusia, demostrando también que el socialismo de Felipe González fue un paréntesis en la historia del PSOE, un partido peligroso que siempre ha puesto en riesgo a España a su prosperidad y a su futuro como país libre.

El PSOE, aliado bajo Sánchez con los que más odian a España, comunistas y nacionalistas catalanes y vascos, es una siniestra reedición del pasado que nos llevó a la confrontación civil.

La tesis de que el PSOE ha vuelto a sus orígenes se abre camino entre los intelectuales e investigadores, muchos de los cuales creen que el socialismo de Felipe González fue sólo un paréntesis. Si en Suresnes ganó la socialdemocracia frente al socialismo histórico de Llopis fue porque los socialistas de Alemania y la CIA norteamericana intervinieron y empujaron a los socialistas españoles hacia un terreno que desconocían y no amaban: la democracia.

El impulso de Suresnes duró poco, hasta que Felipe fue desalojado del poder. Con Zapatero el PSOE volvió a su raíces filocomunistas de la Segunda República y regresó el "socialismo pata negra", el que abraza el marxismo en secreto, el que vive de la confrontación y de la rapiña, el que es capaz hasta de provocar una guerra con tal de controlar el poder. Ese socialismo, el menos demócrata, el más extremista y el más depredador de toda Europa, es el que lleva Pedro Sánchez en sus venas y el que ha infectado al grueso del PSOE actual, para desgracia de España.

El de Pedro Sánchez es el socialismo del viejo Pablo Iglesias, fundador del partido, el que aceptaba la democracia siempre que sirviera a sus intereses, el que amaba la revolución bolchevique, el que odiaba a la derecha de manera irreversible, el que era furiosamente republicano, el que hoy desprecia al pueblo, el que procura que los españoles sean incultos y borregos para gobernarlos mejor, el que mete la mano sin pudor en el bolsillo de los ciudadanos para contar con dinero abundante, el que cree normal la impunidad de sus cuadros y el que ama más la revolución que a la propia España.

La siguiente cita del fundador Pablo Iglesias retrata con perfección el socialismo español en sus inicios: "El partido que yo aquí represento aspira a concluir con los antagonismos sociales,… esta aspiración lleva consigo la supresión de la Magistratura, la supresión de la Iglesia, la supresión del Ejército… Este partido está en la legalidad mientras la legalidad le permita adquirir lo que necesita; fuera de la legalidad cuando ella no le permita realizar sus aspiraciones.“ — Pablo Iglesias Diario de Sesiones del 5 de mayo de 1910.

Como hay millones de españoles que les votan sin saber lo que realmente son, es bueno que la gente sepa que está votando otra cosa que en nada se parece a la socialdemocracia. La socialdemocracia es el viejo comunismo transformado y adaptado a la democracia, que es incompatible con los nacionalismos feroces, como el catalán y el vasco, que cree en las libertades individuales y en la economía de mercado y que ha renunciado a la violencia y a la revolución para someterse al voto y al control democrático del poder, pero lo que promueve Pedro Sánchez es justo lo contrario. Los votantes actuales del socialismo español están cuestionando la democracia, aliándose con extremismos teóricamente incompatibles y sustentando la trifulca. Es un partido que carece de otra ideología que no sea el poder por el poder y el reparto del botín, peligrosamente cercano al viejo comunismo soviético, cuya única fe era el crecimiento continuo de un Estado que aplastaba al individuo y que las élites políticas dominaban. Para conseguirlo, nunca les tembló el pulso a la hora de crear campos de castigo y de aplastar a millones de adversarios.

Es cierto que el socialismo de Sánchez todavía no ha llegado al final del camino de locura que ha emprendido y que aún le quedan algunas ataduras al viejo socialismo democrático y a las leyes vigentes. También es cierto que dentro del socialismo que comanda Sánchez subsisten algunas fuerzas adictas al socialismo ético, aunque acosadas y debilitadas por el "aparato", pero basta un análisis serio para concluir que la vía que transita el partido, conducido por el secretario general, es la que conduce al pasado, al desastre, a la pobreza, al atraso y al colapso de las libertades ciudadanas.

El PSOE de Sánchez copia la ruta comunista para recuperar el poder: acoso a las empresas y autónomos, fortalecimiento constante del Estado, destrucción de las bases de la sociedad actual, descenso del nivel cultural, empobrecimiento de la ciudadanía, privilegios crecientes para la clase política, endeudamiento que hipoteca el futuro, despilfarro y un largo etcétera que siempre avanza hacia la destrucción del país para poder construir, sobre sus cenizas, el Estado socialista.

Francisco Rubiales

- -
Viernes, 6 de Mayo 2022
Artículo leído 1440 veces




Comentarios:

1.Publicado por pasmao el 06/05/2022 08:48
Buenos días Don Francisco

Hoy coincidimos mayoritariamente.

La pregunta entonces sería: Si es así el PSOE, y no ha vuelta atrás (digan lo que digan) ¿Por qué desde el PP sus dirigentes (no sus votantes) están que se les hacen los dedos huéspedes por pactar con ellos y no con el VOX?

Porque doy por hecho que todo lo que nos ha dicho usted en el PP también lo saben. Brutos son, pero no tanto. Pese a lo cual sus dirigentes siguen en la idea de que con un PSOE sin Sánchez si se pude pactar y se lo puede reformar para que recupere su alma "buena" y así poder hacer esa coaliciñon ansiada.

Fíjese que el orden es el siguiente. Con el señuelo del Poder, el PP podrá "convencer" al PSOE para que se porte bien y vuelva a ese PSOE de Mister X... y así Gran Colaición mediante, librarse de ese VOX incómodo y tocanarices.

Así como el PSOE de Zapatero resucitó a la ETA para pactar con ella, con los resultados que todos comocemos. Quiere el PP resucitar a "eso", y si lo hace tendremos los resultados que podemos prever.

La excusa es siempre la misma: Hay que proteger al Estado. Como si el Estado estuviera antes y por encima de la Nación. Cómo si el Estado fuera un fin en si mismo. Que para ellos sin duda lo és. Es su juguete particular, aunque de ser un Estado potente haya pasado (Taifas y cesiones de soberanñia a UE, OTAN y demás) a ser poco mas o menos que un patinete de 2ª mano.

Pero a eso sacrifican todo.

Un cordial saludo.

2.Publicado por vanlop el 06/05/2022 09:41

Como vengo sosteniendo lo peor es la ruina moral que tenemos, po0rque esas alianzas que menciona no son más que la negación de cualquier tipo de moral que conduzca al bien del pueblo. Ninguno de ellos piensa en la prosperidad de la gente, al contrario, para ellos la ruina, si es moral, mejor, de la gente es lo que les asegurará la poltrona muchos años. Pero no una poltrona clásica, una poltrona donde manden con absoluto poder, en la que nadie sea cpaaz de oponerse a sus mandatos por absurdos que sean.

Sigo pensando que el felipismo, aún obedeciendo órdenes de Suresnes o de quienes fueran, fue el principio de todo. La socialdemocracia es la hija predilecta del marxismo cultural, así que había que montar la socialdemocracia, especialmente porque el resto de Europa no hubiera soportado un socialismo, en especial con los comunistas ocupando medio continente. Pero había que preparar a la gente para cuando mejoraran los tiempos. Y ahora son los tiempos mejores que estaban esperando.

El sanchismo no puede romper a las bravas con todo, hay algunos contrapesos que se lo impedirían, entre otros y quizá el más importante, la inercia social. hay que ir transformando la sociedad y eso requiere tiempo y no hay atajos.

Como dije el otro día, la cosa se está poniendo interesante, a nivel internacional, hay mucha contestación al globalismo, hasta el punto que podría caer. Por eso dije que no importaría si el pp se echa en brazos del sanchismo, dentro de cuatro años será una cosa u otra y ya no importará el ppsoe. Dentro de cuatro años tendremos el gobierno mundial o el globalismo será un recuerdo.


Pasamao

Puestos a buscar el punto crítico, yo diría que fue aquel en que el gobierno, no recuerdo cual, saltándose, como siempre la constitución, declaro al contribuyente como culpable y que este tendría que aportar la prueba. A un asesino hay que demostrarle que lo es, pero a un contribuyente, hacienda dice que eras un defraudador y lo eres y si quieres escapar, tienes que demostrar que no lo eres. A partir de esa perversión viene todo lo demás.

3.Publicado por francisco.lopez.roma@gmail.com el 06/05/2022 10:40
Franco sabía que tenía que morirse (el pobre), y claro aunque decía que lo dejaba todo "atado y bien atado" en realidad también sabía que lo que viniera después de él era impredecible de una forma u otra.

Por este motivo, gran parte de los que pretendían establecer el futuro de España sin Franco pensaron que lo mejor era un sistema en el que existieran dos partidos alternantes con base en unas elecciones periódicas. Pero el gran problema era el partido de la llamada "izquierda", porque como el verdadero partido de izquierda que existía en España era el PCE no podían incluir a este partido (ni querían en el PCE) en ese sistema "democrático". Así que desde bastante tiempo antes de que Franco falleciera (sobre los años 60) se puso en marcha una "oposición" al régimen desde el mundo universitario, profesional y cultural, basada fundamentalmente en partidos de corte "socialdemócrata" o "socialliberal". En este punto entra el PSOE y su renovación profunda derivada del Congreso de Suresnes, aunque años antes ya se produjera un cambio profundo tanto en UGT como el PSOE en 1.972, rechazando Rodolfo Llopis su destitución lo que llevó al Congreso Extraordinario de 1974 en Suresnes donde se rompió el PSOE en dos facciones: histórico de Llopis, y renovado de Felipe González.

Y este nuevo PSOE pasó a ser con el tiempo, por mucho de "antifranquistas" que se vistieran, la nueva opción política de "izquierdas" que junto con la "derecha" pretendían alcanzar el control político de la España postfranquista. Aunque después surgiría la UCD como intermedio de ambas opciones, creada por Adolfo Suárez, apoyada por Juan Carlos I y gran parte de la tecnocracia y empresariado de la época.

Pero esto fue un paréntesis, largo, que duró mientras Felipe González (que no era precisamente un "socialista verdadero") estuvo al frente del partido. Después, como muy bien dice el escrito, volvió el PSOE de verdad, el original y el que, aunque ya en el siglo XXI, tomó las ideas de la "izquierda" socialista, que aunque decadente en gran parte de Europa ya, surge en América Latina con fuerza y donde el nuevo PSOE (sobre todo con Zapatero) se basa y alimenta. Lo que ocurre es que ésto es Europa, y es más difícil establecer las ideas socialistas de verdad, y en ello están, intentando establecer un Estado poderoso, fuerte, que ostente el poder en todo tipo de actividades económicas y sociales, y pactando con quién sea por tal de alcanzar el poder, aunque ello cueste la unidad de España y el bienestar y progreso del país.

4.Publicado por mentalmente el 06/05/2022 13:45
Buenas a todos,

El socialismo, algunos lo defienden como una ideología de beneficio colectivo sobre individual.

La ideología puede decir lo que quiera, el resultado que hemos conocido en la historia, es el beneficio de una minoría a través de engaños, y a costa del perjuicio de una mayoría. Y normalmente, su esclavitud frente a esa minoría.

Pero muy pocos quieren progresar. Muy pocos quieren hacerse las preguntas para determinar cuáles fueron y son los errores cometidos en la historia.

Son muchos los errores que se cometen, no es solamente cuestión de detalles, que también serían importantes.

Uno de los errores característicos de las ideologías de resultados de sociedad, es el egocentrismo. Un egocentrismo que lleva a posicionamientos totalitarios.

Un ejemplo de lo que quiero decir sería, por ejemplo, si yo quisiera discutir sobre que yo opino que el socialismo es malo, a alguien que se define como socialista no le va a hacer gracia y se ofendería normalmente. Esto puede que se vea como "normal" pero no es lógico. Esto es más bien un cortocircuito.

La ideología de resultados enseña a no pensar a quienes la creen, por lo que enseña dogma, enseña culto, tampoco enseña valores, normas de comportamiento. Se dan por sentado erróneamente.

Como se da por sentado que el estado nación seguirá existiendo sin hacer nada. Se da por sentado que el orden cultural, legal, etc. ya establecido seguirá existiendo sin hacer nada para contribuir al mismo.

El seguidor de esos resultados tiende a estar tan concentrado en ellos, que no es capaz de valorar todo lo que ya tiene, ni a sí mismo, ni a las personas que le rodean.

En el fondo poco a poco crece el fanatismo de resultados, irá perdiendo capacidades.

La moral de resultados es destrucción tanto de la moral, como de la inteligencia y sensibilidad artística. Dando como resultado personas menos capaces para cualquier tarea.

No conozco ninguna ideología por la que alguien merezca ser fanático, o interpretar que sea algo personal si otro la critica. Eso es un signo contrario a la inteligencia que se presupone ser parte intrínseca del desarrollo de ideas y de cualquier ideología.


¿En qué momento se convierte en personal una construcción intelectual?

Seguramente cuando la construcción intelectual ha quedado tan bonita dentro de la mente de una persona, y se puede derrumbar cuestionando diversos elementos de la misma.

Aquí seguramente el germen de muchos problemas. El ser inteligente se enamora de sus propias creaciones intelectuales. Se identifica a sí mismo en ellas, entonces se siente atacado ante su cuestión o desmoronamiento circunstancial.

Y mientras rinde culto, no está utilizando la misma inteligencia que en su día uso para construir ese objeto mental. El espacio de trabajo lo tiene ocupado por ese objeto. Entonces esa mente se vuelve perezosa, y se atrofia.

Una vez armado un puzzle no sirve de mucho contemplarlo, es la misma imagen de la caja. Se desmonta, se guarda, y a otra cosa.

Y estamos en una época difícil, vendrán situaciones aún peores, que harán que se desmoronen muchos ídolos. Muchos de estos fetiches intelectuales se desmororarán. Pero esta vez no podrán culpar a los otros.

La culpa será de la tozuda realidad, que un día dejamos de querer reconocer, para aceptar medias verdades edulcoradas.

El nuevo orden mundial que pretenden construir a base de asesinatos, robos y mentiras, no puede durar más de un suspiro, dada su naturaleza contraria a todo y a toda lógica.

Un saludo

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.


 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.




HIENAS Y BUITRES. PERIODISMO Y RELACIONES PERVERTIDAS CON EL PODER


Hienas y buitres es un libro escrito para despertar y movilizar las conciencias dormidas e intoxicadas desde el poder. Leerlo representa un vuelo rasante por encima de los secretos de la comunicación moderna y de los recursos y trucos que utiliza el poder para ejercer el dominio.
Las relaciones entre políticos y periodistas siempre han sido tormentosas. Son dos poderes decisivos que en las últimas décadas han pretendido dominar el mundo. En ocasiones lo han mejorado, pero otras veces lo han empujado hacia el drama y el fracaso. Políticos y periodistas se aman y se odian, luchan y cooperan, nos empujan hacia el progreso y también nos frenan. Son como las hienas y los buitres, que comen y limpian huesos juntos, pero sin soportarse. Al desentrañar el misterio, aprenderemos también a defendernos de sus fechorías.
Los medios son la única fuerza del siglo XXI que tiene poder para poner y quitar gobiernos y para cambiar los destinos del mundo.
[Más]


DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN


Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]





Sindicación RSS Acceso Miembros