Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

Vaticinios terribles con final esperanzador


Nota

Voto en Blanco, uno de cuyos rasgos más notables es haberse anticipado a corrientes y tendencias, describe algunos escenarios que emergen de un análisis del futuro. Algunos datos y detalles de la versión pesimista han sido suprimidos por su dureza. Que al menos sirva para reflexionar en el fin de semana.
---



Los cuatro jinetes del Apocalipsis
Los cuatro jinetes del Apocalipsis
Voto en Blanco tiene un pasado cargado de aciertos, casi profético. En 2004, cuando nadie hablaba del deterioro de la democracia española, de la plaga del mal gobierno y del enorme déficit ético de nuestra sociedad, Voto en Blanco convirtió esa ideas en la línea medular de su misión informativa y editorial. Hoy, cuatro años después, el déficit ético y democrático de nuestro país y su deficiente liderazgo son ya sentimientos compartidos por gran parte de la sociedad española.

Hablamos antes que nadie de las consecuencias gravísimas que traería para España el antiamericanismo de Zapatero, cuyos frutos negativos son hoy palpables; hablamos del aislamiento internacional de España cuando nadie nos creía y nos reímos de proyectos cargados de costoso y pomposo humo como la "Alianza de Civilizaciones". Antes de que lo hicieran los grandes medios, denunciamos la arrogancia del poder político, la corrosiva miseria del nacionalismo vasco y catalán, la degradación de los valores y la degeneración generalizada de la convivencia en España. Desde la primavera del 2004 venimos denunciando el vergonzoso sometimiento al poder de los grandes medios de comunicación y su alejamiento de la verdad. Por último, antes de que la actua crisis se mostrara como la más grave de la historia del capitalismo, afirmamos que más importante que rconducir el capitalismo era rediseñar la democracia, degradada y asesinada por la partitocracia. También vaticinamos que las inyecciones masivas de dinero y las declaraciones de los líderes mundiales, reunidos en deslumbrantes cónclaves de poder, no servirían de nada porque la crisis es de confianza y los políticos son hoy menos fiables que los banqueros y los brokers. Dijimos entonces que los políticos, que son los causantes del problema, no iban a aportar la solución. Afirmamos en su momento que las bolsas seguirían su ruta hacia el foso y que el verdadero problema que afecta al mundo ya no es financiero sino que afecta a la economía real y a la médula del sistema, incapaz de funcionar por falta de confianza y porque ya no existe respeto al liderazgo mundial, transformado en una pocilga.

La actual crisis sólo puede ser analizada razonablemente desde dos escenarios, ambos pesimistas. El menos dramático describe una crisis duradera y demoledora, pero permite pensar que las compresas y remiendos que se le están aplicando a la crisis conseguirán que el mundo, tras recibir una purga de caballo, recupere la senda del crecimiento y continue renqueante, arrastrando su cada vez más pesada carga de injusticia, violencia, desigualdad y déficit ético. Pero si apostamos por el escenario más dramático, los vaticinios son de una dureza extrema y su escenario se parece mucho a los tiempos finales de nuestro mundo, narrados en el Apocalipsis.

Analicemos algunos de los vaticinios que pueden hacerse desde el escenario pesimista. Les advierto que la lectura de los siguientes párrafos puede causar desasosiego y angustia:

  • La crisis económica, en su etapa más intensa y destructiva, durará muchos años, probablemente más de diez, y nadie sabe como terminará.

  • A finales de 2009 tendremos en España casi cinco millones de parados y la cifra seguirá creciendo, lo que significa que en 2010 estarán paradas dos de cada cinco personas con edad de trabajar.

  • La pobreza hará estragos en una sociedad acostumbrada a la opulencia y avivirá los conflictos y revueltas sociales, que convertirán las calles de nuestras ciudades y pueblos en territorios peligrosos.

  • Mucha gente, atenazada por el miedo y la inseguridad, se encerrará en sus hogares y se armará para defenderse de la legión de los delincuentes dedicados al robo, al secuestro y al asesinato.

  • El papel del Estado como instrumento generador de confianza y como garante de la seguridad y la convivencia se debilitará y pronto resultará evidente que el Estado, como está concebido hoy, será percibido no como parte de la solución sino como la médula del problema.

  • Las deudas masivas que están contrayendo los gobiernos para evitar el colapso de la economía no podrán ser pagadas porque no habrá solvencia suficiente. La Humanidad tendrá que recurrir a un terrible "borrón y cuenta nueva" después de que hayan sido exprimidas y arruinadas las clases bajas y medias.

  • Retornarán viejos sistemas ya olvidados, como la autarquía y los aranceles brutales, que pondrán freno a la globalización y al libre comercio. Las sociedades tenderán a fabricar ellas mismas lo que consuman y el comercio se basará más en el trueque que en el intercambio de un papel moneda que no será ya fiable.

  • Ningún país se librará de la crisis, ni siquiera los que son capaces de producir barato y con calidad, porque las sociedades desarrolladas, que son las que comprar esos productos, dejarán de consumir masivamente.

  • La insensatez de nuestros políticos nos llevará directamente hacia la ruina y la sociedad descubrirá con gran dolor que el pésimo liderazgo es la principal causa del desastre.

  • Todas las medidas que están siendo adoptadas por los estados para combatir el caos y la crisis serán ineficaces porque los políticos no se atreverán a aplicar las dos únicas medicinas eficaces, que son el retorno al patrón oro o a cualquier otro sistema que relacione la moneda con la riqueza real, y la regeneración de la democracia y de la vida pública con enormes dosis de ética y protagonismo ciudadano.

  • Los gobiernos, ante la inseguridad y la rebeldía de los ciudadanos, reaccionarán convirtiéndose en más autoritarios, intervencionistas y represores.

  • La lucha ciudadana por eliminar la corrupción y regenerar la política se estrellará contra la resisitencia de los políticos y de sus aliados a perder su dominio, privilegios y sentido del derroche. La obtusa resistencia de los partidos políticos a reformarse provocará baños de sangre en numerosos países.

  • La mayoría de la gente dejará de creer en la democracia y odiará a sus dirigentes. Como consecuencia, surgirán dictadores oportunistas que conducirán a sus pueblos hacia el desastre. Algunos de esos dictadores carniceros serán llamados "anticristos".

  • La lucha entre ciudadanos y poder corrupto tiene un final incierto, pero cabe la posibilidad de que al final del tunel aparezca de nuevo la luz, hacia mediados del presente siglo XXI, cuando la sociedad, muy alejada de la actual prosperidad, renazca con una fuerte carga ética y ampliamente regenerada, casi completamente libre de parásitos y opresores.

  • El miedo, convertido en el gran protagonista de la historia, será derrotado, aunque no definitivamente.

Todo este proceso, parte del cual aparece simbólicamente anticipado en el Apocalipsis de San Juan, será rápido y, una vez concluído, el nuevo mundo que surja de la gran crisis será tan diferente al que conocemos como la noche del día.

Durante todo el proceso, el mundo correrá un gran riesgo de ser destruido, si estallara un conflicto nuclear entre pueblos desesperados, acosados por la pobreza y enfrentados por la envidia, la feroz competencia y las diferencias culturales y religiosas.


   
Sábado, 13 de Diciembre 2008
Artículo leído 2782 veces




Comentarios:

1.Publicado por    Viriato el 13/12/2008 09:24
Ne debería usted escribir estas cosas.

Las conclusiones son deprimentes, pero, desgraciadamente, son posibles y hasta probables.

Viriato.

2.Publicado por Ligur el 13/12/2008 09:44

Señor Rubiales:

Ha puesto usted en orden lo que muchos pensamos y tememos.

Ligur

3.Publicado por Manuel el 13/12/2008 13:01
Ayer vi una película en la que unos chavales alemanes pasaban en seis días de ser unos nihilistas posmodernos a convertirse en un movimiento fascistoide dominado por un "profesor enrollado" con antecedentes anarquistas. No deja de ser una película, pero creo que no se confunde su director al identificar las raíces del totalitarismo y advertirnos de que todas esas circunstancias están presentes en nuestra sociedad.

Hay que atreverse a invocar a nuestros demonios si queremos enfrentarnos a ellos.

Estoy persuadido de que la dinámica social es imparable y que van a ocurrir cosas terribles. Me apena por los inocentes pisoteados, por los sabios enmudecidos y por todo lo bueno que dejaremos en el camino, pero en parte me siento tranquilo: cada vez tiene más sentido para mí tomar partido por la democracia, por la bondad, la belleza y la verdad. De algún modo, los contrastes de la realidad se están intensificando y ser ciudadano está dejando de ser condición pasiva para ser una opción ética de vida.

Todo lo que queda por resolver son tres cuestiones: ¿tendremos la humildad suficiente como para asumir nuestra responsabilidad y nuestro papel como individuos y rechazar la tentación de la irresponsabilidad? ¿Tendremos la honestidad suficiente para no justificar nuestros medios por nuestros fines, para evitar la tentación de la propaganda? ¿Tendremos la honradez suficiente como para no caer en la melancolía o la violencia cuando la realidad supere nuestros íntimos deseos de gloria; en fin: tendremos el valor de enfrentarnos a la tentación del poder?

Si fuera fácil responder a estas preguntas, no habría dicho Dostoievsky que en ellas "se funden todas las insolubles antítesis históricas de la humana naturaleza en toda la tierra". A lo mejor es sólo una experiencia propia, pero entiendo que este artículo es un mojón más en el camino que nos obliga a enfrentarnos a estas preguntas; a responder con claridad qué esperamos realmente de la humanidad y qué estamos dispuestos a dar por ello.

Así pues, ánimo y adelante. Y que viva la democracia.

4.Publicado por Ciudadano español el 13/12/2008 14:07
¡Cuanta severidad para los dictadores por aparecer y cuanta comprensión para los actuales, por todos los santos del cielo!

5.Publicado por vanlop el 13/12/2008 18:09
Como dice Viriato, son posibles y probables y tiene mucho mérito, por lo arriesgado, publicarlas. La lástima es que esto lo leamos pocos y los grandes medios no se lo tomen como propio.

Argentina puede ser un ejemplo de lo que nos espera. La gente aguanta mucho, claro que si varios millones de argentinos no hubieran emigrado, tal vez la gente no estaría tan pacífica. Allí hay sitios donde la gente muere de hambre, cosa impensable en un país con tanta riqueza y nadie se mueve.

La casta política argentina es mucho más miserable y corrupta que la nuestra, que ya es decir, pero la gente traga. Allí la delincuencia es brutal, la gente vive encerrada en barrios fortificados, pero no se sabe de luchas callejeras. La violencia viene de una parte.

Si yo hiciera una profecía pondría ese ambiente, aumentado varias veces, si quieren, pero en un plazo medio, no espero lucha. Unos políticos corrompidos hasta lo indecible, unos delincuentes organizados en bandas ejerciendo de poder del Estado y unas elecciones periódicas para ver quien se pone. Esto es lo que veo a medio plazo. Lo que no veo es cómo se acabará y se alcanzará esa sociedad decente que dice en el artículo y que llegará necesariamente.

Todo esto ha ocurrido en la Historia, las regeneraciones han tardado varios siglos, claro que los periodos de caída también han durado varios siglos. Serán los historiadores dentro de 1000 años, si para entonces queda alguien, quienes analicen cuando comenzó la caída y cuando la recuperación.

6.Publicado por Jerico el 14/12/2008 17:56
Hay dos temas de los que nadie parece querer hablar que son...

La Superpoblación y la Globalizacion, y son los 2 puntos más importantes en esta Crisis Economica/Fin del Sistema hay ahora.

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros