Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

Sea decente y patriota; desprecie a los políticos


Nota

No todos los políticos son malos, pero todos son culpables porque el que no está implicado en la corrupción y el abuso es cómplice por su cobardía y silencio. La única forma de acabar con esa lacra es el rechazo abierto del ciudadano a esa clase política contaminada y dañina, un rechazo activo que debe manifestarse en todos los ámbitos de la vida, desde las urnas a los actos públicos, desde la relación personal a la creación de opinión. Es la única manera de ponerlos de rodillas y de obligarles a que valoren al ciudadano, que es el soberano del sistema, y a que respeten una democracia que han transformado, traidoramente, en una sucia dictadura de partidos.
---



Sea decente y patriota; desprecie a los políticos
Por desgracia para todos nosotros, ser patriota en España conlleva el deber de despreciar a los políticos y hostigarlos hasta conseguir que nos devuelvan la democracia que nos han arrebatado y prostituido.

Hay cientos, miles de razones que justifican y convierten en justo y necesario el desprecio a los políticos: han arruinado el país; se han endeudado hasta la locura; se han atiborrado de privilegios y ventajas; han despilfarrado; han hecho pagar a los más desprotegidos, a las clases medias y a los empresarios, la durísima factura de una crisis que ellos mismos han generado; han trucado y envilecido concursos públicos y oposiciones, beneficiando a sus amigos y marginando a los adversarios; han falseado las cuentas públicas y ocultado deudas y despilfarros; han permitido, olvidando sus obligaciones reguladoras, que los bancos practicaran la usura, vendieran productos financieros basura y repartieran hipotecas como si fueran churros; han convertido el Estado en un refugio para sus parientes, amigos y compañeros de la política; han infectado al país de corrupción; han incumplido todas las leyes y reglas de la democracia; han aplicado desigualmente la ley, beneficiando a los amigos y aplastando a los adversarios, han estimulado los nacionalismos y los independentismos, sólo para conseguir sus votos y seguir mandando; han comprado votos, voluntades, instituciones y empresas con dinero público; han invadido y ocupado la sociedad civil, privándola de la independencia y de la fuerza que necesita en democracia para servir de contrapeso al poder político; han mentido a los ciudadanos, que son los soberanos en democracia; han desprestigiado a España en el concierto mundial; han llenado el país de desempleados, pobres y gente presa de la desesperación y la tristeza; han incumplido muchos mandatos constitucionales, desde el que garantiza la igualdad ante la ley hasta los que aseguran trabajo y vivienda para los ciudadanos; han corrompido con dinero y privilegios a los sindicatos, a la patronal y a buena parte de la prensa; han arruinado a miles de empresas y empresarios autónomos; han incumplido la ley no pagando sus deudas; han relegado la educación, haciendo de España uno de los países peor formados del planeta; han convertido a España en refugio y oasis para bandas de delincuentes internacionales; han preferido desmontar el Estado de Bienestar y rebajar prestaciones tan básicas y necesarias como la sanidad y la educación, antes de renunciar a sus privilegios y de suprimir la financiación, a cargo del Estado, de sus partidos políticos; han arruinado la seguridad ciudadana y la convivencia, utilizando a la policía como guardaespaldas y para defender sus propios privilegios elitistas; han asesinado la democracia, convirtiéndola en una sucia oligocracia de partidos; han liquidado la esperanza, la confianza, la cohesión y gran parte de los valores y principios que nos garantizaban la decencia y el orgullo como pueblo.

Si después de todas esas fechorías, comprobadas y demostradas, usted sigue respetando a sus políticos, sean del color que sean, es que tiene alma de esclavo y ha perdido esa dignidad suprema del ciudadano que le impide delegar aspectos tan indelegables como la voluntad política y la decencia.

Despreciar a los políticos significa nunca darles la mano, ni presentarles a nuestras familias; jamás acudir a actos públicos en los que ellos estén presentes; no votarlos nunca, ni confiar en sus promesas, ni votar lo que ellos recomienden, ni entregarles voluntariamente nuestro dinero, ni otorgarles admiración, confianza u obediencia; no ser audiencia de los medios que ellos manipulan y sentirse obligados a abuchearles y pitarles cuando comparezcan en público.

Son castigos ciudadanos llenos de dignidad, cuyo fin es obligar a los políticos a que respeten la democracia y las reglas del juego político. Nuestro deber de ciudadanos exige rechazarlos sin descanso y despreciarlos hasta que cambien de rumbo, renuncien a su impunidad práctica y demuestren que los canallas, sinvergüenzas y chorizos que están incrustados en sus filas han sido sentados ante los tribunales.

Ni siquiera merecen nuestros impuestos ni nuestro esfuerzo ciudadano porque, mientras sus filas estén pobladas de chorizos, no está garantizado que esos dineros del pueblo no sean empleados para enriquecer a los más corruptos o para financiar privilegios inmerecidos, lujos incosteables y compra de votos y de voluntades. Un ciudadano, cuando se siente rodeado de corrupción y ha perdido la confianza en sus instituciones, sólo paga impuestos por temor al castigo, nunca con la generosidad del contribuyente solidario.

El rechazo y el desprecio a los políticos son un castigo directo del ciudadano a una casta política que ha demostrado su fracaso y su indecencia hasta la saciedad. Debe aplicarse a aquellos políticos que no han pedido perdón, ni han rectificado su deriva encanallada, ni han demostrado su voluntad de regenerar la democracia española. Ese castigo es el camino más directo y seguro para acabar con el abuso y la corrupción y para establecer los cimientos de la regeneración.

Para cualquier ciudadano decente, despreciar a los políticos que han hundido a su país e infectado la sociedad no es una opción sino un deber.

- -
Domingo, 2 de Octubre 2011
Artículo leído 1149 veces




Comentarios:

1.Publicado por ASI SEA el 02/10/2011 11:16
hoy creo que a este articulo solo se le puede comentar con un : ASI SEA

2.Publicado por Eugenio Este el 02/10/2011 13:21
En medio del rebaño que trisca herbajos resecos del terruño asolado en que han convertido sus amos el primitivo prado, se oye alguna voz que intenta hacer ver a las soñolientas ovejas la situación de opresión y abuso en que se encuentran.
Algunas ni lo escuchan, otras detienen la rumia y se paran a pensarlo y meditan. Finalmente, mientras algunas callan y desesperan, el resto piensa: Y si nos rebelamos, ¿no perderíamos también los pocos brotes que quedan y azuzarían ellos a sus perros para controlar el rebaño?.

Tanto los pastores del zurrón azul como los del rojo, observan todo, sonríen y piensan -Será dificil que se nos escapen-.

3.Publicado por Dr. FRICXS el 02/10/2011 18:05
Un AMEN más grande que la catedral de la Sagrada Familia, de Barcelona.

4.Publicado por vanlop el 02/10/2011 21:10
Compruebo con satisfación que cumplo casi todas las recomendaciones que dice D. Francisco y que es casi lo único que podemos hacer. Pero me temo que a los políticos no les afecta demasiado. Es el precio que tienen que pagar por ganarse el "jornal". Lo mismo que nosotros tenemos que aguantar ciertas cosas en nuestros trabajos, ellos también.

La diferencia es que nosotros nos acostamos a dormir con la tranquilidad de haber cumplido con nuestro tabajo y ellos... también. Porque ellos son de una casta distinta, ellos consideran que tienen derecho a disfrutar y a ser servidos por los demás. Ellos consideran que la ruina que tenemos es algo necesario para que puedan llevar una buena vida. El dinero o los bienes que disfrutan se los merecen y así sucesivamente.

Si fueran como el resto de la gente, les remordería tanto la conciencia de haber contribuido a la ruina de tanta gente, que estarían en tratamiento siquiátrico. Ninguna persona normal puede hacer lo que han hecho muchos de estos y quedarse tan fresca.

5.Publicado por Miqueas el 02/10/2011 23:27

Se puede decir más alto, pero no más claro. Lo hemos comentado todos los participantes y ahora lo vemos impreso en forma de artículo.

La gran verdad es que los políticos “trabajan” para sus intereses haciéndonos creer que se interesan en lo de los demás. A partir de aquí sólo nos queda un objetivo, cómo echarlos de los lugares que ocupen buscando, en su lugar, a quien se comprometa a transformar la política en algo digno y al servicio de la comunidad. El primer paso será el voto en blanco. Veremos cuáles pueden ser los siguientes.


6.Publicado por chistes el 03/10/2011 01:33
Muy buen articulo, totalmente de acuerdo.

7.Publicado por Antonio el 03/10/2011 16:39
Dicen que la injusticia triunfa ante la cobardia de los oprimidos. Yo digo más, la injusticia triunfa y se justifica, si los que están oprimidos callan por miedo, por comodidad, por individualismo.

No escarmentamos, llegará el 20 de noviembre y se acudirá a las urnas. Unos por cobardía, otros porque aún no se han enterado. La realidad es que todos pagaremos el pago de la falta de responsabilidad política y cívica de los españoles.

Spy de las misma opinión que lo que se expone: espalda a las urnas, espalda a los actos públicos, espalda a la familia Real, no acudir ni siquiera a los festejos populares. Seamos conscientes de lo que nos estamos jugando y peor aún de lo que estamos perdiendo.

No hay nada mejor que un periodo preelectoral para ver como no solo nos toman el pelo, sino que nos toman por estúpidos ¿lo seremos?
http://ultimasnoticiaspress.blogspot.com

8.Publicado por votoenblancocomputable el 04/10/2011 01:23
http://votoenblancocomputable.org/

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros