Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Información y Opinión

Los políticos y los robots, las peores amenazas para la raza humana


Nota

¿Tiene nuestro mundo solución mientras siga siendo gobernado por mediocres sin ética ni grandeza? Nuestro mundo está plagado de riesgos y amenazas: guerra, corrupción, injusticia, desigualdad, terrorismo, pobreza, crisis económica, pero ninguno de esos peligros son tan terribles como los políticos y los robots, las dos peores plagas del planeta y las únicas que pueden destruir realmente la civilización. Pero, curiosamente, la solución de esos dos males podría llegar de la "fusión" entre el político y el robot en un mundo futuro donde una inteligencia artificial avanzada y de moral garantizada sea la que tome las decisiones y gobierne con la sabiduría, imparcialidad y grandeza que hoy no se encuentran en la clase política.
---



Los políticos se han constituido en una casta aislada y ajena al ciudadano, que se ha apoderado del mundo y lo gobierna sin piedad y sin tener en cuenta el bien común y la felicidad de la población. ¿Por qué las cosas son como los políticos quieren y no como los ciudadanos necesitan y desean? Los políticos se han blindado, convertido en casta, aislado y transformado, de hecho, en el peor enemigo de la ciudadanía, de la Humanidad y de la civilización.

El robot llega con ímpetu a nuestro mundo y amenaza con asumir la mayoría de los puestos de trabajo que hoy desempeña el ser humano, generando un reguero de desempleo, inquietud y pobreza. El robot inteligente, todo un avance tecnológico que podría hacer avanzar a la Humanidad hacia la felicidad y el bienestar, es más bien una terrible amenaza porque el mundo está gestionado por políticos insensatos y egoístas que no son capaces de gobernar con justicia, sabiduría y amor.

El mundo tiene que cambiar para hacer frente a esas dos amenazas y a otras muchas que enturbian el futuro, pero ¿quien consigue mover la resistencia de unos políticos, que se han atrincherado en los estados y que desde el poder político y económico imponen sus criterios a la ciudadanía y arruinan la felicidad y el progreso?

Antes, los dirigentes eran verdaderos líderes , seleccionados entre los mejores o educados de manera concienzuda para ejercer el poder. Durante siglos, los reyes, emperadores y nobles eran gente distinguida y preparada, pero hoy el mundo está en manos de mediocres educados y formados políticamente en esas inmensas fábricas de mediocridad y ambición desmedida que son los partidos políticos. De esas forjas miserables están surgiendo los dirigentes que controlan el mundo y que demuestran a diario su incapacidad más absoluta para encontrar recetas que solucionen los grandes problemas de la Humanidad. En algunos casos, la mediocridad es tan intensa que los políticos empeoran y pudren todo lo que tocan con sus manos o con sus cerebros dañados o enfermos.

La necesidad de una nueva política, una cultura actualizada y un nuevo orden mundial es indiscutible, pero darle forma no es fácil porque las clases poderosas, que han forjado el mundo actual a su gusto, para que les beneficie solo a ellos, se han transformado en un miserable obstáculo que impide la evolución del mundo hacia el bien.

Los americanos, los chinos, los rusos o los países islámicos tienen unas prioridades y visiones completamente distintas y difícilmente compatibles. Nadie lidera el mundo con un plan preconcebido porque las decisiones son egoístas, interesadas e inmediatistas, sin visión de futuro. El mundo actual se torna cada día mas injusto e ingobernable y nadie sabe como remediar ese avance hacia el caos o la destrucción. El mayor problema del mundo son los políticos y su falta de sabiduría, ética y liderazgo.

Muchos piensan que la política no tiene remedio y que la corrupción, la injusticia y la arbitrariedad siempre van a anidar en los palacios del poder porque el poder corrompe y el hombre es frágil. Sin embargo, muchos pensadores empiezan a vislumbrar un mundo futuro en el que el gobierno sea desempeñado por máquinas capaces de aplicar la ley y adoptar decisiones con precisión y eficacia, sin posible corrupción y sin las suciedades y arbitrariedades tan propias de nuestros actuales políticos.

Solo esa inteligencia imparcial y sin pasiones podrá ejercer con garantías un liderazgo justo, actuar como policía internacional, controlar las pasiones para evitar los conflictos y gestionar un mundo que ya tiene mas de 60 millones de refugiados y en el que cientos de millones de pobres sueñan con invadir a los países ricos y apropiarse de sus recursos. Este mundo, sin duda alguna, caminará hacia el abismo si se deja en manos de los actuales políticos.

Unicamente un robot inteligente, sin pasiones ni debilidades podrá solucionar dramas como la escasez futura de trabajo, con cientos de millones de nuevos desempleados a los que nadie sabe como mantener en paz y con sus necesidades cubiertas. Nadie sino una inteligencia desapasionada y dotada de valores artificiales podrá evitar las guerras de exterminio que amenazan al mundo. Nadie duda que con un robot al frente del poder mundial, se acabaría con la pobreza, la corrupción el terrorismo, la injusticia y el sinnumero de calamidades, abusos y miserias que han sido creadas por los actuales políticos, los mayores fracasados de la Historia humana.

Que le pregunten a los españoles lo que piensan de una inteligencia artifial que gobierne su país y tome decisiones para frenar la injusticia, el abuso de poder, la corrupción y el odio que segregan los nacionalistas. Muchos, entre los cuales estoy yo, votaríamos por un robot mejor que por mediocres que representan un suicidio ciudadano, como los Rajoy, los Sánchez, los Iglesias y otros.

Francisco Rubiales


- -
Martes, 11 de Octubre 2016
Artículo leído 777 veces




Comentarios:

1.Publicado por SALVADOR el 11/10/2016 08:29
EL PROBLEMA NO SON LOS POLITICOS , SINO EL SISTEMA QUE NOS IMPONE ESTE TIPO DE POLITICOS Y NO OTRO.

En 1968,el burocrático, torvo y ramplón tardofranquismo invitaba a huir del país.
La fase mágica (y terrible a la vez) de la Transición, 1975-82, sí que fue fascinante, pero pronto volvió a imponerse la tendencia al amiguismo, al clientelismo, a la corruptela (que deriva a la corrupción) que desde siempre corroe la vida política española. La partitocracia de las listas cerradas, de la falta de separación de poderes, la falta de representación del elector,del cuñado asesor y de las obras públicas a dedo se adueñó de un país que ha acuñado palabras intraducibles a otros idiomas: el cacique, el paniaguado, el cesante, el estabulado, el pelota, el enchufado...

Ahora que todo ello ha acabado en el triste circo de los últimos meses, me parece que la reforma del sistema caduco debería imperativamente pasar por un sistema electoral ( con elecciones separadas al legislativo y al ejecutivo) que obligase a cada diputado -con cara y ojos- a rendir cuentas personalmente ante un distrito electoral del que sería único representante. Sin leyes D'Hondt ni elementos territoriales : lo más cercano a 'un ciudadano, un voto' posible. ¿Hay 350 escaños y unos 36 millones de electores? Pues 350 distritos de unos 100.000 electores, y hecho. (Con 20 para el voto en el extranjero, y redondeando arriba o abajo cada 50.000 personas por provincia). Y que cada palo aguante su vela: ya verían como esto se enderezaba y limpiaba.

Es la unica medida que asegura represetacion de la nación. Con unas elecciones de este tipo para el legislativo y otras de ámbito nacional para escoger el poder ejecutivo, hechas en distinto momento, separas los poderes de raíz. ¿ves un problema al que halla dos elecciones? Ignoras entonces que para cada poder es necesario que haya unas elecciones para cada uno. Las listas abiertas son una fórmula más para que no haya representación de la nación ya que sigues refrendando unas listas ya elaboradas, tu solo escoges el orden de los listados. Para que haya democracia tienda que haber separación de poderes y representatividad.

El sistema mayoritario de distritos uninominales es el sistema de representación por excelencia, a diferencia del sistema proporcional que impide la representación al nombrar el jefe de partido a los diputados en la lista de partido, e integra a las masas en el Estado, creándo así la oligarquía del Estado de partidos. En el sistema electoral por distritos uninominales elegimos a nuestro diputado, que no es designado por el partido, se puede presentar libremente, el distrito es de los ciudadanos. Al ser los ciudadanos los que eligen al representante, éste está sujeto al mandato de los que le eligieron, los ciudadanos.

Olvídense de que esta idea cuaje en la clase política, por eso no hay que delegar en ellos el cambio, porque no les beneficia, el cambio está en las personas , y se empieza por no participar en el régimen. Por lo tanto es verdad que es de ilusos intentar una reforma, sólo cabe la ruptura con el régimen.

" EL PROBLEMA REAL NO SON LOS DIRIGENTES QUE TENEMOS SINO EL SISTEMA QUE LOS MANTIENE."

2.Publicado por SALVADOR el 11/10/2016 08:33
Tenemos la obligación histórica y moral de arrebatar el poder a la casta política que ahora se aferra al poder (y que por tanto lucha para no perderlo) para ponerlo en las manos de quienes siempre debieron tenerlo y que no son otros que los ciudadanos, a través de sus representantes electos, para que recompongan esta vieja y maltrecha nación.

El sistema de representación y separación de los poderes nos dará la fuerza suficiente como para enfrentarnos con dignidad a los futuros retos que la humanidad habrá de encarar. La debilidad se encuentra precisamente en aferrarse y abrazar el falso paternalismo de las oligarquías de los partidos estatales.

3.Publicado por vanlop el 11/10/2016 10:46

La ciencia ficción a especulado sobre los robots casi desde el principio, unos doscientos años. Pero es en los treintas del siglo pasado cuando verdaderamente la especulación se vuelve masiva. Por tanto se ha analizado el problema desde todos los ángulos y el resultado no es muy favorable para los robots.

En el aspecto de los robots benéficos se llegó a la conclusión que nos convertirían en seres completamente pasivos y sin iniciativa, pues nos impedirían hacer nada que nos supusiera un peligro real o que la máquina pensara que podía hacernos daño. Eso es la muerte del ser humano pues nuestra vida está basada en riesgos y cada uno toma el que considera razonable.

La otra, de la que ya se está comenzando a trabajar, es lo que se relata en las películas de Terminator. Ya hay países con el desarrollo de armas autónomas muy avanzado. No creo necesario insistir en eso ya que todos conocemos las películas.

La mediocridad de los políticos está induciendo a la creación de armas autónomas y si la creación de una máquina benéfica les fuera favorable, ya se habrían puesto a ello. Lo que pasa es que una máquina de este tipo impediría que la casta pudiera medrar y eso es lo último que ellos quieren.

El gran problema es que los políticos o los que mandan en ellos, tanto da, están creando un nuevo orden mundial. El gran problema es que lo están creando, no teniendo en cuenta las peculiaridades de cada cultura y tratando de conseguir un respeto mutuo, sino destruyéndolas y creando una cosa sincrética que sólo gusta a las mentes débiles que aceptan y se entusiasman con el camino fácil.

Un nuevo orden mundial basado en el dinero y en a forma de obtenerlo con el menor esfuerzo. Y lo mejor para hacer las cosas sin esfuerzo es que las hagan otros. Y que mejor que las máquinas. Por eso se están sustituyendo a los trabajadores por máquinas. De momento, en tareas repetitivas, consiguiendo dos efectos: que las máquinas lo hagan mucho mejor y dejando en paro a los obreros que sustituyen. El problema es que esos obreros son de inteligencia corta lo que implica que sólo son capaces de hacer tareas que hacen las máquinas, con lo que muy pocos pueden escapar al paro.

Y entonces se les da un subsidio y se les tiene aparcados sin hacer nada pero cobrando el mínimo imprescindible y si se les cuentan las cosas adecuadas son una fuente inagotable de votos.

De modo que las máquinas quitan la poca dignidad que nos han dejado y los políticos tienen unos aliados eficaces para seguir mandando. La asociación máquina-político es una cosa bastante mala. Tiene lo peor de los dos.

Salvador

El sistema uninominal en cualquier país da buenos resultados, pero aquí no. Las regiones separatistas suman unos diez millones de habitantes, lo que supondrían unos cien escaños y no es difícil suponer que los separatistas sacarían como 90, pero como el separatismo también se da en otras regiones, nos podríamos encontrar con más de cien diputados separatistas, casi la tercera parte. Ya me contará que tipo de política se puede hacer con la tercera parte del parlamento deseando romper el país y además, con los partidos de izquierdas muy comprensivos con el nacionalismo. Serían capaces de votar la disolución del país.

Pero claro, el gran problema es de cultura, es no educar a la gente para que se convenzan que los separatismos son un anacronismo muy perjudicial para ellos mismos, porque aquí los políticos claman contra el separatismo, pero en la "intimidad" los favorecen. Esto es una locura, una parte del país entienda que o bien tienen derecho a la "libertad" de formar un país propio y otra parte entienda que hay que facilitar la autodeterminación, que sólo puede conducir al desastre.

El sistema electoral actual lo que hace es trampear la situación, nos mantiene en la mentira y así vamos tirando. Al fin y al cabo, llevamos cuarenta años de mentiras y como ocurre siempre, cada vez tienen que ser mayores para mantener la ficción.

4.Publicado por SALVADOR el 11/10/2016 11:46
Sr Vanlop: Ud. da por sentado que en todas las regiones separatistas, se votaria a diputados separatistas, yo no lo tengo tan claro, pues dudo que toda la gente que vive en el País Vasco, Cataluña, Galicia, Valencia etc, sean todos independentistas. Luego se tendrían que poner de acuerdo en que tipo de independentismo quiere cada uno, no es tan fácil.

Con un Presidente de Gobierno elegido por mayoria absoluta,( si hiciera falta a doble vuelta), por todos los españoles se acababa el problema nacionalista.

El “derecho a decidir” o “derecho de decidir” es una falacia, es mentira. Lo peor no es que los nacionalistas catalanes crean que tienen derecho a decidir la autodeterminación de Cataluña. Lo peor es que todo el resto de la prensa, televisión, radio, la universidad, los notables, las clases dirigentes, las élites, no hay nadie fuera de Cataluña que no sostenga que eso es verdad. Todos creen que el derecho a decidir existe de verdad en Cataluña para que los catalanes decidan si quieren o no seguir en España. Eso es mentira.
Una cosa es que en la democracia todos tienen derecho a decidir las cuestiones que la democracia somete a la voluntad de un colectivo que es el pueblo gobernado. Si es bajo un gobierno democrático, el derecho a decidir puede someter a la opinión en las urnas de todos aquellos a quienes incumbe ese derecho a decidir. Pero lo que decide la democracia jamás es la existencia o inexistencia de naciones independientes , desde el Renacimiento no hay un solo caso en el que el derecho a decidir haya creado una nación independiente.

La mentira es la de España entera, la universidad, los medios de comunicación, el tribunal constitucional, el tribunal supremo, el gobierno, la administración pública… todo el Estado español entero. La sociedad civil española entera, equivocados. Todos. No existe ningún derecho a decidir una cuestión como la creación de las naciones porque eso es un hecho que lo crea la Historia y no es un hecho voluntario. No se crea por voluntad de nadie.

5.Publicado por pasmao el 11/10/2016 16:29
Interesante debate.

Sobre los robots estoy completamente de acuerdo.

Y sobre el voto y la representación cómo dice Salvador también.

Respecto a lo que pudieran decir 100 posibles diputados separatistas no lo tengo tan claro.

Partiendo de que habría que liquidar a las Taifas porque su representacíon no tiene sentido, si la tendrían sus ciudadanos a través de los diputados en el congreso nacional.

1-Doy por hecho que la sanidad, educación, justicia y la TV pública (mejor que no existiera) estaría en manos del gobierno central.. si se les controla el presupuesto atándolos en corto, prohibiendo embajadas, .. a medio plazo el fervor separatista, al dejar de alimetar a la bestia desapercería.

2-También existirían diputados por otras partes de España que no se dejarían amilanar por que lo manda el partido. Y me refiero, por ejemplo, a ese PSOE de Andalucía, Murcia, Castilla, Extremadura...

3-No creo que incluso en las circunscripciones ligadas a las zonas mas separatistas los diputados ganadores, excepto si eran de la parte mas CUP, BILDU.. y esos serían pocos se dedicaran a hacer el idiota.
Un diputado nacionalista estilo CiU o PNV que disputara en la segunda 2ª vuelta en su circusncripción contra unos de Esquerra/CUP o de la la cosa bilduetarra, algo que podría ser bastante posible; se dedicara a ofender gratuitamente al voto españolista cómo hemos visto hasta ahora.
Se presupone una cierta seleccion natural, inteligencia.. para llegar a esa situación. No sería el mas idiota y cretino de nuestro compañero de clase.

4-Incluso en el caso de que salieran de BILDU o de Esquerra siempre habría una minoría españolista activa y un alguien de los PNV.. CiU dispuesto a llevarse ese escaño en las siguientes elecciones.

De la misma manera nos encontraríamos a diputados españolistas que harían un discurso bastante cercano a los PNV-CiU .. y en algunos momentos abrazarían tesis separatistas.

5-Por el mismo motivo nos encontraríamos a genetes estilo Gil y Gil, Ruizes Mateos, Labordetas.. que irian por libre en determinados sitios.

Nada que no haya pasado y pase en Francia, UK...

Por lo menos sabríamos donde estaba cada uno:
- a la hora de votar una ley
- o una comisi´n de investigación por un caso de corrupción.
-.. etc, etc..

Y si en su discurso electoral habían dicho lo contario, o lo explicaban muy bien, el cambiazo, o nos atendríamos alas consecuencias

Y eso ya es mucho.

un cordial saludo

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros