Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Colaboraciones

EL FESTIVAL DE LOS TRUHANES


Nota



EL FESTIVAL DE LOS TRUHANES
Muchos países occidentales que en teoría debieran ser democráticos, entre ellos la España de Zapatero, son hoy auténticos paraísos para truhanes, territorios ideales para hacerse rico con rapidez, en los que la ley no es igual para todos, donde no se mira la procedencia del dinero con tal de que se invierta, sitios donde la justicia es ineficiente y desigual, en los que los poderosos saben gestionar la corrupción y los mafiosos pueden ocultarse en chalets acorazados y disfrutar de la vida.

España es el país de Europa donde hay más mafias armadas y bandas callejeras robando, secuestrando y asesinando ciudadanos, la nación donde los separatistas no se van porque se perderían el festín de las ventajas impunes y del dinero público, la sociedad atolondrada y sometida que permite una sobrecogedora densidad de políticos ineptos, enchufados, corruptos y vividores que, sin trabajar, cobran del erario público.

Aunque la propaganda gubernamental lo oculte con la colaboración de las televisiones y medios de comunicación sometidos al poder público, las estadísticas y los rasgos delictivos separan a España cada día más de Europa y la acercan a países de América latina como Colombia, México y otros.

También es la España actual el lugar de Europa donde la democracia se ha deteriorado con más rapidez, el país donde los políticos tienen peor imagen, donde la policía, los jueces y los partidos políticos son señalados por los ciudadanos como los grupos e instituciones más corruptas... sin que ocurra nada, sin que ´nadie dimita.

España ocupa los primeros puestos de Europa en número de ciudadanos encarcelados. Cuando desapareció el "represivo" franquismo, había menos de 15.000 presos en las cárceles españoles, mientras que hoy la tolerante democracia tiene encarcelados a casi 100.000 ciudadanos y construye cárceles con la misma rapidez que Franco construía pantanos. La España de los truhanes posee también el record europeo en desempleados (en ruta hacia los cinco millones), en destrucción de empresas (más de 300 al día), en densidad de funcionarios y enchufados viviendo del Estado, en desprestigio del sistema político, en desprecio a la clase política, en tráfico y consumo de drogas, en alcoholismo, en abortos, en fracaso escolar, en número de coches oficiales, en persecución y marginación de los que hablan el idioma común (español), en prostitución, en número de bandas y mafias operando en las calles, en abusos e irregularidades urbanísticas... y en muchas otras pillerías y comportamientos propios de sinvergüenzas sin valores ni principios.

La impunidad que nuestra confortable y humanitaria España brinda a tanto sinvergüenza, sea ministro o guardacoche, de esos que te indican cómo y donde aparcar el auto a cambio de una moneda, es tan sorprendente como incompatible con la decencia y con la verdadera democracia.

Algunos culpan del desastre al Monarca, al que atribuyen un deber que, probablemente, no tiene: el de cuidar que la Constitución, violada a diario, se cumpla. Otros muchos culpan del fracaso moral, económico y político a la sociedad española, poblada de cobardes sometidos, incapaces de exigir sus derechos y de expulsar del poder a los muchos truhanes que lo acaparan. Pero la mayoría culpa a los políticos, que han sido cualquier cosa menos ejemplares.

Los "ejemplos" ofrecidos a los españoles por la "casta" política desde la muerte del dictador han sido descorazonadores y dignos de figurar en el libro Guinnes de las vergüenzas políticas: unos constitucionalistas que redactaron una Constitución que en lugar de la democracia consagraba una oligocracia de partidos, llena de ventajas para los políticos profesionales y sin espacio alguno para el ciudadano; un Felipe González que convirtió la pillería y la corrupción en un sucio virus que logró infectar a una sociedad española que, engañada, por entonces no tenía defensas frente a los truhanes; un José María Aznar que, en vez de regenerar la sociedad, calcó en su mandato la arrogancia, la degeneración y el diseño elitista del anterior gobierno socialista, al que superó en desfachatez al implicar al país en una guerra como la de Irak, en contra de la voluntad mayoritaria de los españoles; un Zapatero que ha superado a todos sus predecesores en engaños, mentiras, trampas y falsedades, impulsor de un Estatuto de Cataluña que dinamita la solidaridad y la igualdad, valores garantizados por la Constitución, que negó la existencia de la crisis para ganar las elecciones de 2008 y que ni siquiera siente nauseas al coaligarse con presuntos adversarios ideológicos, nacionalistas excluyentes y separatistas, con tal de mantenerse en el poder.

La cúspide del Carnaval Español de los Truhanes está ocupada, con todo mérito, por los partidos políticos, entidades que nacieron para facilitar la participación de los ciudadanos en la política y para hacer llegar la voz del pueblo hasta los santuarios del poder, pero que ha abandonado toda intermediación, convirtiéndose en aparatos puros de poder, acaparadores de privilegios, refugios de mediocres y baluartes impunes e invencibles que hoy representan ya el mayor obstáculo para que la verdadera democracia impere y para que la sociedad se regenere.

Los partidos políticos son cada día más todopoderosos y arrogantes en su política de marginación de los ciudadanos y de transformación de la democracia en una despreciable oligocracia. Los partidos compiten entre ellos en el control de la Justicia y se disputan el derecho a nombrar altos magistrados en los altos tribunales. Hay demasiados políticos corruptos que enriquecen espectacularmente su patrimonio con sueldos oficiales de tres o cuatro mil euros y la corrupción no sólo florece en los pueblos y en los asuntos urbanísticos, sino que se expande en la policía, la Justicia, los gobiernos regionales y en el gobierno central con manifestaciones en las contrataciones, subvenciones, concursos públicos y otros muchos asuntos sucios y contrarios a las leyes, las buenas costumbres y la Constitución.

Muchos demócratas españoles pensamos que en esta España desgraciada conviven de manera impúdica tres grandes rebaños, cada uno ocupando su espacio y desempeñando su trágico rol: el de los pésimos gobernantes, el de los corruptos y el de los sometidos y fanatizados. Hay también un cuarto grupo, el de unos pocos ciudadanos honrados que quieren ser libres y demócratas, pero que no tienen espacio y deambulan por la tierra patria como fantasmas desubicados, pobladores de un mundo en desaparición, gente que, aunque no lo sepa, ha sido catalogada ya como "especie en extinción".


Rubén

   
Martes, 16 de Junio 2009
Artículo leído 934 veces




Comentarios:

1.Publicado por Pablo Caro el 16/06/2009 12:17
Efectivamente, España es desde muy antiguo una gran diversidad de truhanes. Recuerden, sin irnos muy lejos en la historia, que cuando se proclamó la II República el primero de sus presidentes fue un político de derechas llamado Niceto Alcalá-Zamora, y que cuando este fue destituido en mayo de 1936 para pasar a ocupar su cargo de jefatura del Estado, Azaña, éste nombró como Primer ministro o Presidente del Gobierno a otro político también de derechas, pero galleguista (visionario de una República de Galicia independiente), quien como tal Primer Ministro, organizó el referéndum sobre el Estatuto de Autonomía de Galicia (el tercero propuesto durante la República tras los de Cataluña y el País Vasco), el cual fue aprobado el 28 de junio de 1936.

Y algo por el estilo le pasó al político franquista, de derechas y luego fundador del PP., Manuel Fraga Iribarne, que cuando lo eliguieron Presidente de la Autonomía de Galicia, se volvió de la noche a la mañana un galleguista que implantó allí leyes perjudicales para la unidad del Estado al estilo de Puyol en Cataluña.

O sea, que truhanes de derechas, hay en España, como mínimo el mismo o equiparable número que truhanes de izquierdas.


2.Publicado por Pepe Lotas el 16/06/2009 12:36
Demoledor relato de nuestra situación. Y no por repetitivo es menos convincente.
Está pasando casi desapercibido lo de los "brotes verdes" de la acartonada Salgado, justito antes de las últimas elecciones. Pocos días después y con todo el morro, esta misma menestra nos cuenta las "verdades del barquero", no tan "verdes". Eso sí, una vez pasadas las elecciones. Lo mismito ocurrió con las cifras del paro dadas ahora y con las "cocinadas" en las elecciones del 2008.
¿Coincidirán los nuevos "brotes suculentos" con las próximas elecciones?.
Hoy, escuchando a Rubalcaba me acordé de su denuncia "...España no se merece un gobierno que mienta...".
Manda guevos

3.Publicado por Syme el 16/06/2009 13:38
Existen esos brotes verdes. Pero son de cesped artificial. Si, de ese que no crece...

4.Publicado por R. M del Valle.Inclán el 16/06/2009 15:19
"Los soldados de ambas riberas roban gallinas mientras esperan la abdicación de la Señora."
(lo escribí glosando los últimos momentos del reinado de Isabel II, antes de la anterior Restauración, pero, con los Borbones, la cosa no tiene fecha de caducidad)

5.Publicado por Albatros el 16/06/2009 15:59

Aunque la definición de "Sátiro" (divinidad campestre y lasciva, con figura de hombre barbado, patas y orejas cabrunas y cola de caballo o de chivo), presagia lo peor para el término "Satiresa", sin embargo cuentan (Alfredo Canedo) que mi poeta favorito, Rubén Darío, se inspiró en uno de los más hermosos cuadros de Durero cuando escribió "Palabras de la Satiresa".

Creo, no obstante, discrepando, que Rubén Darío tuvo una visión de Elena Salgado en los jardines monclovitas, y allí descubrió la realidad de sus brotes verdes, describiéndolos para la posteridad en sus "Prosas profanas y otros poemas".

¡Hélos aquí!

"Un día oí una risa bajo la fronda espesa,
vi brotar de lo verde dos manzanas lozanas;
erectos senos eran las lozanas manzanas
del busto que bruñía de sol la Satiresa:

era una Satiresa de mis fiestas paganas,
etc."

Claro, ¿no?...

Hélos ahí, los famosos brotes verdes de la Excelentísima Ministra.

6.Publicado por habitual el 17/06/2009 03:22
Ruben,
Lo mío no es, precisamente, la excelencia escrita...
Gracias por la descripción de lo que nos está ocurriendo sin miramientos ni propuestas ilusorias.
Para mi desdicha intima y asumida como una losa pesada en los últimos años de la vida... es así, como nos lo cuentas.
Mi referencia a compartir es, cuando menos, ilusionante para los que vengan detrás: es posible una forma de vida mejor (fuimos muchos los que lo intentamos e hicimos realidad durante nuestros contados días... y el olvido total no existe si es parte de la naturaleza).
lb

Nuevo comentario:

Dado el deplorable uso que algunos lectores están haciendo del sistema de comentarios, hemos decidido establecer filtros temporalmente. Envie su comentario para que sea estudiado por la redacción, que decidirá si lo publica o no. Lo sentimos por aquellos que saben debatir sin insidias ni odios.




 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros