Voto en Blanco


Buscar en artículos:

  Un blog para ciudadanos libres, para pensadores independientes, no para fanáticos.


Colaboraciones

BOLIVIA, TIEMPOS CONVULSOS


Nota



Es emocionante, en España, ver a un indio vivo y comedido, proclamado Presidente de una nación hermana de Iberoamérica, mientras otros, entre sus fétidas leyendas negras, los exterminaron sistemáticamente. No ha necesitado el inglés, macroeconomía ni globalización, sólo lleva su humildad aupada por el favor popular que reivindica un status más humano y más justo y con menos desigualdad.

Bolivia tiene un perfil geográfíco el doble de España, pero su demografía apenas llega a los nueve millones; en un territorio de enormes contrastes, algunos viven a cuatro mil metros en las zonas más altas del mundo, con una considerable diversidad de etnias, entre las principales, quechuas y aymarás, sobreviven otras veinte inmersas en estratos de profunda pobreza, el 64%, aunque cuenta con altas cotas de alfabetización y grandes potenciales de fortuna en minería y gas natural.

En 1825, el general Sucre impulsó la independencia del Nuevo Estado que fue a tomar el nombre del propio Bolívar, como indicador del necesario apoyo de la jefatura militar.Ya, al constituirse en República, era un páramo asolado por la guerra y el detrimento económico de cincuenta años.

Hoy, los hechos se repiten y continúa viviendo anclado en el PIB de hace medio siglo. A esta persitente penuria, se une la lesiva inoperancia de que, en 180 años de historia, ha visto unos doscientos golpes militares, motines y sediciones frustradas. Y, ahora, en dos años, ha soportado tres presidentes, dos de ellos defenestrados por la asfixia popular, con numerosas víctimas en las refriegas de policía e indios, con vicisitudes limítrofes a la guerra civil.

Se debate entre dos modos muy diferentes de pensamiento político: la jerarquía instalada que propugna los prototipos del exterior, la sujeción a la economía de mercado y a los aires de modernidad; y, en frente, la mayoría indígena, el 67%, imprime su entidad racial desde su indigencia, mediante propuestas radiales de izquierdas. Son posturas totalmente contrarias. En este ambiente y entre la ambición que pretende mantener sus privilegios, se celebran los comicios de hace unos días, en que ganó el Movimiento al Socialismo de Evo Morales con holgado y unánime apoyo del voto indio, contagiado por el flujo izquierdista de otros países que se derrama por el área, a lo que contribuye el rechazo popular a la política de Bush en Iberoamérica y el convencimiento de que, con Quiroga, no se remontaría la coyuntura de irregularidad progresiva.

La presidencia del indige­nismo de Evo no genera duda de su buena voluntad, pero, sí, temor sobre el tipo de Estado que va a implantar y sobre su capacidad de integración y de responsabilidad nacional. Ha de borrar el desprestigio y la ineficacia de los dirigentes, la corrupción y las viejas formas de partidos y gobernantes anteriores;inyectar el hálito revitalizador a una sana y fructuosa política y regenerar las instituciones civicopolíticas, la economía y los intrincados asuntos de la nación, domeñando a las minorías que exigirán el inmediato cumplimiento de sus generosas promesas electorales. Dirigentes populistas que achacan, a terceros, la pobreza de su nación, para solapar sus fracasos y ambiciones con formas vocingleras y matonas, no son los que saquen el Continente Americano de la regresión y lo conduzcan al progreso y prosperidad. Tal vez, tras el pragmatismo propiciado por Lula y Tabaré Vázquez, podría paliar esta vasta perspectiva de subdesa­rrollo y corrupción.

Se le avecina un tiempo de gran crispación; necesita conducir a su gente y su gobierno por los caminos de un efectivo compromiso con los valores eticojurídicos de la democracia; precisa entablar nuevos estilos de práctica política en una ordenación legal acatada por el poder y la ciudadanía. Bolivia, en esta hora, debe encontrar el consenso, la generosidad, la justicia y la entrega. Si, por el contrario, se desliza por los derroteros dictatoriales de sus socios, Castro y Chávez, formará la peligrosa triada que atenaza la libertad y la fraternidad bajo la tiranía.

Camilo Valverde Mudarra

Franky  
Viernes, 13 de Enero 2006
Artículo leído 968 veces






 Ideario

Ideario

Este blog no es una plataforma de promoción del Voto en Blanco, sino un medio de castigo al mal gobierno y a la política antidemocrática que utiliza el termino “Voto en Blanco” por lo que conlleva de protesta y castigo al poder inicuo.

El voto en blanco es una bofetada democrática a los poderes políticos ineptos y expresa la protesta ciudadana en las urnas cuando padece gobiernos insoportables, injustos y corruptos. Es un gesto democrático de rechazo a los políticos, partidos y programas, no al sistema. Conscientes del riesgo que representaría un voto en blanco masivo, los gestores de las actuales democracias no lo valoran, ni lo contabilizan, ni le otorgan plasmación alguna en las estructuras del poder. El voto en blanco es una censura casi inútil que sólo podemos realizar en las escasas ocasiones que se abren las urnas. Esta bitácora abraza dos objetivos principales: Valorar el peso del voto en blanco en las democracias avanzadas y permitir a los ciudadanos libres ejercer el derecho a la bofetada democrática de manera permanente, a través de la difusión de información, opinión y análisis.


 Podcast






DEMOCRACIA SEVERA. MÁS ALLÁ DE LA INDIGNACIÓN

Lo que hoy llamamos "democracia" es un triste remedo de lo que fue ese sistema en sus orígenes. Los políticos han aprendido a violarla y la han desnaturalizado y desarmado. "Democracia Severa, mas allá de la indignación" (Tecnos 2015), de Francisco Rubiales Moreno y Juan Jesús Mora Molina, es un libro que denuncia la degradación de la democracia y señala las reformas que el sistema necesita para que sea justo y decente y para que los políticos estén bajo control.
A la democracia le faltan piezas de gran importancia: exigencias éticas, controles a los políticos, que deben ser examinados, psiquica y moralmente, por comisiones independientes, auténtica separación de los poderes y otorgar un papel preponderante a la sociedad civil y al ciudadano, que deben influir y, sobre todo, supervisar la labor de los gobernantes, pudiendo, incluso, destituirlos. La impunidad debe acabar, como también la tolerancia frente a la corrupción y esos cheques en blanco que permiten a los políticos gobernar como les da la gana, ignorando la opinión de los ciudadanos, que son sus jefes y los soberanos del sistema.
Democracia Severa, que ya está en las librerías, aporta lucidez, libertad y solvencia ciudadana. Es una reflexión de denuncia que señala los puntos débiles de nuestro sistema y ayuda a la regeneración y a construir un mundo mejor.
[Más]


Las revelaciones de Onakra el escriba de Dios

Este libro, publicado por Francisco Rubiales Moreno, Las Revelaciones de Onakra, el escriba de Dios, no es, como los tres anteriores del mismo autor (Democracia Secuestrada, Políticos, los Nuevos Amos y Periodistas sometidos), un ensayo de pensamiento político, sino una original narración que recoge misteriosas revelaciones sobre la llegada de los primeros ángeles a la Tierra, sus relaciones con las especies vivientes del planeta, el nacimiento de la inteligencia humana y el inicio de esa lucha a muerte entre el bien y el mal que domina la existencia humana, desde el principio hasta el final de los tiempos.
[Más]


Periodistas sometidos. Los perros del poder

Periodistas Sometidos. Los perros del poder (Editorial Almuzara, 2009), el último libro publicado por Francisco Rubiales, ha sido acogido con gran interés por políticos, periodistas y ciudadanos interesados en conocer con detalle la profunda crisis del periodismo en España, el sometimiento al poder de miles de periodistas y de redacciones completas, la agonía del periodismo libre, independiente y crítico y la rotura de la vieja alianza entre periodistas y ciudadanos, sin la cual la democracia deja de existir.
Es el tercer y último libro de la trilogía de pensamiento político que comenzó con Democracia Secuestrada (Almuzara 2005) y continuó con Políticos, los nuevos amos (Almuzara 2007).
[Más]


Políticos, los nuevos amos

Políticos, los nuevos amos es el nuevo libro de Francisco Rubiales, publicado tras el éxito de Democracia secuestrada.

Como afirma el ex ministro Manuel Pimentel en el Prólogo,"Políticos, los nuevos amos afronta el problema de la degradación del poder con extraordinaria valentía, claridad y profundidad".
Pimentel, que recomienda la lectura del libro a los presidentes, ministros, altos cargos políticos, militantes y a cualquier ciudadano inquieto y preocupado por la democracia, lo define como un libro "duro, libre, alejado de lo políticamente correcto, capaz de provocar reflexiones y golpes de conciencia muy dolorosos".
[Más]


Democracia Secuestrada

La rebelión ya ha comenzado. Los ciudadanos quieren regresar del exilio y revitalizar una democracia que está postrada y secuestrada. El ciudadano será de nuevo el protagonista en una democracia auténtica y regenerada. El ser humano está dispuesto a construir a cualquier precio la catedral del futuro. Hay una fuerza desconocida que le impulsa a hacerlo, a pesar de sus cobardías, dudas y fracasos Pero, hasta conseguirlo, tendrá que atravesar desiertos y desfiladeros poblados de peligros y de alimañas dispuestas a defender con sangre y fuego sus privilegios.
[Más]













Paperblog
Sindicación RSS Acceso Miembros